27 de diciembre de 2018 (*) actualizado a las 13:43

Una de las tecnologías más prometedoras del año 2014, el sistema Hybrid Air desarrollado por PSA (Peugeot-Citroën) en colaboración con Bosch, tiene ante sí el difícil reto de encontrar socio que permita reducir los costes de fabricación y comercialización. Con una hoja de ruta presentada por Peugeot y Citroën donde se dibuja la irrupción comercial de la tecnología en algún momento de 2016, las últimas informaciones dejan ver serias dificultadas para llevar al mercado el sistema, pues con un coste aproximado de 500 millones de euros, PSA podría no contar con el músculo económico suficiente para defender una apuesta tan sumamente arriesgada.

Continuar leyendo »