Actualizado 05:04

Lexus GS F, toma de contacto: cara a cara con el “BMW M5” que llegó de Japón

 |  @HerraizM  | 

La familia F, la letra escogida por Lexus para designar a sus modelos más prestacionales, crece. Lo hace de la mano del nuevo Lexus GS F, un Lexus GS F que ya hemos podido poner a prueba. La firma japonesa, Lexus, ha escogido a Madrid como el escenario para su puesta de largo mundial, como lugar para dar a conocer a la prensa del motor de todo el mundo a su nueva berlina de altos vuelos, a un perfecto rival para el BMW M5, para el Mercedes E 63 AMG.

Lexus ha escogido a Madrid para ser el epicentro de la presentación mundial del nuevo Lexus GS F.

Viernes. Primera hora de la mañana en un Madrid que se resiste a despedir el calor estival. Desde la planta 30 del Hotel Eurostars, en una de las cuatro torres, desayuno mientras subo a Instagram y Twitter algunas de las primeras fotos que he hecho a los coches, a los GS F, que esperan impacientes en la recepción del Hotel.

Un gofre después cogemos las llaves ya de nuestro Lexus GS F. Durante los próximos kilómetros iremos tras el volante de una peculiar unidad que, destinada al mercado de Oriente Medio, luce un peculiar tono naranja a juego con el color de sus pinzas de freno y contrastado por las piezas en fibra de carbono, por sus llantas. Poco o nada discreto, los trajeados trabajadores de las cuatro torres que pasan junto a el no pueden evitar no girarse ante la anaranjada planta de esta berlina.

Jugamos en casa y aprovechamos el tiempo disponible antes de la cita en el Jarama para conducir por uno de nuestros tramos habituales. Acudimos hasta la presa del Atazar.

Una agresiva y muy japonesa planta, un vistazo al diseño del Lexus GS F

Lexus_GS_F_2015_contacto_mapdm_2

Sus llantas acabadas en antracita, multiradio y realmente llamativas son de 19 pulgadas.

Con el embalse de fondo, junto a toda la sierra de Guadarrama, me dispongo a escudriñar la silueta de esta berlina japonesa. Su tono naranja se encarga de acentuar sobre la grava negra una línea que transmite agresividad por los cuatro costados.

Esa gran parrilla delantera, las tomas laterales, las curvadas taloneras, esa gran branquia lateral y su zaga, vaya con su zaga. El difusor inferior queda enmarcado por dos dobles salidas de escape en disposición vertical mientras que sobre el portón, rompiendo con la hegemonía del naranja nos encontramos con un alerón de tipo lip en fibra de carbono, a juego con el aplique que nos encontramos en el paragolpes delantero.

Lexus_GS_F_2015_contacto_mapdm_10

Todos los trazos, todos los rasgos, nos hacen pensar en una afilada actitud, recalcan su origen japones y el el naranja de su carrocería no ayuda precisamente a hacer de este GS F una berlina discreta. Por supuesto alguna otra alternativa, como la azul, luce considerablemente más discreta, aunque ahí también tendremos el naranja presente en sus pinzas de freno. La opción de la carrocería blanca, resaltada por los elementos en fibra de carbono además de las mencionadas pinzas de freno, también me parece una de las alternativas que más deportivas lucen a la vista.

Unos asientos deportivos de espectacular diseño nos reciben en su interior…

Lexus_GS_F_2015_contacto_mapdm_23

El habitáculo del Lexus GS F queda bien acompañado por un sistema de sonido firmado por Mark & Levinson.

Al abrir la puerta del Lexus GS F nos topamos con una pareja de asientos deportivos que rompen cualquier reminiscencia con la berlina original y nos dejan claro que estamos ante una berlina realmente deportiva. Su cuero blanco nos recibe con una cómoda disposición y un buen agarre y claro, un perfecto aderezo estético.

Nuestra unidad luce una peculiar inserción de cierto aspecto marmóleo, acabada en gris. Al montar en un GS F esperas aluminio, esperas fibra de carbono y sí, también podemos optar por un acabado así.

El toque F esta muy presente en las costuras del volante, en las costuras del pomo del cambio y en la alcántara, una alcántara que recubre elementos como el reposabrazos central o el parasol de la instrumentación.

El espacio disponible en las plazas delanteras es realmente buen, se siente bastante ancho mientras que en las plazas posteriores nos topamos con el inconveniente de un marcado túnel de la transmisión que reduce considerablemente la comodidad de la plaza central.

En lo que a términos de calidad y ajustes se refiere es intachable el buen hacer en aquellos puntos donde plástico, goma, cuero, metal o alcántara se unen presentando en líneas generales una presencia realmente buena y digo en líneas generales porque a un servidor no le convence demasiado el aspecto de la consola central.

Presidida por la gran pantalla de su sistema multimedia la botonera elegida para todos los mandos que rodean al climatizador me transmiten la sensación de no ser tan actuales como me gustarían, aunque el display del climatizador tiene una animada transición a mitad de camino entre lo digital y lo analógico que sí me gusta.

Lexus_GS_F_2015_contacto_mapdm_12

Entre medias de los mencionados botones y la también mencionada pantalla del sistema multimedia nos topamos con un reloj analógico que nos recuerda que estamos ante una berlina “de buena familia” como también nos lo recuerda el noble acabado de la ranura para CDs.

El sistema multimedia se controla desde un joystick que se sitúa a nuestra derecha, un poco más cercano a nuestro cuerpo, tras la palanca del cambio, una ruleta encargada de gestionar los modos de conducción y al frente un puesto de conducción que queda comandado por un volante con la seña F en su base y tras el que aparece una buena instrumentación en la que el tacómetro adquiere un protagonismo que pretende ser arrebatado por un generoso display digital situado a la izquierda.

En cifras: así mide, así pesa, el Lexus GS F

Lexus_GS_F_2015_contacto_mapdm_8

Más allá de esta primera prospección en lo que a términos de diseño se refiere y acudiendo a las frías cifras nos topamos con una longitud de 4.915 mm, una anchura sin retrovisores de 1.845 mm (2.085 mm con ellos), una altura de 1.440 mm y una distancia entre ejes de 2.850 mm. Su peso oscila entre los 1.790 y los 1.865 kg y cuenta con un maletero de 520 litros.

477 caballos de berlina: toca descubrir como se desenvuelve

Prestacionalmente el Lexus GS F marca un 0 a 100 km/h de unos 4.5 segundos, disponiendo de una velocidad máxima de 270 km/h. Su consumo mixto es de 11.2 l/100 km.

Llega el momento de la verdad. Toca volver al circuito del Jarama pero antes nos toca disfrutar de unos cuantos kilómetros más de carretera secundaria antes de asaltar el madrileño circuito, el circuito de casa.

Una pulsación a su botón de arranque y las cuatro salidas de escape exhalan con una natural melodía grave, un ronco palpitar que se siente auténtico desde las primeras notas, desde los primeros latidos. Su ronroneo no es exagerado e incluso se muestra un tanto apacible en cuanto cerramos la puerta.

Bajo su capó yace un propulsor V8 de 5 litros de cubicaje, atmosférico, de 32 válvulas y 477 caballos entregados al eje posterior, contando con un par de 530 Nm disponible entre las 4.800 y las 5.600 rpm. 477 caballos que en primera instancia nos llevan en un pacífico tránsito tras el que se esconde un auténtico samurái que firme, con un duro semblante, devora rápidamente cada kilómetro de asfalto.

Lexus_GS_F_Contacto_circuito_1

Para su transmisión Lexus ha recurrido a una caja de cambios automática, de tipo convertidor de par, de 8 velocidades que luce una buena suavidad en un discurrir normal con transiciones imperceptibles.

La respuesta de su mecánica, su dirección, el desempeño de la caja de cambios, el control de estabilidad… quedan controlados a través de un selector de modos de conducción que queda acompañado por un segundo selector que actúa sobre un diferencial electrónico que bautizado como TVD, Diferencial Vectorial de Par, nos ofrece una segunda vía de interacción, pudiendo elegir entre los modos Standard, Slalom y Track.

El retumbar de los escapes se siente realmente más vivo en los modos más deportivos animándonos a buscar una conducción más espirituosa antes de echarnos a la autopista que nos llevará hasta el circuito.

Lexus_GS_F_Contacto_circuito_6

Durante la experiencia en circuito nos acompaña Yukihiko Yaguchi, ingeniero jefe del Lexus GS F.

La dirección, eléctrica, me demuestra un tarado más agradable de lo que me esperaba, bueno, acompañado por una suspensión que en estas circunstancias trabaja realmente bien, sin balanceo, transmitiéndonos un grato nivel de confianza.

El propulsor es capaz de satisfacer nuestra demanda de potencia con una buena capacidad desde la parte inferior del tacómetro pero sí, su lado más salvaje se desata al mantener, levas mediante, el motor bien alto de vueltas.

Pocos minutos después estamos ya lanzados en autopista. Fuera de los modos más deportivos nos topamos con una considerable reducción del sonido de su propulsor, amplificado por sus altavoces. El confort en marcha, en autopista, es realmente notable, bien aislado, sin ruidos aerodinámicos reseñables, con un muy atenuado sonido mecánico.

La valla del acceso al circuito se alza. Paramos unos segundos en el túnel del circuito para una foto rápida a las puertas del Jarama y aparcamos a los pies de la nueva torre. El paddock recién asfalto sirve de punto de reunión antes de la rueda de prensa.

Tras haber comprobado en la carretera su puesta a punto toca hacer lo propio en circuito, sobre el trazado del Jarama. Un piloto de la marca me da una vuelta al circuito, la presentación está pensada para multitud de países y lógicamente muchos de los compañeros de otros mercados no han pisado nunca el Jarama, aprovecho esta vuelta para hablar con el piloto sobre qué le parece el circuito y pronto volvemos al pit lane para cambiar de posición. Me enfundo el casco.

Por delante nos espera un buen número de vueltas, en Lexus quieren que exprimamos bien los modos de conducción y las diferentes configuraciones de su diferencial. Enfilo el final de recta y comenzamos con el vaivén de curvas de Varzi, Farina, bajada de Bugatti y gas hasta Monza para completar un tranquilo giro inicial preparatorio. Una vuelta más.

Empiezo a jugar con el diferencial en los modos Slalom y Track, con el modo de conducción más deportivo. El coche empieza a involucrarte más y más, sigo encontrando satisfactoria su dirección, su propulsor empuja con buena presteza y podemos ahora redondear más marcadamente las curvas. Sin los límites de la calzada de horas antes el coche se siente más liviano y ágil, aunque debemos tener presente que estamos desplazando una buena masa.

El Lexus GS F cumple sobradamente con una animada conducción en circuito, las Michelin Pilot Super Sport montadas sobre las llantas BBS nos invitan a seguir forzando en cada giro y según vamos a más vamos notando de manera más marcada el trabajo del diferencial, redondeando cada vez más las curvas y haciendo que el Lexus GS F se sienta más directo, sin menos vacilaciones, de lo que en teoría, por cotas, debería ser. Su dirección se torna rápida, con un buen peso.

Lexus_GS_F_Contacto_circuito_12

Los frenos, firmados por Brembo cumplen también a la perfección y sus suspensiones me transmiten cierta suavidad, cierta dulzura (dentro de la firmeza que exige un coche así) que en el tramo de montaña no había descubierto. No, no hablo de marcados balanceos, de cabeceos realmente evidentes o molestas reacciones, ni mucho menos, simplemente que ese compromiso con su uso en la calle está muy ligeramente presente ahora que las exigencias, que el ritmo, es mayor y se actúa con mayor decisión.

Me resulta realmente divertido este Lexus GS F, la entrega del V8 en sintonía con el diferencial solventa realmente bien los subvirajes que en teoría nos deberíamos encontrar, la mecánica no se siente tan efectiva como la última hornada de propulsores sobrealimentados de la competencia, pero no significa que trabajando con este atmosférico corazón en su régimen correcto y comprendiendo su naturaleza, no vayamos a poder alcanzar buenos ritmos con el aliciente añadido de su “personalidad”, de su carácter cada vez, desgraciadamente, más único.

Pero… ¿y su transmisión? Sí, llegamos al que para mí, hablando de su uso en circuito y en una conducción realmente deportiva, es su punto más delicado. Su caja de cambios cumple con confort en un uso por autopista, en una conducción relajada, pero al exigirle en circuito nos topamos con reacciones más lentas que otras transmisiones montadas por los rivales.

Hora de despedirnos del nuevo Lexus GS F, hora de decir hasta pronto al Jarama:

Lexus_GS_F_2015_contacto_mapdm_15

El principal encanto del Lexus GS F radica en la dualidad de su agresivo diseño y su mecánica V8 atmosférica frente a la suavidad de uso y su compromiso con el confort diario propio de una berlina premium del segmento E

Dejamos al GS F enfriándose en el pit lane, atravieso hoy por última vez el box y vuelvo a cruzarme con ese V8 atmosférico que se ha convertido a lo largo del día tantas veces, casi de manera involuntaria, en el centro de nuestra atención, en el centro de nuestra conversación. Una mecánica de la vieja escuela, grande y atmosférico en un mundo de bloques sobrealimentados, con cada vez menos cubicaje, con cada vez menos cilindros y más tecnología a su alrededor.

Vuelvo a ver aparcado a los pies de la nueva torre del circuito la unidad naranja que nos acompañó a primera hora de la mañana. Afilado, muy afilado, agresivo y con un adn 100% japonés perfectamente palpable, perfectamente reconocible en cada arista. Me gusta.

El nuevo Lexus GS F nos ofrece tras esa deportiva estampa un buen equilibrio entre deportividad y capacidad de uso diario con el encanto añadido de contar un V8 bajo el capó. Me gusta la pureza de su mecánica, esa melodía natural que le acompaña y esa dualidad entre sus descarados rasgos y su buen compromiso con la comodidad y las suaves reacciones que también exige, en condiciones normales, una berlina así.

El BMW M5 tiene un nuevo rival, por si con el Mercedes E 63 AMG o el Audi RS7 no era suficiente. Alemanes, hay un japonés esperando.

Lexus_GS_F_Contacto_circuito_5

Galería de imágenes del Lexus GS F:

Lee a continuación: Lexus GS F: foto a foto, un nuevo repaso al BMW M5 japonés

Solicita tu oferta desde 45.900 €
  • Alberto Piqueras Ramos

    Y dale con los 5 litros o 5,5, que alguien les avise, que esto ya no se lleva, ¿ o seguirán con los figurines de los 80 ?.

    Por favor recurran a las tecnologías que ya tienen más de 5 años y están totalmente consolidadas.

    No acepto más un coche con motores mastodónticos para llegar a 447 cv, eso ya se logra con un motor de 3 litros, y dentro
    de 2 años, se logrará con uno de 2 litros, cuando se ” popularicen “, los turbos eléctricos. ¿ Por qué no vuelven a le época
    de los telegramas ?, o a la del cine en blanco y negro.
    Tengo más años que la Luna, y no por eso me voy a morir por sentir nostalgias, de que todo lo anterior era mejor, MENTIRA.

    Ni siquiera me gusta el naranja que muestra, que más parece para una nevera. Esto es un Naranja:

    • Braxxas

      Siempre tienes que sacar en todos los fregaos al M3 como vegano en una cena. Eres más viejo que la luna pero parece que no te morirás hasta que saquen un motor de medio litro con 800 CV, cansino.

      • Alberto Piqueras Ramos

        Sr. Braxxas:

        Cuando niño a los 3 años, 1.948, en Barcelona, lugar donde nací, me enseñaban mediante un sistema Enciclopédico, donde uno de sus primeros postulados, era el respeto a nuestros semejantes, más aún, en aquella época si era una persona mayor; hoy lo mejor es respetar a todos nuestros semejantes, independientemente de la edad que tengamos. Partiendo de esa base, que es de creer que todos los seres pensantes deben de estar de acuerdo, en tu caso no lo haces. Supongo que tendrás tus motivos, quizás frustraciones ocultas, u otras serie de patologías que quizás aún no las hayas descubierto.
        El tema aquí es escribir sobre autos y temas asociados a los mismos.
        Sería importante que te dedicaras a escribir sobre ellos y no sobre los comentarios que pueda hacer Juan o Pedro, pues los mismos, comentarios son.
        Si perdemos la educación y el respeto por nuestros semejantes, que ni siquiera conocemos, nos hundimos en un mundo muy negativo y contraproducente, el cual no es el aconsejado.

        Vive y deja vivir, y llegarás a mis años, 70 cumplidos y muchos más.

        Te deseo lo mejor en tu vida futura, está en tus manos ser el arquitecto de ella.

    • Konrad

      Según su progresión lógica, en 8 años las berlinas llevarán motores monocilíndricos de dos tiempos. Vea, Lexus pertenece al primer fabricante mundial, y no creo que sean estúpidos. Si hacen motores atmosféricos de gran cubicaje no es porque no sepan hacer turbos, es porque tienen una cierta concepción del buen gusto al volante. A nosotros está claro que lo que nos va son los TDI y en general las cortacéspedes alemanas movidas por combustibles agrarios, lo cual es muy respetable y muy racional, ya que corren muncho, tienen mucha patá, y no gastan ná, pero no por ello debemos subestimar valores subjetivos como los que nos dan los japos, esos que tienen los motores atmosféricos gordos en cuanto a refinamiento, progresividad, y desahogo mecánico. Esto es sólo mi opinión.

      • Alberto Piqueras Ramos

        Estimado Konrad:

        En ningún momento escribí de monocilíndricos y jamás de dos tiempos, eso corre por tu cuenta, tienes imaginación, pero no es practicable en esta ocasión. Mi comentario está basado en la Realidad Real, no en la Realidad Virtual, que son dos cosas distintas. No puedo negar que los aviones vuelan y que los barcos navegan en el mar, pues sería cerrarme a la Realidad R…..
        todo lo contrario, estoy al tanto de para donde va el mundo automotriz, y la proyección ya está marcada, por lo cual lo mío es sólo una precisión sobre la misma.
        Entiendo que deberíamos comentar de forma objetiva y no por que tal o cual sistema de dinámica nos gusta más, en definitiva somos sólo individuos que poco podemos hacer para cambiar las proyecciones que ya están siendo exitosas.

        Saludos.

    • Paco Tce

      Creo que olvida que precisamente Toyota sacó dos de los mejores motores turbo que ha habido en toda la historia del automóvil, que son el 1JZ-GTE y su sucesor el 2JZ-GTE, ambos motores de 6 cilindros en línea, twinturbo de 280ps y con 365nm y 450nm respectivamente, los cuales fueron tomados como referencia por BMW. Éstos motores son capaces de soportar con fiabilidad absoluta y sin modificaciones excepcionales potencias de entorno a los 350ps-400ps. El negocio que está siguiendo Lexus en estos momentos precisamente es el de diferenciarse de sus competidores Europeos y ofrecer lo que ellos no ofrecen que es un motor atmosférico V8 de 5 litros, tan sólo los americanos siguen este camino por su extensa tradición, pero incluso ellos están cayendo en la sobrealimentación.
      Un saludo Sr. Piqueras, me alegra que Ud. y su mujer disfruten de esos maravillosos coches que tienen

      • Alberto Piqueras Ramos

        Estimado Paco:

        Eso es exactamente lo que tendría que hacer Toyota, pues saben como hacerlo, incluso ya lo han hecho, como bien dices, y tendrían
        que seguir por ese camino. Los motores atmosféricos, están en la etapa de ser reemplazados por todas las marcas mundiales, y para
        estar en esas nuevas tecnologías, que nada tienen que ver los actuales turbos, con los del pasado de hace unos 10%15 años, están en plena evolución y antes que nos demos cuenta, pasarán a la segunda etapa, que es la de inlcuir los turbos eléctricos, sin lugar a dudas.
        Gracias por tus respetuosos saludos para nosotros, los cuales son muy apreciados.

        Saludos.

        • Paco Tce

          Por supuesto, es sólo cuestión de tiempo que Toyota vuelva a los motores turbo, pero algunos fabricantes (y sobre todo los japoneses) se niegan a dar su brazo a torcer, otro buen ejemplo de ello es Mazda que se niega a fabricar motores gasolina turbo cuando hasta hace unos años han tenido el fantástico 2.3 DISI-t o los famosos rotativos ciclo Wankel que equipaba el RX-7, pero aunque sea cuestión de tiempo es bien sabido que Lexus tiene una estrategia distinta al resto, ahí tenemos también su negativa a las mecánicas diésel apostando por los híbridos, como le dije en mi anterior comentario les gusta distinguirse ofreciendo otras cosas que no hacen el resto. Tal vez dentro de unos años cuando tengamos potentes motores de 3 y 4 cilindros con sus turbos eléctricos (cosa que estoy 100% convencido que vamos a ver en un futuro próximo) ellos opten por otro tipo de motores, tal vez solucionen el “problema de lubricación y consumo” de los rotativos y veamos motores de este tipo con 700cc, turbos eléctricos y grandes potencias.
          Un saludo

    • Diego Carretero Castellanos

      Pues ale, usted a disfrutar de su bmw con su “sonido motor” reproducido por el equipo de audio, que yo me quedo con mis 8 trompetas que producen verdadera música. Sin altavoces. Y que gaste lo que quiera. Si tengo 100.000€ para gastarme en un coche, lo mismo me da que gaste 3 litros más a los 100km. Siempre habrá un 114d para ir a por el pan

      • Alberto Piqueras Ramos

        Estimado Diego:

        Entiendo que no viene al caso tu contestación, pues sólo estoy haciendo un comentario sobre lo que es hoy día, la realidad de lo que están todas las marcas haciendo, incluyendo a Toyota y su división Lexus.
        No debemos arrogarnos lo que es la industria automotriz por gustos personales, sino por lo que realmmente se está realizando.

        Saludos.

        • Diego Carretero Castellanos

          Siento decirle que el primero que se ha arrogado con gustos personales ha sido usted : “No acepto más un coche con motores mastodónticos para llegar a 447 cv” y “Ni siquiera me gusta el naranja que muestra, que más parece para una nevera. Esto es un Naranja….”
          Créame que BMW no va a enseñar a Toyota-Lexus a hacer motores. Y si lexus ha equipado este motor en este coche será porque tenga sus motivos, entre ellos que el principal mercado será el de Norteamérica y allí créame que prefieren un buen V8 a un 3.0 turbo con 900 cv.
          Lo que no podemos regirnos por la marquitis que nos invade en estos tiempos. Y si una marca, sea Lexus o sea tata, hace un buen coche, saber reconocerlo y no irse enseguida a comparar principalmente con las 3 marcas alemanas que todos sabemos cuál son. Hay vida más allá. Cada uno tendrá sus pros y sus contras. Y créame que yo no me guío por ninguna marca. Simplemente no me gustan las injusticias.

          • Alberto Piqueras Ramos

            Estimado Diego Carretero:

            Conozco perfectamente el mercado de USA, pues parte del año vivo allí. No vivo en España, vivo en parte en Sur América, por lo cual estoy muy al tanto de los gustos de Amércia en materia de autos. Lo que hay te tener en claro, es que un porcentaje muy alto de ciudadanos americanos y residentes del Norte de las Américas, tienen coche uno o varios, pero con un conceto distinto a lo que se tiene en Europa; allí un coche es parte de los electrodomésticos de las casas, es otra cosa y otra idea; luego hay otro grupo, minoritarios, que entiende de autos y se compran los que más les gusta.
            En USA los autos con motores grandes ya están en la etapa de retirarse, pues las normativas de consumos y bajar la contaminación ambiental está en pleno proceso de ir restrinigiéndos año a año, y eso ya está legislado en la mayoría de los Estados.

            De mi parte no soy fanático de ninguna marca, pues conviven en mis garajes BMs, MBs, Hondas, Acuras y hasta hace poco Alfas.

            Sí soy fanático de los buenos autos que estén más a mi gusto, nada más.

            Saludos.

    • Fuck Da Shit

      Ya todo Diariomotor sabe qué auto conduces Alberto, ya no hay necesidad de que nos lo muestres a cada rato.
      Mejor ya comprate otro para que nos sigas impresionando, tu BIMMER ya aburrio.

      • Alberto Piqueras Ramos

        Estimado Sr. ” Phrased used to denote extreme dissent.”

        Si te tengo aburrido con mi BM M3, te voy a presentar otro de la familia, además no tienes la obligación de leer mis comentarios y menos de comentarlos:

        Saludos.

        • Fuck Da Shit

          Pues no, pero lamentablemente me sale un enorme cuadro en el área de comentarios apareciéndome ya su misma imagen
          de siempre.

          Mínimo sáquele nuevas fotos a su M3, para que ya no sean las mismas de siempre.

          • Alberto Piqueras Ramos

            Pues no es así, en esta foto salgo con un muy buen amigo, con el 428i Cupé/Cabrio, Rojo, que nada tiene que ver con el M3 Naranja.
            Si te aburre también esta foto, tengo otras que te puedo enviar.

            Saludos.

          • Fuck Da Shit

            Pues de perdido algo así.

        • Diego Carretero Castellanos

          Curioso el Fiat UNO que se ve en la derecha de la foto. Esos ya no se ven por aquí a no ser que sea en un desguace. ; )

    • X 2.0

      Como dicen los compañeros, intentan ofrecer algo diferente y mas puro que el resto de marcas. El que puede comprarse un coche de estos, ni piensa en los consumos ni en cubicajes, solo quiere un coche alegre y evocador, y Lexus lo ha conseguido. Como también dicen los compañeros, está pensado en el mercado de EEUU, y estos, mientras puedan, van a seguir comprando y haciendo V8.

      Y en diseño, sinceramente Lexus les está metiendo una señora goleada a “los de siempre´´, aunque esto es para gustos. Por otro lado me gusta que aprecies sea cual sea el auto y marca mientras te guste.

      Saludos y enhorabuena otra vez por tus BMW.

      • randy

        que ustedes prefieren un auto aleman un americano o un japones ami pareser me quedo con los japoneses ya que si quiesieran destruir alos alemanes lo isieran en un abrir y cerrar de ojos

        • X 2.0

          ¿Puede usted escribir mejor? La ortografía esta para algo.