El Alpina B7 Turbo de 1986 con esqueleto de BMW M5 y el nacimiento de un matagigantes muy exclusivo

 |  @davidvillarreal  | 

Hasta los años ochenta, Alpina era, además de una escudería de competición, el preparador y proveedor de componentes de preparación para BMW más importante del mundo. En aquellos años, además, nacía el BMW M5, todo un icono del sedán de altas prestaciones que, a diferencia de lo sucedido en los tiempos más recientes, no necesitaba más que un motor de seis cilindros en línea para poner contra las cuerdas a muchos deportivos de su época. Pero a mediados de los ochenta, como ahora, siempre hubo inconformistas, que estaban dispuestos a pagar importantes sumas de dinero por un coche aún más potente, más rápido y más exclusivo. Razón por la cual nacieron los Alpina B7 Turbo, derivados de los Serie 5 E28 de seis en línea y potenciados hasta el punto en que no tendrían nada que envidiar a todo un BMW M5. Y el mejor ejemplo lo tenemos en este Alpina B7 Turbo de 1987, una auténtica bestia que no solo era más potente que un BMW M5 de la época, sino que también contaba con el propio chasis del BMW M5.

No son muchos los Alpina B7 Turbo que se fabricaron en aquellos años. Pero aún son menos los que se construyeron sobre el chasis de un BMW M5, y no de los 528i y los 535i de aquella generación. Aquellos Alpina rondaban los 320 CV de potencia, de nuevo gracias a su motor de seis cilindros en línea, gracias a un gran turbo K27. El de estas fotos, es un Alpina B7 Turbo de 1986 que ha sido puesto a la venta en Toronto, Canadá, en Bring a Trailer. Web en la que también nos cuentan que esta fue una de las 4 unidades que se construyeron sobre el chasis del BMW M5.

Pensad que un Ferrari 328 GTS de la época entregaba 270 CV de potencia. Un Porsche 911 Turbo de la época no pasaba de los 300 CV de potencia.

Muchos deportivos de altos vuelos de la época, incluidos algunos Ferrari, o el Porsche 911,
no superaban los 300 CV de potencia

Según la documentación, este Alpina B7 Turbo contaría con todos los paneles exteriores e interiores originales y a la vista de las imágenes se encuentra en muy buen estado. Aunque inicialmente se entregó a un cliente alemán, hace 13 años fue importado en Canadá. Y ahora marca unos 203.000 kilómetros.

De ahí que el precio que piden por él, 64.000 dólares, no nos parezca ni mucho menos exagerado. Ni tan siquiera sabiendo que por ese precio en Estados Unidos puedes llevarte un BMW M3 y por poco más un BMW M4 Coupé.

Lee a continuación: Los nuevos BMW M550d xDrive se estrenan con prestaciones de M2, cuatro turbos y 400 CV de potencia

Solicita tu oferta desde 50.253 €
  • mermadon

    …y hoy en día muchos piensan que si un coche tiene menos de 1000 cv es una basura.
    Como me encanta el mazda mx5 de 1.5 con 130 caballos… No hacen falta más caballos para divertirse. Incluso pienso que el inminente KIA picanto GTline de 1.0 de 100 cv debe ser un caramelito.

  • X 2.0

    Precioso, como dicen los anglosajones, masterpiece. Y es que los 80 dieron muy buenos coches alemanes, bien diferenciados, y con mucha calidad y carácter.

  • Sapiens

    Una duda que tengo, para qué sirve la funda esa negra del capó? La tengo visto en algún coche en la calle y la verdad es que no tengo ni idea de para que es.

    • Oscard505

      Podría ser para proteger la carrocería frontal en caso de impactos de pequeñas piedras. En México los había visto alguna vez. Pero a ver si alguien nos ilustra mejor.