A pesar de la destrucción del conflicto, este coleccionista de clásicos de Alepo no ha perdido su pasión

 |  @sergioalvarez88  | 

Mohammed Mohiedin Anis es como nosotros. Es un anciano apasionado por los coches que durante toda su vida amasó una pequeña colección de clásicos. Con unos 30 vehículos, en gran parte americanos, el conflicto sirio asoló su ciudad natal de Alepo. La ciudad ha sido durante años escenario de duros combates entre el ejército del régimen y los rebeldes, en el que la población civil ha sido la verdadera perdedora, con miles de víctimas inocentes. Mohammed tuvo que abandonar la ciudad, y al volver, tuvo que hacer frente al terrible estado de sus antiguas posesiones, así como sus preciados coches clásicos.

Era propietario de 30 coches, y actualmente sólo tiene 13 coches, la mayor parte completamente destrozados.

Su fotografía se ha hecho viral. Sentado en una cama, escucha con nostalgia un gramófono mientras fuma una pipa, en lo que son los restos destrozados de su antigua casa. Mohammed estudió medicina en Zaragoza durante los años 70, y tras su retorno a Siria, fundó una empresa de productos cosméticos. La modesta fortuna familiar y los negocios de su padre nunca pudieron apaciguar su pasión por los coches clásicos y por el automóvil en general. Tradujo al árabe los manuales de taller de varios vehículos Fiat y antes de que estallase el conflicto quería abrir un museo de coches clásicos en el país.

El conflicto acabó con sus sueños. La guerra no entiende de vidas o posesiones, y mucho menos de las aficiones particulares. Antes de huir del conflicto, quitó los volantes y asientos de sus coches, con el objetivo de dificultar su robo. Según AFP, algunos vecinos evitaron el robo de otros de sus vehículos e incluso impidieron a los rebeldes montar un cañón antiaéreo en un Chevrolet del año 1958. De sus 30 coches clásicos, sólo 13 estaban aún en su casa. 7 coches habían sido confiscados por la policía y el resto de vehículos han sido robados, o están en paradero desconocido.

Al menos su Volkswagen Thing y el Hudson rojo parecen estar cercanos al orden de funcionamiento.

El conflicto llevaba años azotando Alepo, y el propio Mohammed confiesa que sufría cada vez que uno de sus coches sufría daños. “Cuando uno de mis coches sufre daños, es como si los sufriera uno de mis familiares. Tengo que bajar a comprobar su estado”. El estado de los coches supervivientes es francamente malo. Han sido vandalizados, destripados, o han sido pasto de la metralla. En el mejor de los casos, sólo les han caído encima algunos cascotes. Aunque Alepo ha recuperado una paz relativa, devolver estos coches a su estado original llevará muchos años. Pero Mohammed piensa llevar a cabo esta titánica empresa.

Quiere dejar a sus hijos e hijas estos coches en herencia, y ha rechazado ofertas por algunos de estos coches. En su colección se incluyen máquinas muy dispares. Desde el Pontiac del año 1950 que su padre conducía hasta un Volkswagen Thing de los años 70, pasando por Hudson Commodore del año 1948 o un Cadillac descapotable del año 1947, que había adquirido en subasta hacía años. Este Cadillac habría transportado a seis presidentes sirios en el pasado, con una elevada importancia histórica. El camino por delante es duro, y asume que tiempos pasados sí fueron mejores, pero es optimista de cara al futuro, “ahora la vida es dura, pero no debemos perder la esperanza”, sentencia.

Si hay algo que el conflicto no ha mellado, es su pasión.

En Diariomotor:


Lee a continuación: Vídeo: ¿cómo se pronuncian correctamente los nombres de las marcas de coches?

  • Roberto Moyers

    Gracias por estos consejos me ayudarán para mi Taller mecanico

  • Kanzler

    Cada guerra es una vergüenza y los que hoy las provocan, critican las barbaries del pasado, como formula para venderse por buenos.
    Me gustaría estar frente a un Obama y ver su reacción a este video.
    Pero preferiría fumar una pipa con este hombre allí, con la música de su gramófono , poder dialogar con un sabio y no con un reptil como el Obama
    Una guerra de capricho, contra un pueblo de parte de un Obama al que Asad le incomodaba y siempre por el mismo motivo: lo que mueve a esos coches que este hombre atesora: el petróleo.

    Es increíble ver con que aplomo , aunque parezca una locura, ver un hombre al final de la vida haciendo proyectos que durarían mas que el resto de sus días y sin embrago como sabio que es, lo sabio no es creer que llegará un día a restaurarlos, sino mucho mas elevado, el mantenerse vivo tratando de hacer camino.

    Todo pasa y todo queda

    Pero lo nuestro es pasar

    Pasar haciendo caminos

    Caminos sobre la mar

    Nunca perseguí la gloria

    Ni dejar en la memoria

    De los hombres mi canción

    Yo amo los mundos sutiles

    Ingrávidos y gentiles

    Como pompas de jabón

    Me gusta verlos pintarse de sol y grana

    Volar bajo el cielo azul

    Temblar súbitamente y quebrarse

    Nunca perseguí la gloria

    Caminante son tus huellas el camino y nada más

    Caminante, no hay camino se hace camino al andar

    Al andar se hace camino

    Y al volver la vista atrás

    Se ve la senda que nunca

    Se ha de volver a pisar

    Caminante no hay camino sino estelas en la mar

    Hace algún tiempo en ese lugar

    Donde hoy los bosques se visten de espinos

    Se oyó la voz de un poeta gritar

    Caminante no hay camino, se hace camino al andar

    Golpe a golpe, verso a verso

    Murió el poeta lejos del hogar

    Le cubre el polvo de un país vecino

    Al alejarse, le vieron llorar

    “Caminante, no hay camino, se hace camino al andar”

    Golpe a golpe, verso a verso

    Cuando el jilguero no puede cantar

    Cuando el poeta es un peregrino

    Cuando de nada nos sirve rezar

    Caminante no hay camino, se hace camino al andar

    Golpe a golpe, verso a verso…

    • LS R

      Siempre se puede contar con este Kanzler para una BUENA HABLADA DE MIERDA.

  • ADN

    Ahora imaginen que en vez de preciados automóviles fuesen vidas de miembros de su familia. Las guerras destrozan todo, y no discriminan importancia personal o histórica. Algunos de sus coches parecen mirar a las cámaras pidiendo una segunda oportunidad de ser restaurados.

  • Xistral

    A mi me dan pena los coches, pero me da más pena ver el entorno destruído y las vidas que allí habrán quedado truncadas…

  • alex.remsen

    Já! Reportaje patrocinado por Unicef, que si no… Ay dios, sólo les mueve la avaricia a algunos

  • maikelcandanga

    Han bloqueao el video. Una pena….