Ciudades sin señales, parece increíble

 | 

Pero es real, según informan en Motorpasión. La idea ha sido llevada a cabo en la ciudad de Drachten, en Holanda.

Partiendo de que “lo inseguro es seguro”, cuentan con que los conductores, al no haber señales circularán con más precaución, pues con la existencia de estas se confían. Aunque parezca increíble en Drachten, con 45.000 habitantes, la siniestralidad ha descendido, por lo que otras ciudades europeas estudian la medida.

El problema de su aplicación en España es la cultura del país. Puede que en Holanda la gente sea más pausada y sepa darse cuenta de que la carretera es de todos, pero en España, por experencia, el 10% de los conductores se creen los más listos del asfalto y harían de esta medida un caos que volverían las carreteras más peligrosas. Una pena.

Vía: Motorpasión

Lee a continuación: Nuevo llavero de GM