CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor

4 MIN

La DGT advierte, 200€ de multa y 3 puntos del carné por llevar, aunque no lo uses, un dispositivo de detección de radares

David Villarreal | @davidvillarreal | 12 Oct 2021
Dgt Reforma 2021 Detector Radares
Dgt Reforma 2021 Detector Radares

La próxima gran reforma de la Dirección General de Tráfico ya está lista para su aprobación definitiva. Y, entre otras novedades, ya sabemos que la DGT multará con 200 euros y 3 puntos del carné la presencia de cualquier dispositivo de detección de radares en el coche, independientemente de que lo estemos, o no, utilizando.

Llevar un detector de radares en el coche es una infracción grave. Ahora bien, ¿qué diferencia existe entre un avisador de radares y un detector de radares? ¿y con los inhibidores de radares?

¿Qué sistemas son legales para evitar multas por exceso de velocidad?

La DGT contra los detectores de radares

Los detectores de radares que persigue la DGT son capaces de identificar la presencia de un radar. Su funcionamiento es relativamente sencillo. El detector rastrea la presencia de un radar rastreando el espectro electromagnético en el que funcionan los cinemómetros con que trabaja la Dirección General de Tráfico. Ante una señal que sea compatible con las que emiten los cinemómetros de tráfico, el detector avisa al conductor de la posible presencia de un radar.

Los detectores de radares no requieren de una instalación compleja y suelen ser muy compactos y pueden ocultarse fácilmente en el vehículo. Hasta ahora, tanto el apartado G del artículo 76 y el apartado 6 del artículo 13 de la Ley sobre Tráfico y Seguridad Vial, como el anexo II que establece las sanciones que están sujetas a detracción de puntos, prohibía expresamente "utilizar mecanismos de detección de radares o cinemómetros":

Se prohíbe instalar o llevar en los vehículos inhibidores de radares o cinemómetros o cualesquiera otros instrumentos encaminados a eludir o a interferir en el correcto funcionamiento de los sistemas de vigilancia del tráfico, así como emitir o hacer señales con dicha finalidad. Asimismo se prohíbe utilizar mecanismos de detección de radares o cinemómetros

Prohibido portar un detector de radares

La gran novedad presente en la reforma de la Ley sobre Tráfico es que ahora estará prohibido el mero hecho de portar en el coche un mecanismo de detección de radares, de manera que el apartado 6 del artículo 13 quedará redactado como sigue:

Se prohíbe instalar o llevar en los vehículos inhibidores de radares o cinemómetros o cualesquiera otros instrumentos encaminados a eludir o a interferir en el correcto funcionamiento de los sistemas de vigilancia del tráfico, así como emitir o hacer señales con dicha finalidad. Asimismo se prohíbe llevar en el vehículo mecanismos de detección de radares o cinemómetros.
Quedan excluidos de esta prohibición los mecanismos de aviso que informan de la posición de los sistemas de vigilancia del tráfico.

Con esta medida, la DGT pretende evitar que un conductor pueda eludir una sanción por el uso de un detector de radares por no poderse demostrar si lo estaba utilizando, o no, en el momento de ser identificado por los agentes de Tráfico.

Detectores, inhibidores y avisadores de radar

Ya hemos visto que los detectores de radar están prohibidos, usarlos y llevarlos en el coche. Y su funcionamiento se basa en un rastreo del espectro electromagnético para detectar las señales que envían los cinemómetros.

Es importante diferenciarlos de los inhibidores de radar, que interfieren el funcionamiento del cinemómetro e impiden que funcionen correctamente, evitando que detecten nuestro exceso de velocidad y por lo tanto nos sancionen. El uso de los inhibidores de radar está sujeto a sanciones mucho más severas, de hasta 6.000 euros y la pérdida de 6 puntos del carné. Los talleres que instalan estos dispositivos pueden enfrentarse, además, a sanciones de hasta 30.000 euros.

Por último tenemos los avisadores de radar, que no detectan radares, ni los inhiben, sino que se basan en un sistema de navegación y cartografía y una base de datos de geolocalización de radares, para avisarnos al aproximarnos a un radar fijo - cuya localización es pública y conocida y compartida por la DGT - o incluso a la posible localización de un radar móvil, en aquellos basados en la información que comparte la comunidad. Estos días os contábamos, por ejemplo, cómo identificar radares móviles en Waze. Los avisadores de radar son legales y su posesión y utilización no está sancionada.

Galería: así será la nueva reforma de la DGT

9
FOTOS
VER TODASVER TODAS