ESPACIOS
ENERGÍA Y SOSTENIBILIDAD
Cerrar CERRAR

Por qué se supone que debería importarnos que Europa supere a EEUU y China en producción de hidrógeno

El sector energético siempre ha sido un elemento estratégico y geopolítico, pero en el panorama actual es fundamental. La estrategia del hidrógeno de la Unión Europea pretende situar a nuestro continente como líder mundial en la producción y distribución de hidrógeno para impulsar la transición a energías limpias y combatir el cambio climático.

El plan revela varios objetivos clave para la UE, entre ellos la producción de 40 gigavatios (GW) de capacidad renovable para la producción de hidrógeno de aquí a 2030, y la producción de al menos 10 millones de toneladas de hidrógeno bajo en carbono para ese mismo año.

Según la presidenta de la Comisión Europea, Europa ya supera a China y EE.UU. en producción de hidrógeno

Algunas de las afirmaciones de la Presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en su discurso sobre la estrategia europea del hidrógeno son, cuando menos, atrevidas. Una de ellas es que la UE ya supera a China y Estados Unidos en el desarrollo de la energía del hidrógeno.

Si bien es cierto que la Unión Europea ha estado dando importantes pasos en la dirección correcta con respecto a su estrategia del hidrógeno, no es menos cierto que EE.UU. y China también están intensificando sus esfuerzos en este campo y es momento de aumentar los esfuerzos si se quiere liderar ese mercado.

EE.UU. aprobó recientemente la Ley de Reducción de la Inflación, que invierte miles de millones de dólares en la creación de infraestructuras de energías limpias, entre ellas la producción y distribución de hidrógeno. China, por su parte, es el mayor productor y consumidor de hidrógeno del mundo, con una estrategia centrada en el uso del hidrógeno para construir su economía y cumplir sus objetivos climáticos.

No es un secreto para nadie el nivel de polución en China, puedes acceder a imágenes de estos años en que la calidad del aire es paupérrima, con lo cual es entendible el esfuerzo que hacen en este aspecto. Otra afirmación de von der Leyen es que el hidrógeno va a ser la «clave para desbloquear» la transición energética y que es la «pieza que faltaba en el puzzle climático».

Aunque el hidrógeno tiene potencial para desempeñar un papel crucial en el futuro sistema energético, todavía hay cuestiones a solucionar en cuanto a su producción, almacenamiento y distribución a gran escala antes de que pueda materializar plenamente este potencial, no decimos que no se pueda llevar a cabo, sino que antes de poder lograrlo hay retos a superar.

Además, cabe señalar que el hidrógeno no es la única solución a la crisis climática, y que será necesaria una combinación de fuentes de energía limpias, como el uso de otras energías renovables, la eficiencia energética y la captura y almacenamiento de carbono, para lograr cero emisiones de CO2.

Más información: fuelcellsworks.com

Cargando...