¿Quién mató al coche eléctrico?, polémica a la vista

 | 

Dirigido por Chris Paine, se estrena en los EEUU un documental bajo ese mismo nombre: ¿Quién mató al coche eléctrico?.

En dicho documental se critica duramente a la administración Bush (padre), a GM, a las petrolíferas y a la industria del motor en general. Vamos, a los que todos señalaríamos ante la pregunta del título.

Cuando en 1996 GM presentó el EV-1 que podéis ver en la imagen se implantaba una normativa en California por la que se pretendía que el 2% de los coches de ese estado fuesen limpios, que no emitiesen gases nocivos a la atmósfera. El EV-1 era un coupé biplaza que rendía 137 cv y alcanzaba los 129 km/h. Sus baterías le proporcionaban autonomía para recorrer 200 km.

Triste final para un adelantado

Se construyeron 1000 unidades del coche que fuereon distribuídas el leasing por California y Arizona, pero seis años después varios factores entre los que destacan la presión para la retirada de la directiva que os citamos antes y las subvenciones a los consumidores de este tipo de vehículos además de la propia GM que, tras abandonar la producción de vehículos eléctricos se embarcó en la aventura Hummer (que no destaca por su parco consumo), el EV-1 acabó como en la seguna foto. Ahora es un mero recuerdo de lo que pudo ser.

La verdad es que tengo muchas ganas de ver el documental, me parece genial que se critique, aunque sea pasado tanto tiempo, las malas artes de multinacionales y petroleras. Al ritmo de desarrollo de los vehículos hoy en día, si tenemos en cuenta las prestaciones iniciales del EV-1, ¿en qué cifras de potencia y autonomía nos moveríamos actualmente?, ¿cuántas toneladas de gases contaminantes no se habrían vertido a la atmósfera?.

El Ariel Atom eléctrico que os mostrábamos hace poco demuestra la potencia que se puede alcanzar si se desea.

Vía: El Mundo motor

Lee a continuación: GM utiliza gases de vertedero como fuente de energía