Audi nos ofrece una visión cada vez más clara del futuro Audi Q6 e-tron, y mucho más, con un gran turismo con proporciones de SUV y 496 CV de potencia

 |  @davidvillarreal  | 

Ante nosotros el Audi e-tron Sportback concept, un prototipo eléctrico que – según sus creadores – no es más que eso, un prototipo que jamás llegará a los concesionarios. Ahora bien, fijémonos bien en que Audi ha intentado combinar la filosofía de un gran turismo, con las proporciones de un gran todocamino que por su longitud y sus dimensiones bien podría dar vida al futuro Audi Q6 e-tron. Sabemos que en 2018 llegará a los concesionarios el primer SUV eléctrico de Audi y que este se situará, tal y como el prototipo que tenemos frente a nosotros, cuya longitud es de 4,9 metros, entre el Audi Q5 y el Audi Q7. Dicho lo cual, son demasiadas coincidencias para que veamos al Audi e-tron Sportback concept como un mero ejercicio de diseño, ¿no crees? Pues aún hay más sorpresas. Este prototipo dará vida a un segundo coche eléctrico, más allá de ese hipotético Audi Q6, que también se inspirará en este diseño y que aterrizará en los concesionarios en el año 2019.

Del SUV con enfoque de coupé, al SUV con enfoque de gran turismo

Sabemos que el futuro SUV eléctrico de Audi, el cual intuimos podría llamarse Audi Q6, aunque desde Ingolstadt aún no han confirmado tal punto, apostará por una estética diferente a la del SUV más tradicional, representado por los modelos Audi Q5 y Audi Q7. Y que Audi siga avanzándonos prototipos con diseños cada vez más atrevidos, como este, lo único que consigue es reforzar esa idea. El prototipo Audi e-tron Sportback Concept, por situarnos, es demasiado alto para compararlo con un turismo normal y corriente, pero también demasiado bajo para encasillarlo como un SUV al uso.

Si incluso Aston Martin ha sucumbido a la tentación de lanzar un SUV, ¿por qué no iba a hacer Audi lo propio?

Es probable que Audi aproveche la oportunidad para lanzar un producto con un diseño más deportivo, un aspecto que BMW y Mercedes-Benz ya están aprovechando al máximo. La idea de un SUV con una línea más deportiva tiene mucho sentido, sobre todo si tenemos en cuenta que a nivel mecánico, y aún siendo un coche eléctrico, será un coche potente y rápido.

Audi anuncia que lanzará un SUV eléctrico en 2018 y un turismo con un enfoque más propio de un gran turismo en 2019 y ambos estarán basados en este prototipo

Al respecto de su mecánica, tanto este prototipo, como los futuros eléctricos de Audi que nacerán de este prototipo, el SUV que llegará en el año 2018, y un segundo gran turismo, que veremos en el año 2019, se nutrirán de un motor eléctrico potente y una batería de alta capacidad.

Audi entrará de lleno en el juego de Tesla, ofreciendo coches eléctricos muy aspiracionales,
lujosos, rápidos y con autonomías en el entorno de los 500 kilómetros con una única recarga

Hablamos de una autonomía eléctrica en cifras similares a las ofrecidas por los productos de Tesla, en el entorno de los 500 kilómetros. Hablamos también de un motor eléctrico de 320 kW, que en aceleraciones intensas puede llegar puntualmente a los 370 kW de entrega. Hablamos de 429 CV de potencia y 496 CV de potencia en modo boost. La potencia se distribuye mediante dos motores, uno situado en el eje delantero, y otro en el eje trasero, que además de conferirle una suerte de tracción total sin eje de transmisión central, consigue junto con la posición de las baterías alcanzar un balance de pesos ideal, un 52% delante y un 48% detrás.

Comparar las potencias de un coche eléctrico con las ofrecidas por un turismo con motor de combustión interna, no es razonable, ni justo. Pero si os decimos que acelera de 0 a 100 km/h en 4,6 segundos, bastante más rápido que un Audi SQ5 con motor V6 de 354 CV, entenderéis porque los futuros eléctricos de Audi serán tan interesantes, en todos los sentidos.

Aún hay detalles más interesantes de los que podemos olvidarnos. Un vistazo a su interior nos revela un diseño que, dentro de su aspecto futurista, no deja de ser bastante realista. Con lo cual estamos convencidos de que la evolución de los interiores de Audi será precisamente la reflejada en este prototipo.

Audi anuncia que muy pronto ofrecerán coches sin retrovisores, en su lugar habrá cámaras y pantallas

Pronto tendremos que encontrarnos con vehículos en los que las superficies del salpicadero habrán sido conquistadas, casi por completo, por pantallas de alta resolución orientadas hacia el conductor. O incluso asistir a la paulatina desaparición de los botones, tanto en los controles del climatizador, y el equipo de sonido, como en el volante, que serán sustituidos por pantallas y superficies táctiles.

En el Audi e-tron Sportback concept también se ha recurrido a otras tecnologías habituales en todo prototipo que se precie de serlo, como remplazar los retrovisores por cámaras y pantallas, reconociéndonos que su intención es llevar esta tecnología, sin demasiados cambios, al modelo definitivo.

Fuente: Audi
En Diariomotor:

Lee a continuación: El Audi Q2 solo era el principio: mañana conoceremos al “SUV más deportivo del segmento premium” ¿será un Q6 o un Q8?

  • FDS

    Hay que tener valor para andar por la calle con semejante cosa tan fea….
    Bueno, si la versión de producción es do o esto.