Actualizado 18:43

BMW X5 en fibra de carbono, un prototipo ligerito y real

( @omiguel ) el

Estamos acostumbrados a ver en los prototipos, esos que se ven en los salones, cargados de tecnología, formas imposibles y muchas otras características típicas de un prototipo. Otras veces también nos presentan nuevos materiales para hacer más los coches ligeritos e igualmente resistentes.

La fibra de carbono es un elemento clave en el desarrollo de nuevas carrocerías. Es cierto que la tenemos implantada en el mundo del tuning para decorar o para sustituir otras piezas en plásticos más pesados pero desde hace tiempo ya se experimenta en la creación de chasis desde la base con materiales compuestos. BMW, entre otras, comenzó a hacer pruebas como por ejemplo este X5 construido en CFRP (Carbon Fiber Reinforced Plastic).

El traducido como plástico reforzado en fibra de carbono es un material con grandes cualidades en cuanto a absorción de energía, en rigidez estructural y en ligereza. Por hacer una sencilla comparación, el CFRP es aproximadamente la mitad de pesado que la misma cantidad de acero y es aproximadamente igual de fuerte que éste. BMW probó a construir un X5 de primera generación utilizando este material.

Prototipo de BMW X5 en CFRP (plástico reforzado con fibra de carbono)
Prototipo de BMW X5 en CFRP (plástico reforzado con fibra de carbono)

El chasis está fabricado en CFRP con lo que pesa la mitad que el chasis original del X5 y para completar la reducción de peso tanto el techo como la zaga y el capó están “maquetados” en este material, solamente las puertas siguen siendo de acero. El total de ahorro en peso con el coche en plenas facultades de funcionar es de 200 Kilogramos. El doble de ahorro que por ejemplo el Murciélago LP 670-4 SV con respecto al.

Este ejemplar “plastico” del X5 ha recorrido más de 40.000 kilómetros para ofrecer datos a BMW que le sirvan para evolucionar este tipo de materiales compuestos. Quizá, en un futuro no muy lejano, en los coches haya poco de acero y mucho de plástico con todos los beneficios que eso traería. Este es el buen camino, no conviene olvidar el dicho de “no me des un caballo si me puedes quitar un kilo”.

Prototipo de BMW X5 en CFRP

Vía: Bmwblog
En Diariomotor: BMW X5 2010