Opel Insignia Grand Sport 4×4: ahora con el sistema Twinster de tracción integral del Ford Focus RS

( @sergioalvarez88 ) el

¿Qué tienen en común el Ford Focus RS y un Opel Insignia Grand Sport? A priori, absolutamente nada. Al menos hasta ahora: Opel acaba de anunciar el lanzamiento de versiones 4×4 para el Opel Insignia Grand Sport, y la gran novedad es que montan el sistema Twinster 4×4 fabricado por GKN. Este sistema 4×4 es el mismo que equipa el Ford Focus RS, y es el que permite – además de su excepcional dinámica – la existencia de un modo Drift. ¿Estará el drifting en los planes de Opel? Al menos la diversión al volante y la eficiencia sí lo están.

¿Cómo funciona el sistema 4×4 del Opel Insignia Grand Sport

El reparto de par entre las dos ruedas del eje trasero depende de la posición del acelerador, volante, y superficie de la carretera, entre otros factores.

El motor delantero transversal pasa normalmente la práctica totalidad de potencia al eje delantero. Opel no ha dado demasiados detalles acerca de la cantidad de potencia que el motor puede transmitir al eje trasero, ni cómo la envía. Pero sí sabemos cómo funciona modulo Twinster de su eje trasero. En vez de un diferencial convencional, dos embragues multidisco pueden enviar hasta el 100% de la potencia a cada una de las ruedas traseras. Y lo hacen en un tiempo récord: sólamente 60 milisegundos (al menos en el Ford Focus RS).

Las especificaciones del sistema Twinster serán prácticamente idénticas en el Opel Insignia Grand Sport, y Opel ha confirmado que pueden enviar toda la potencia a cada una de las ruedas traseras. Opel cree que un sistema de Torque Vectoring – el reparto de par entre las dos ruedas de un eje – es la mejor solución para un coche de tracción integral. Hasta ahora los sistemas de Torque Vectoring eran demasiado complejos, caros y pesados, pero con el Twinster han logrado un equilibrio de costes/prestaciones ideal.

En nuestra prueba del Ford Focus RS pudimos comprobar la eficacia de este sistema de tracción total.

Además, es un sistema muy eficiente, que apenas empeorará la homologación de consumos del Opel Insignia. Al igual que otros vehículos en los que GKN monta el sistema Twinster – como es el caso del Volvo XC90 T8, por ejemplo – el Opel Insignia Grand Sport dispondrá de dos modos de conducción. La diferencia entre los modos Tour y Sport estará en la rapidez con la que la potencia pasa a cada una de las dos ruedas, así como en la cantidad de potencia que reciben. En el modo Sport, Opel promete mucha diversión al volante.

La nota de prensa de Opel es muy escueta y no habla de motores o cajas de cambio. Aún no conocemos la gama del Opel Insignia Grand Tour, pero podemos esperar motores diésel y gasolina turboalimentados de 1,6 y 2,0 litros, con potencias de hasta unos 300 CV. Gracias a su construcción ligera, el Opel Insignia Grand Sport es hasta 175 kilos más ligero que su predecesor, una gran cifra si tenemos en cuenta que el resto de cotas del coche han crecido. En unas semanas tendremos mucha más información oficial.

En Diariomotor:

¡Larga vida al sedán! Te contamos todo sobre el Opel Insignia Grand Sport en 7 claves y 11 imágenes