CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Motos

6 MIN

Yamaha TZR 80, el porno de los 16

Óscar García | 11 Oct 2021
Yamaha Tzr 80 Rr 2
Yamaha Tzr 80 Rr 2

No sé muy bien como está el tema del carné de moto ahora, lo cierto es que me importa un comino. Lo que si me importa es que ahora, con 16 años, no podrías disfrutar de una moto como de la que hoy vamos a hablar. Ahora, las motos están limitadas en papeles, como todos sabemos. Así, si tienes un accidente y te matas, será culpa de tu poca diligencia en vez, de no tener guardarrailes como dios manda, carreteras bien asfaltadas y, sobre todo, conductores con carné de moto mejor preparados.

Con esto de la libertad sexual, que está muy bien, supongo que podré hablar de esto. En mi juventud, había unas revistas que se llamaban "Porno Duro", creo recordar que eran revistas pornográficas pero con imágenes un tanto desfasadas, hombres con bigote, mujeres con pelo rizado , hablo de la cabeza. Pero tampoco nos interesaba mucho en la adolescencia más complicada iniciarnos en esas artes carnales, porque teníamos motos como esta Yamaha TZR 80, Porno Duro para un chaval de 16 años.

¿Esta Yamaha TZR sería peligrosa? Sin duda que no. Lo más parecido a que tengas el carné de coche, el B y puedas llevar una moto de 125. Vamos a suponer que coges la 125 más deportiva del momento, la Aprilia RS 125 (la nueva de cuatro tiempos) de la que ya escribí aquí. Esta Aprilia tiene 15cv, es la más potente del sector. Bien, empecemos.

Las cifras oficiales de la Yamaha YZR 80

Su motor tenía “solo” 74 centímetros cúbicos, rendía oficialmente 12,1 cv a 8750 rpm, casi 15 en la última que se vendió, en los bancos de potencia siempre dio más 15 cv. Además, el motor era fácil de preparar, con unos pequeños retoques le ganabas dos o tres cv. Esta dos tiempos de refrigeración líquida, se arrancaba a pedal. Se quedaba en unos 110 kg y tenía un cambio de 6 marchas que hacía que sobrepasase los 120 km/h. Pero no solo era un motor potente, además era fiable. Muchas de otras ochenta llevaban motores italianos, que en aquella época eral algo más delicados.

Sin embargo, lo que más molaba de la Yamaha TZR 80, no solo es que su motor era muy capaz para su cilindrada, sino ese aspecto de moto gorda que encandiló a los adolescentes de la época. Casi todas las 80 cc, provenían de sus hermanas menores de 50 CC. Pero esta Yamaha TZR 80 era heredera de sus hermanas mayores

La Yamaha TZR 80 RR era la mejor entre sus rivales, que no eran pocas ni cojas; NSR 80, Derbi GPR. Estas 80 además, era la mejor iniciación posible a la moto deportiva, estas motos eran sobre todo divertidas llevándolas en la zona roja del cuentarrevoluciones. Una vez que se te quedaba pequeña, el paso lógico era una 125 de la época, de dos tiempos y más de 30 cv. Creo que el nuevo carné, ese que puedes llevar motos de 125 con el carné de coche, ha hecho que se popularice el scooter en las ciudades, que está bien. Pero ha quitado variedad a los auténticos apasionados de las dos ruedas que están empezando.

La última TZR 80

Dicen las voces expertas, que es la mejor de todas. Que supieron mejorarla sin quitar la esencia que hizo que estas Yamaha de 80 fueran objeto de deseo de adolescentes con acné. Mejoraron la calidad de componentes y acabados, quitaron vibraciones.. Lo cierto es que es una moto preciosa. La asemejo en mi época, a la Aprilia RS 50. La más deportiva y prestacional de los “ciclomotores” que podíamos conducir con 14 años.

Esta 80 no tenía chasis de ciclomotor, venía con un Deltabox, que como ya sabes es un invento del genio del chasis español: Antonio Cobas. Era vox populi que, quitando un cable, creo recordar que del encendido electrónico, la moto ganaba potencia para salirse de las prestaciones legales. ¿Qué chaval de 16 años no querría esta moto?

La parte ciclo en general estaba por encima del motor y las manos de cualquier chavalito, lo que le daba un plus de seguridad. He tenido la oportunidad de probar alguna moto eléctrica, la parte ciclo de las motos eléctricas a menudo, deja mucho que desear. El cuadro de instrumentos era espartano, no tenías nivel de combustible, pero es que ¿has visto alguna moto de competición con este indicador? Los que habéis llevado dos tiempos, sabéis que, con estar un poco al quite, no hay problema ya que cuenta con grifo de reserva. En cuanto notas un sonido diferente, ese típico de cuando te vas quedando sin gasolina en un dos tiempos y que, por intentarlo describir, sería como si el sonido del dos tiempos se ahogara, como si empezara a encontrarse afónica. En ese momento, doblabas el lomo y ponías la posición de reserva y recobraba su brío y su sonido.

La TZR 80 era perezosa en bajas, para disfrutarla mejor entre 7500 y 10.500. ¡10.500 revoluciones!. Recuerdo en una comida, cuando un amigo me contaba feliz las gustosas cualidades deportivas de su coche diésel. Tomé un sorbo de vino, sonreí y le dije “ Mira Carlos, el rango de revoluciones que tu usas para la conducción deportiva, en mis coches es para ir ahorrando combustible. Estirar un motor, en este caso de dos tiempos, cuando a los transfers le apetecen dar la patada y llegar a 11.000 o 12.000 vueltas podríamos describirlo como “la escalera de Dios”. Te lleva ahí arriba y por un momento ese sonido se vuelve visible.

La Yamaha era más cara que sus competidores, cómo no, era mejor moto que no quita que con otra te lo pasaras igual de bien. Tenían además de la RR, una versión tipo Naked que costaba menos dinero. A mí, la que me gusta es la que llevaba los colores de la moto de Joan Garriga, piloto mundialista, creo (hablo de memoria) que corría en 250 CC.

Hoy en día se venden en el mercado de segunda mano entre los 1500 y los 3000 euros. Lo cierto, es que si está bien conservada es una buena pieza de colección. Otra moto que me gusta y que si os apetece escribiremos de ella (y que tiene el mismo precio hoy) es la Cagiva Freccia 125.  De las 80 de los 90 ¿Con cuál te quedarías?

8
FOTOS
VER TODASVER TODAS