Nuevo motor turbodiésel 2.0 de cinco cilindros para Volvo

( @sergioalvarez88 ) el

Desde siempre, Volvo ha tenido una gran reputación como constructor de motores duros y fiables. A principio de la pasada década, decidieron dejar de lado el escarceo con motores 2.5 TDI de origen Audi y desarrollaron su propio turbodiésel. Hablamos del conocido D5, un 2.4 de cinco cilindros en línea desarrollado a partir del bloque de gasolina (convenientemente reforzado), si no me falla la memoria. Un motor que ha dado un resultado excelente en todos los modelos en los que se ha montado, pero que tiene sus pegas.

Entre las pegas, su cilindrada, que motivaba unos consumos mejorables. Por ello se recurrió a Ford, que les suministró los 2.0D y 1.6D, con 136 y 110 CV respectivamente. Ya que Ford ha vendido Volvo a Geely, se han roto muchos de los lazos. Aunque ya llevaban años en desarrollo, la nueva familia de propulsores turbodiésel evidencia la ruptura con Ford. Son nuevos motores de 2.0 litros de cilindrada, desarrollados a partir de los 2.4 existentes, pero con una carrera más corta y nuevo sistema de inyección.

Hablamos por tanto de una versión algo más pequeña de motores ya existentes, y según Volvo promete, extremadamente eficiente. Además de la mejora en los inyectores piezo-electricos, los turbocompresores se han revisado, entregando ahora un mayor par motor desde un bajo régimen. Todo sencillo, ¿verdad? Sí, hasta que llegamos a la nomenclatura y las potencias: se ofrece en tres variantes, que se reparten los apodos de D3 y D4, aunque todos tengan cinco cilindros.

Nuevo motor turbodiésel 2.0 de cinco cilindros para Volvo

El D5 sigue siendo el 2.4 twin-turbo de 205 CV, del que ya os hablamos hace tiempo. Un lío bastante considerable, así que vamos a ir paso a paso.

En los Volvo S80, V70, XC60 y XC70 se ofrecerá sólo en versión D3, con una potencia de 163 CV y 400 Nm de par motor. Los datos de consumo corresponden a una caja de cambios manual de seis relaciones, pero también se podrá pedir una caja automática de seis relaciones.

Volvo S60 D3: 5.3 l/100 km (139 g/km de CO2)
Volvo S80 D3: 5.3 l/100 km (139 g/km de CO2)
Volvo V70 D3: 5.5 l/100 km (144 g/km de CO2)
Volvo XC70 D3: 5.9 l/100 km (154 g/km de CO2)
Volvo XC60 D3: 5.9 l/100 km (154 g/km de CO2)

Nuevo motor turbodiésel 2.0 de cinco cilindros para Volvo

En los Volvo C30, S40, V50, y C70 se ofrecerá en sabores D3 y D4, los primeros con 150 CV y 350 Nm de par motor, los últimos con 177 CV y 400 Nm de par máximo. Se repite la asociación de serie a una caja de cambios manual de seis relaciones.

Volvo C30 D3: 5.1 l/100 km (134 g/km de CO2)
Volvo C30 D4: 5.1 l/100 km (134 g/km de CO2)
Volvo S40 D3: 5.1 l/100 km (134 g/km de CO2)
Volvo S40 D4: 5.1 l/100 km (134 g/km de CO2)
Volvo V50 D3: 5.1 l/100 km (134 g/km de CO2)
Volvo V50 D4: 5.1 l/100 km (134 g/km de CO2)
Volvo C70 D3: 5.9 l/100 km (154 g/km de CO2)
Volvo C70 D4: 5.9 l/100 km (154 g/km de CO2)

Nuevo motor turbodiésel 2.0 de cinco cilindros para Volvo

¿Hechos un lío? Dejaremos para otro día que los C30, S40 y V50 estrenen un motor D2, que no deja de ser una versión mejorada del 1.6D previo, con 115 CV y 270 Nm de par motor. La verdad es que un esquema de nomenclatura algo menos complicado hubiese sido más adecuado. Todos estos cambios entran en las líneas de producción de Gante y Goteburgo a finales de mayo.

Vía: Volvo
En Diariomotor: Volvo S60, innovación escandinava en Ginebra | Volvo S60 2011