¿Os acordáis del espectacular Gumpert Apollo? Aquél superdeportivo alemán fue un apasionante proyecto que terminó en la quiebra. Un empresario hongkongnés llamado Norman Choi compró los restos de la empresa, ya independiente de su fundador original, Roland Gumpert. Con un presupuesto abultado y mucha pasión por el automóvil han llevado a fruición este nuevo proyecto, que sólo comparte el nombre Apollo con aquél Gumpert de antaño. El Apollo IE es la primera creación de Choi, y es en palabras de su creador, "un GT1 nostálgico del siglo XXI". Una impresionante máquina cuyo precio arrancará en 2,3 millones de euros.

Continuar leyendo »

25 de octubre de 2017