El nuevo MINI Cabrio te avisará de que cierres la capota antes de que empiece a llover

 |  @davidvillarreal  | 

¿A quién no le ha pasado conduciendo un descapotable? El cielo se nubla, pero te niegas a cerrar la capota. Piensas que aún te la puedes jugar. Hasta que en un momento dado comienza a llover, un enorme chaparrón, y justo te encuentras en un lugar en el que no es fácil pararse para cerrar la capota. Recordemos que el nuevo MINI Cabrio 2016 abre y cierra su capota con un sistema eléctrico, en 18 segundos, pero solo si circulamos a menos de 30 km/h. MINI ha intentado resolver este problema de la mano de sus aplicaciones permanentemente conectadas a internet. Quizás no sea infalible, pero al menos sabrás que tu MINI estará muy pendiente de los radares de lluvia para avisarte con tiempo suficiente y evitar que te caiga un chaparrón con la capota abierta.

¿En qué consiste este sistema? Para utilizarlo es necesario que hayas equipado a tu MINI Cabrio con el equipo de entretenimiento y navegación MINI Connected, que goza de aplicaciones sincronizadas con tu smartphone y en internet. MINI cuenta con una función, denominada Streetwise, que te recomienda rutas óptimas para llegar a tu destino (la más rápida, o la más eficiente en términos de gasto de combustible).

La utilidad en cuestión de la que hablamos, añade un segundo factor, el de los datos meteorológicos actualizados en tiempo real. De momento no sabemos con qué servicios trabajará MINI, pero aseguran que esa información en tiempo real de los radares meteorológicos será la utilizada para avisarnos del riesgo de lluvia y recomendarnos cerrar la capota.

Es una utilidad interesante y, como ya decíamos anteriormente, quizás no sea infalible, pero sí nos salvará de algún chaparrón. De momento es solo una pequeña muestra de lo que podemos conseguir gracias a los servicios conectados.

Pensando en el futuro (y dando ideas a MINI) se nos ocurre una aplicación aún más interesante de la conectividad coche-a-coche y coche-infraestructura. En un futuro, cuando centenares de miles, y millones de coches, estén permanentemente conectados entre sí, no parece demasiado complejo conseguir que nuestro coche siga una lógica de actuación en caso de lluvia.

Imaginaos que a un kilómetro de nuestra posición los sensores de lluvia de otros coches comienzan a activarse. Esos coches avisan a una centralita que determina en qué lugar está lloviendo, de manera que los descapotables que se aproximen hasta esa posición reciban la recomendación de cerrar su capota. Eso sí que sería información en tiempo real. Pero de momento tan solo es una idea más que dejaremos en el aire…

Fuente: MINI
En Diariomotor:

Lee a continuación: MINI Cabrio 2016: las 7 claves del MINI más exclusivo y desenfadado

Solicita tu oferta desde 23.550 €