Los mejores coches deportivos con motor ​de 4 cilindros que puede comprar hoy un petrolhead

 |  @ClaveroD  | 

Los petrolheads estamos viviendo un momento difícil. El concepto de coche deportivo, sobre todo el de deportivo puro, se ha desvirtuado en demasiadas ocasiones, pero aún así, de tanto en tanto algunos fabricante nos regalan coches realmente deportivos. Coches que por suerte o desgracia se están olvidando de los motores de 6 y 8 cilindros para dar a luz a una nueva edad dorada de los 4 cilindros. Dicho esto, qué coches verdaderamente deportivos podemos comprar hoy con motor de 4 cilindros sin miedo a presumir de ello.

Mazda MX-5 / Abarth 124 Spider

Disfrutar de un verdadero deportivo no es sinónimo de grandes sumas de dinero. Por ello, para los bolsillos menos pudientes el Mazda MX-5 es sin lugar a dudas uno de los coches que debe figurar en la lista de todo petrolhead. Aunque existe una versión 1.5 de 131 CV, en este listado nos vamos directamente a por el 2.0 atmosférico de 160 CV dadas sus mejores prestaciones y posibilidades. Hablamos de un coche que te ofrece un biplaza roadster con muy bajo peso, tracción trasera y una puesta a punto que prima las sensaciones. Si este concepto te gusta pero aún así necesitas un extra de carácter y diferenciación, tu coche es el Abarth 124 Spider, con el que comparte plataforma (base Fiat 124 Spider) pero que añade un contundente toque de picante gracias a su motor 1.4 Turbo de 170 CV y algunas chuches como un equipo de frenos Brembo, un diferencial trasero autoblocante o un rabioso escape Record Monza. Lástima de la diferencia de precios.

– Mazda MX-5 desde 28.500 euros (2.0 160 CV).
– Abarth 124 Spider desde 40.020 euros.

Toyota GT86 / Subaru BRZ

Posiblemente uno de los pocos coches del mercado que defiende la esencia de la conducción por encima de todo. Un proyecto nacido en Japón con Toyota y Subaru convencidas de que un coche divertido todavía tiene cabida en el mercado. Sus bajas ventas no reflejan sus bondades, en cierto modo es un coche incomprendido, y es que estamos ante un coche para verdaderos petrolheads. Sus ingenieros desarrollaron los GT86 y BRZ para volver a sentir lo que es un motor atmosférico de verdad, de los que debes llevar muy arriba, una trasera que ama el sobreviraje y en defintiva una receta de coche deportivo que parecía ya extinta. Con 200 CV es posiblemente uno de los coches que más sonrisas te puede sacar en una carretera de curvas. Un coche de esos que resulta obligado conducir una vez en la vida para entender lo que es un deportivo de verdad y que no todo es potencia o motores turbo.

– Subaru BRZ desde 29.900 euros.
– Toyota GT86 desde 34.490 euros.

Ford Mustang Ecoboost

¿Un Muscle Car de 4 cilindros? Sí, Ford ya ofreció este concepto en el pasado, pero ahora lo ha recuperado para no tener nada que envidiar al motor V8, casi nada mejor dicho. El motor 2.3 Ecoboost es todo un referente en el mercado dado sus resultados en el Ford Focus RS, sirviendo con 290 CV en el Ford Mustang 2018 como perfecto acceso de gama. El Mustang es en estos momentos uno de los deportivos más atractivos y económicamente interesantes del momento, con una puesta a punto muy mejorada para convencer a los europeos y con una trasera que gusta de redondear lo que comienza el tren delantero. Su diseño e historia son con diferencia sus mejores reclamos, y si el V8 no te encaja por precio, te aseguramos que el 2.3 Ecoboost es una muy buena alternativa. Por cierto, lo tienes manual o automático.

– Ford Mustang Ecoboost desde 40.350 euros.
Ford Mustang Convertible Ecoboost desde 44.350 euros.

Lotus Elise

Si lo que estás buscando es un deportivo de verdad, de los que priman las sensaciones por encima incluso del confort, el Lotus Elise es tu mejor opción. Un coche por y para puristas, ideal para su uso en circuito, pero con unos mínimos exigibles para circular por carretera sin problemas. Es el Lotus más económico que puedes comprar hoy, también uno de los que más y mejor defiende la impoortancia de un muy bajo peso por delante de una alta potencia. Sin filtros para bien y para mal, es un coche de culto que te asegura una experiencia de conducción imposible de igualar por el resto de coches deportivos.

– Lotus Elise desde 48.973 euros.

Porsche 718 Cayman / 718 Boxster

Porsche ha vuelto a los motores de 4 cilindros, y ojo amigos que esto es sólo el principio. El deportivo que da acceso a la gama Porsche defiende un planteamiento muy especial con un motor bóxer de 4 cilindros capaz de alcanzar los 365 CV en su configuración más potente en la actualidad. ¿Ha conseguido que nos olvidemos de los 6 cilindros? Lamentablemente no, pero aún así ofrece una respuesta y progresividad poco habitual en los motores Turbo. A todo ello debemos añadir su diseño de deportivo con motor central, un muy bajo centro de gravedad y un espíritu GT que te permiten conciliar las tandas y los paseos de fin de semana.

– Porsche 718 Cayman desde 59.325 euros.
– Porsche 918 Boxster desde 61.547 euros.

Alpine A110

El regreso de Alpine a las carreteras ha sido sin lugar a dudas una de las mejores noticias que hemos tenido en los últimos meses. Renault ha recuperado Alpine para fabricar un deportivo de verdad, con un concepto inédito en la actual gama Renault que hace uso de sus propias soluciones y diseños. Un coche pensado para ofrecer un combinado de deportivo y GT, a medio camino entre un Alfa Romeo 4C y un Porsche 718 Cayman, de muy bajo peso gracias a su construcción íntegra en aluminio y con un motor en posición central 1.8 TCe de 252 CV. Las primeras unidades acaban de llegar al mercado y es muy probable que en el futuro a corto y medio plazo conozcamos de nuevas variantes e incluso una versión aún más potente.

– Alpine A110 desde 61.500 euros.

Jaguar F-Type

Jaguar ha creado una versión de acceso a la gama F-Type con la que atacar a los 718 Cayman y 718 Boxster. Aunque el concepto del F-Type difiere en tamaño y peso del que ofrecen los biplazas de motor central de Porsche, la idea de integrar un 4 cilindros de 300 CV bajo el capó del F-Type nos presenta un deportivo muy equilibrado, ideal para conciliar el uso diario con un nivel de prestaciones suficiente. Obviamente nos encontramos con una pérdida de carácter con respecto a los más temperamentales V6, por no hablar del V8, pero por precio y consumos es sin duda una opción que merece la pena valorar. De espíritu GT, las sensaciones deportivas se mantienen intactas en este 4 cilindros gracias a su ágil trasera y su retrasado puesto de conducción.

– Jaguar F-Type desde 65.700 euros.
– Jaguar F-Type Convertible desde 73.350 euros.

Alfa Romeo 4C

Junto al Lotus Elise hablamos de uno de los coches más deportivos y radicales, también uno de los que más cerca nos deja de un verdadero coche de competición. La principal característica del 4C es el empleo de un chasis monocasco de fibra de carbono, un diseño inédito en su categoría que le proporciona una ligereza y rigidez sin rival. Emplean un motor 1.75 Turbo de 241 CV ubicado en posición central, con cambio secuencial y tracción trasera. Podemos considerarlo como el coche más deportivo de este listado, también el más puro y posiblemente más exclusivo. Homologado para su uso en carretera, todo en él está enfocado a ofrecer la mejor experiencia de conducción posible, lo que irremediablemente tiene una contrapartida en forma de confort limitado.

– Alfa Romeo 4C desde 66.200 euros.
Alfa Romeo 4C Spider desde 79.950 euros.

Lee a continuación: Por qué el Ford Mustang EcoBoost tiene ahora 290 CV (en vez de 317 CV) y por qué no debería preocuparte

Toda la información que necesitas sobre el modelo Alfa Romeo 4C: análisis general del modelo, ficha técnica, precios, fotos y todas las noticias relacionadas.

  • Alvaro Peñalba Morales

    El Alpine tiene 252cv ;). 280 es el que lleva el Megane

    • David Clavero Domínguez

      Bien visto, ya estaba yo pensando en un Alpine RS ;-) Gracias por el apunte

  • X 2.0

    Buena lista, la verdad es que todos ellos son bastante interesantes. El 4C por ejemplo, es un deportivo de lo mas completo de su segmento. Y el Alpline es un coche del que sinceramente creo que mejor no se puede hacer.

  • Jose Luis

    Me quedo con el Lotus.