Volkswagen Sharan, el gran monovolumen se descubre en Ginebra – Diariomotor http://www.diariomotor.com Tu diario sobre el mundo del motor Mon, 18 Apr 2016 07:25:15 +0000 es-ES hourly 1 https://wordpress.org/?v=4.4.2 Volkswagen Sharan, el gran monovolumen se descubre en Ginebra http://www.diariomotor.com/2010/03/13/volkswagen-sharan-el-gran-monovolumen-se-descubre-en-ginebra/ http://www.diariomotor.com/2010/03/13/volkswagen-sharan-el-gran-monovolumen-se-descubre-en-ginebra/#comments Sat, 13 Mar 2010 20:02:22 +0000 http://www.diariomotor.com/?p=76506

Podría decirse que los grandes monovolúmenes estén en peligro de extinción, especialmente por el tema económico y por la afinidad del público a los compactos, pero las marcas siguen confiando en las cifras para renovar sus familiares más largos. Volkswagen es una de ellas con su nuevo Sharan, que destaco por su espacio interior y por las posibilidades de configurar sus asientos: cinco, seis o siete plazas, a gusto del consumidor.

El Sharan tiene un aspecto muy saludable y una presencia grande, gracias en parte a que ha crecido en las tres dimensiones. Hay tres cosas importantes en un coche así: el espacio interior, el acceso a las últimas filas y las posibilidades que ofrece el maletero. El primer factor es grande, es algo que ya se aprecia desde fuera. De la primera fila no es necesario hablar, la libertad de movimientos está asegurada para los dos ocupantes.

Volkswagen Sharan en Ginebra

Los que suelen tenerlo más difícil son los de las plazas traseras y ahí la Sharan pasa con nota, las cosas como son. Las puertas de siempre han sido intercambiadas por una puerta corrediza a cada lado para dar acceso a la segunda y a la tercera fila. Al mover una de ellas deja un gran hueco por el que entrar sin dificultad aunque la puerta debería ser más sencilla de mover. Hay que hacer una cierta fuerza para abrirla aunque luego desplazarla no cueste mucho.

De un pequeño salto, no apto para gente mayor, se sienta uno en la segunda fila. Los asientos son mullidos y en la versión en la que me senté la calidad era muy buena, habrá que ver el tacto que tienen los tapizados más sencillos. Sentado en el asiento central de la segunda fila se puede ver todo a través del gran parabrisas gracias a que los asientos están elevados.

Volkswagen Sharan en Ginebra

Volkswagen Sharan en Ginebra

Estas plazas traseras cuentan con ventilación, desde el techo, y con unas cómodas asideras para facilitar la salida. Pero lo mejor está en lo que Volkswagen llama Easy Package y que engloba la configuración de la posición de todos los asientos de las últimas filas. En resumidas cuentas sirve para abatir los tres asientos de la segunda fila y los dos opcionales de la tercera fila e incluso reposicionarlos en paralelo al suelo del coche para conseguir más espacio.

La tercera fila, donde puede haber uno, dos o ningún asiento, es la que más se beneficia de este sistema. Un tirador situado a un lado del reposacabezas de cada uno de estos asientos permite abatir el respaldo y “planchar” el asiento en el suelo, formando una superficie plana de la que se beneficia el maletero. Como cada asiento es independiente se pueden abatir según la necesidad, la pega en este caso está en que estos asientos son algo incómodas. De espacio para un adulto no van sobrados pero el que hay es suficiente.

Volkswagen Sharan en Ginebra

2.300 litros de volumen es el máximo espacio de carga que se puede alcanzar deshaciéndose de la segunda y tercera fila de asientos, quedando con ello una superficie plana. Es un valor considerable y, sobre todo, que no sufre demasiadas esquinas que minen el espacio. Además el maletero cuenta con algunos extras como la bandeja cubridora o el espacio extra que se esconde bajo el suelo del maletero nada más sobrepasar su boca.

Respecto a los materiales y los diseños esta Volkswagen Sharan supera con creces a la anterior. Lleva plásticos de una calidad bastante decente y puede, como opción, incorporar diversos apliques en madera o en otros materiales. La pega en este caso, que puede ser ventaja para algunos, es que el diseño del salpicadero y de los paneles de instrumentos es demasiado “calcado” al del resto de Volkswagen.

Volkswagen Sharan en Ginebra

Después de varios años en el mercado la Sharan merecía tener los últimos motores de los que dispone Volkswagen y así es. Para un monovolumen tan grande no hay lugar para menos de 140 CV, los que lleva el 2.0 TDI más básico. Este turbodiésel common rail puede ofrecer también 170 CV como máximo. En gasolina hay otras dos opciones, el 1.4 TSI de 150 CV y el 2.0 TSI de 200 CV. Salvo este último todos ofrecen el pack “microhíbrido” con Start&Stop y frenada regenerativa.

Después de este análisis de las primeras impresiones, el Volkswagen Sharan tiene, hablando en plata, muy buena pinta. Habrá que ver si Volkswagen sabe alcanzar un precio equilibrado en relación con el aumento lógico que sufrirá el precio del Sharan, cuya calidad en casi todos los aspectos ha mejorado.

Volkswagen Sharan en Ginebra

Volkswagen Sharan

En Diariomotor: Volkswagen Sharan

]]>
http://www.diariomotor.com/2010/03/13/volkswagen-sharan-el-gran-monovolumen-se-descubre-en-ginebra/feed/ 34