Actualizado 05:05

Rolls-Royce Phantom Serenity: el más caro ejemplo de verdadera artesanía

 |  @ClaveroD  | 

Rolls-Royce ha querido brillar con luz propia en el Salón del Automóvil de Ginebra. Con el Rolls-Royce Phantom Serenity, el fabricante británico ha vuelto a dar un importante paso hacia adelante en busca de la máxima exclusividad. Inspirándose en la legendaria ruta de la seda, esta unidad única hace de la artesanía su mejor carta de presentación, pues para cada detalle interior y exterior, Rolls-Royce no habla de precios o complejos procesos, sino de cientos de horas para confeccionar a mano el Rolls-Royce Phantom más exclusivo jamás fabricado por su departamento de pedidos especiales. Una oda a la verdadera artesanía que convierten a este Rolls-Royce Phantom en una pieza de museo única.

Basándose en el Rolls-Royce Phantom Series II, Rolls-Royce se ha centrado en la confección de su diseño inspirándose en motivos orientales. Mientras en el exterior nos encontramos con una nueva pintura de color blanco y acabado perlado que requiere más de 12 horas de pulido a mano, convirtiéndose en la pintura más costosa que nunca jamás ha ofrecido Rolls-Royce, en el interior se han empleado las mejores sedas y maderas para ofrecer un interior nunca antes fabricado por la firma con sede en Goodwood.

Prueba del grado de artesanía alcanzado en el interior del Rolls-Royce Phantom Serenity, nos encontramos con todo el habitáculo tapizado con seda procedente de Suzhou, China. Escoger esta ubicación para hacerse con las mejores sedas tenía su razón de ser en el legado de dicha localidad, conocida por la calidad de sus sedas y bordados durante siglos.

Rolls-Royce afirma que para los motivos florales interiores se ha recurrido al pintado a mano, un proceso que ha necesitado de más de 600 horas para alcanzar el grado de excelencia requerido. Cada panel y pieza del interior se ha tapizado en seda natural completamente a mano, empleando piel para el tapizado del compartimento de carga. En combinación con los tejidos, el Rolls-Royce Serenity se engalana con el uso de madera de cerezo ahumado, una de las más costosas, en combinación con inserciones de bambú.

Cada motivo de la madera es insertado a mano y recurriendo a las mismas vetas. El corte de cada pétalo que compone el dibujo de la flor de seda de la marquetería se ha realizado empleando láser, propiciando un ajuste óptimo para ofrecer un acabado final imposible de alcanzar con otros métodos.

Más allá del alto grado de exclusividad y artesanía alcanzado en esta edición Serenity, el más alto de la historia de Rolls-Royce según informa la propia marca, nos encontramos con un planteamiento técnico y de equipamiento idéntico al Phantom Series II. Bajo su capó se encuentra un propulsor V12 atmosférico de 460 CV asociado a un cambio automático por convertidor de par de 8 relaciones y tracción trasera.

Lee a continuación: Spania GTA Spano 2015: profunda actualización del superdeportivo español

Solicita tu oferta
  • von Stanberg

    Artesanalmente hablando una obra de arte sin dudas. Lo triste es que habrá inclusive individuos -nuevos ricos y horteras- seguramente en China , que compraran algo así pagando sumas incalculables.

  • Xevs

    Deberían haber utilizado el v16 de 9.0 litros

  • ADN

    Soberbio el interior, personalizable como todos los trabajos en seda pero ese tono es precioso. Como paran viajar desnudo y dejando que toda la piel disfrute la suavidad de esos exquisitos asientos.

  • BIRLOT

    Nunca había visto ese color en el interior de un auto, de hecho ni me lo imaginaba, pero se ve bien.
    ¡Impresionante!

  • Alberto Piqueras Ramos

    Un coche muy especial, que quizás no llegue a asentaderas tan especiales, no digo manos, pues lo conducirá algún chófer profesional con guantes blancos.

    Saludos.

  • Mirhades

    los materiales superexquisitos y muy bien trabajados, pero a mi esa decoración interior no me transmite nada de ‘serenity’ con esas flores rojas por ahí esparcidas. Sólo apto para ‘gheisas’ super ricas o algún hortera que otro….

  • Nicolás Diaz-Pavez

    Gastadero de plata, es un Phantom con un lavado de cara y un interior que parece pieza de niña. Creo que he visto alguna que otra version especial más exquisita que esta…