CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Motos

4 MIN

Las Sis Sachs españolas, una rara avis desde Portugal

Óscar García | 7 Nov 2021
M Sisv5topracing Big
M Sisv5topracing Big

Queridos lectores, como sabréis hace ya unos meses hemos iniciado desde Diariomotor una serie de artículos recordando algunas de las motos más legendarias e importantes de la historia. Sin duda, aún nos faltan muchas más y dado el éxito de critica y público, seguiremos ofreciendo esos "remember" que tanto nos gustan y tan buenos recuerdos nos traen. Sin embargo, junto a esa sección de motos conocidas, hemos decidido también dar a conocer motos menos conocidas, curiosas, que alimenten aún más nuestro conocimiento y el del respetable sobre el apasionante mundo de las dos ruedas.

Hoy, puedes leer un artículo de una moto de la que quizá te cueste encontrar información y pruebas de vida. Hablamos de la marca Sis-Sachs, marca que procede de los años 50 en Portugal y que empezó a construir (entre otras cosas) motos una vez fusionadas dos empresas: Sis y Sachs. Su sede se encontraba en Malposta (Anadia), produciendo alguno de los modelos más emblemáticos en el Portugal. ¿Has visto alguna vez?. En esta ocasión nos centraremos en la parte más española de esta marca.

Los modelos españoles de Sis-Sachs

La marca portuguesa, a través de la importadora Cohisport, empezó en el año 1985 aproximadamente a vender los ciclomotores Saxy, que competía directamente con la Derbi Variant y la Minor, que pretendían abrir camino a la marca en nuestro país. Por aquel entonces, entre España y Portugal no había aranceles, lo que hacía relativamente fácil la puesta en escena de una marca de motos, todo ello a un precio ajustado.  Sin embargo, no todo sería un camino de rosas para la marca portuguesa. A pesar de estar pared con pared, por aquella época, España y Portugal eran muy distintas tanto legislativamente como sobre todo en lo referente a gustos y preferencias en motos. Sin duda, era imposible lanzar los modelos Sis-Sachs portugueses en España. Para remediarlo, fueron asesorados por 3 españoles cercanos a la marca. De esta unión nacieron los modelos Fuego 75 y Trail 75. Que se venderían exclusivamente en nuestro país.

La Fuego 75

Te sonará a un famoso Renault presentado en los años 80: el Renault Fuego. Quizá para el nombre se inspiraron en él. Lo seguro es que esta Fuego 75, de venta exclusivamente en España, provenía del modelo de 50 centímetros cúbicos que se vendía en Portugal. Cogieron el chasis y motor de la 50 portuguesa y con las pautas de Cohinsport, la importadora española, lanzaron al mercado una moto de carretera económica y ciudadana. Costaba algo más de 150.000 pts, eso al cambio son unos 700 euros. Por unos 700 euros, tenías una 75 con chasis de espina de pescado y motor suspendido. La estética, cambiaba en algunas cosas respecto a la portuguesa.

Sin duda lo mejor de esta Fuego, era su motor. Con un buen tirón y casi 10 cv a 8500 rpm, tenía una caja de cambios de 5 velocidades, se decía que la relación de marchas era demasiado larga. La marca Sis-Sachs esperaba tener muy buena aceptación entre los adolescentes españoles con esta Fuego.

La Trail 75

Si en la fuego, prácticamente cambió el motor, asiento, frenos y alguna cosa más respecto a su hermana portugesa, en esta Trail 75 tuvieron que esforzarse más para poder adaptarla. Se partió del modelo español la Enduro TC 50, pero hubo que modificar casi todo. El chasis tuvo que ser pertinentemente reforzado, se modificó prácticamente por completo. La suspensión trasera era nueva. Andrés Ruiz, uno de los 3 españoles que ayudó al desembarco de Sis-Sachs en España, diseñó un monoamortiguador de progresividad variable. Anteriormente se usaban dos amortiguadores simples, como los que lleva la Fuego. El basculante también sufrió muchas modificaciones. Parece ser, que sabían que los jóvenes en España de los años 80, eran unos gamberros en el monte.

El motor era el mismo que la Fuego, aunque tenía un poco más de potencia debido al escape. Es una prueba más de la importancia que tenía esta moto y que este tipo de motos, eran el segmento fuerte en la época. El precio de la Trail 75 era de 180000 pts.

Ambas se presentaron en el Salón de Valladolid y a pesar de no ser dos modelos muy conocidos, eran buenos productos para la época teniendo en cuenta el competitivo precio que tenían. ¿Sabías de la existencia de estas Fuego 75 y Trail 75?

2
FOTOS
VER TODASVER TODAS