Apple y Porsche: unidos por el diseño en 1981

 | 

Según cuentan en Jalopnik, parece que detrás del diseño del primer Macintosh, el Macintosh 128k, se esconde una inspiración en el diseño de los Porsche de la época.

La noticia ha saltado por las declaraciones de Andy Hertzfeld, desarrollador de software de la compañía estadounidense cuyo despacho lindaba con una en la que se encontraban Steve Jobs, dueño y señor de Apple, y James Ferris, el director de diseño de Apple. Era 1981 y Steve sabía que el Macintosh llegaba para revolucionar el mundo de los ordenadores personales gracias a su avanzado entorno gráfico y sus muchas novedades. Por ello no dudó en utilizar un símil automovilístico para orientar a su diseñador como se puede leer en la siguiente conversación:

Macintosh y Porsche: unidos en el diseño

S. Jobs: “Necesitamos un look clásico, que nunca pase de moda, como el Volkswagen Beetle
J. Ferris: “No, no es correcto. Lo que necesitamos es una línea voluptuosa como la de un Ferrari
S. Jobs: “No un Ferrari, también te equivocas, debería ser más parecido a un Porsche“.

Poco después de que Porsche sirviera de inspiración para el diseño del primer Mac, Steve Jobs adquirió un flamante Porsche 928 como el de la imagen superior. ¡Quién le iba a decir a Ferdinand Porsche que los famosos deportivos alemanes servirían de inspiración para una gran empresa de informática estadounidense!. Una de esas pequeñas curiosidades de la historia.

Vía: Jalopnik

Lee a continuación: Los coches rusos que nunca salieron a la luz