Actualizado 17:21

El último adiós al cementerio de coches de Kaufdorf

el

Hace aproximadamente dos años comenzó a ser noticia en los medios un pequeño pueblo de Suiza llamado Kaufdorf. Las autoridades locales habían puesto sus ojos en él; mejor dicho, en un solar a las afueras que antaño había sido un próspero desguace de automóviles.

El desencadenate de ese súbito interés de los gobernantes hay que buscarlo más de 30 años atrás. En 1975, el propietario, Walter Messerli, se vió forzado a cerrar las puertas de su negocio, dejando tras ellas cerca de un millar de vehículos accidentados en un lugar tranquilo y silencioso. Lo que en su día fue un desguace, se convirtió, con el paso del tiempo en un sosegado y enigmático cementerio de automóviles.

Cementerio de coches Kaufdorf

Y ahora los políticos querían desmantelarlo alegando que era un riesgo medioambiental. Un riesgo simplemente inexistente por un montón de coches desvencijados, dejados a su suerte durante tres décadas, con las ruedas hundidas en la tierra, las carrocerías oxidadas y cubiertas de hongos y helechos, los motores agarrotados, sin una gota de aceite que derramar, atrapados por una vegetación salvaje y sirviendo muchas veces como guaridas de los animales del bosque.

Mientras unos daban la razón a las autoridades, otros, entre los que por supuesto me incluyo, quisieron ver en este lindero del bosque un pedazo de la historia y la cultura del automóvil que, precisamente por el estado en el que se encontraba, merecía el derecho a quedarse tal cual. Pero los jueces se encargaron de echar por tierra esa romántica idea, obligando al desmantelamiento de este peculiar mausoleo.

Cementerio de coches Kaufdorf

Hace un par de semanas se celebró la subasta de estas reliquias. Cerca de 30.000 personas, entre coleccionistas, restauradores y curiosos de media Europa, se acercaron hasta el lugar. Dos terceras partes de los coches encontraron nuevo propietario, entre ellos un Mercedes de 1955 subastado en 17.000 francos suizos. El resto acabará en el desguace. Como recuerdo, dejo esta galería de imágenes. Si quereis echar un vistazo, adelante, pero aviso que lo que vaís a ver no es precisamente un concurso de elegancia.

Cementerio de coches de Kaufdorf

Vía: swissinfo // Autofriedhof Gürbetal
Fotos: snapmania.com/hannes
En Diariomotor: La historia de la granja que guardaba preciosos coches clásicos en su interior I Coches clásicos deportivos abandonados, triste galería de imágenes I Galería de viejos clásicos