CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor

7 MIN

Desmontando mitos: ¿Caducan los neumáticos? ¿Qué ocurre si dejamos que envejezcan?

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 2 Ene 2021
Caducidad Neumaticos
Caducidad Neumaticos

Los diamantes son para siempre, los neumáticos de tu coche, no. Los neumáticos son el único componente del coche que nos une al duro asfalto, y francamente, no les prestamos demasiada atención. Su desarrollo es costoso y complicado, y durante los años que pasan montados en nuestras llantas, reciben golpes, circulan sobre badenes y baches, y son sometidos a grandes cambios de temperatura. Son verdaderos superhéroes de caucho y metal, pero no son invencibles. Aunque los neumáticos no tienen una fecha de caducidad oficial, lo cierto es que los neumáticos envejecen y por ello es muy importante que conozcas su fecha de fabricación.

¿Caducan los neumáticos?

Los neumáticos están construidos esencialmente a base de goma, ordenada en capas en torno a una estructura de alambres metálicos - simplificando al extremo, muchos neumáticos modernos incorporan compuestos sintéticos para mejorar agarre o durabilidad. Esta goma, este caucho, se degrada con el tiempo, expuesta a los elementos y el uso. Imaginaos que compráis un juego de neumáticos nuevos y circuláis con ellos 40.000 km. Los que hayáis montado en vuestras ruedas motrices estarán en las últimas, posiblemente sin dibujo, con su estructura interna empezando a exponerse. Estos neumáticos no tienen agarre alguno, y son un verdadero peligro.

Aunque legalmente un neumático no tiene "fecha de caducidad", con el tiempo y el uso, el compuesto se degrada y pierde sus propiedades.

Ese juego de neumáticos se ha degradado hasta un extremo peligroso y debe ser sustituido, aunque se hayan fabricado hace menos de un año. Lo mismo ocurre con neumáticos que han sufrido bordillazos y presentan bultos o mordicos en sus flancos o banda de rodadura. Aunque sean neumáticos recién comprados, deben ser reemplazados. Imaginad ahora que compráis un clásico, o un coche de disfrute para fines de semana. Sus neumáticos están enteros y conservan su dibujo perfectamente. Sin embargo, estos neumáticos fueron montados en ese precioso Mercedes coupé hace ya doce años, en los que el coche apenas ha recorrido 10.000 km.

Esos neumáticos pueden haber perdido propiedades y aunque tengan un excelente aspecto, podrían no ofrecer el mismo nivel de agarre, además de ser más propensos a pinchazos o reventones. Por norma general, cuando los neumáticos cumplan cinco años de monta, deberían ser revisados a fondo por un profesional para verificar su buen estado. Estamos hablando de neumáticos expuestos a cambios de temperatura y un esfuerzo constante, en condiciones tan variables como su uso. ¿Qué pasa con neumáticos que nunca han sido montados pero han sido fabricados hace años? En este caso, no se recomienda su uso más allá de 10 años desde su fecha de fabricación.

Un neumático montado tiene una vida útil de unos cinco años. Aunque hayan estado almacenados de forma correcta, no se recomienda montar neumáticos que tengan más de 10 años.

Para que mantengan esa vida útil de 10 años, deben estar almacenados en un lugar seco, fresco y bien ventilado. Ahora bien, en cuanto estos neumáticos sean montados, su vida útil óptima pasa a ser de cinco años, hasta el mencionado máximo de 10 años. Si montamos unos neumáticos fabricados hace tres años, los podremos usar con garantías hasta que tengan ocho años. Si montamos unos neumáticos fabricados hace siete años, tendremos tres años de margen de utilización. Siempre que se monten neumáticos que llevan años almacenados, es recomendable que un profesional los inspeccione y verifique su buen estado.

La asociación ADINE, que agrupa a los principales importadores y distribuidores de neumáticos de España, dice lo siguiente: "los neumáticos no tienen fecha de caducidad, ya que no existe ninguna normativa europea ni nacional donde se regula la caducidad de los neumáticos. Lo que sí que existen son una serie de recomendaciones en la que coinciden los fabricantes, y es que después de 5 años de utilización de los neumáticos, debe ser examinados por un especialista, por lo menos una vez al año (al igual que periódicamente es aconsejable revisarlos). Y además, por preocupación, a los 10 años desde la fecha de fabricación (DOT) se recomienda la sustitución por unos neumáticos nuevos, aunque el nivel de desgaste no haya llegado al límite legal".

¿Cómo sé cuando se han fabricado mis neumáticos?

El propio neumático nos lo dice. En su flanco, además de la marca comercial o su medida y código de velocidad, podemos encontrar su fecha de fabricación. Se suelen grabar en el neumático a un tamaño pequeño, con un formato de cuatro dígitos. Esta información está presente en todos los neumáticos por imperativo legal, y nunca debería haber sido borrada o alterada de alguna forma - sería manifiestamente ilegal. Por ejemplo, si en un neumático vemos grabado el número "4716", ese neumático ha sido fabricado en la semana número 47 del año 2016 - un año tiene 52 semanas.

Un neumático fabricado hace años estará en buen estado si ha sido correctamente almacenado.

¿Puedo circular con neumáticos "añejos"? ¿Pasaré la ITV?

Puedes, pero no debes. Estarás comprando papeletas para una lotería que no quieres ganar. Puede que no te pase nada, pero puede que un día tengas que hacer una esquiva o frenar con fuerza, y ese día puede que el neumático no te responda como debiera, y tengas un susto (o un accidente). Tus neumáticos deben estar siempre en perfecto estado, inflados a la presión correcta. Desde Diariomotor recomendamos ejercer precaución a la hora de comprar neumáticos de segunda mano. Si no han sido revisados a conciencia - lo que incluye un paso por una máquina de rayos equis - por un gestor autorizado, pueden tener edades elevadas y un historial desconocido, tanto de uso como de almacenaje.

No pretendo generalizar ni mucho menos, pero mi única experiencia con neumáticos de segunda mano no fue positiva. Antes incluso de trabajar en Diariomotor, en mi primer coche, necesitaba cambiar los neumáticos traseros y mi presupuesto era extremadamente ajustado. Los dos neumáticos de segunda mano que monté en el eje trasero me costaron 60 euros. En apariencia estaban nuevos, pero en la primera rotonda la zaga del coche se me descolocó como si hubiera tirado del freno de mano - en seco, y en pleno verano. Los neumáticos eran del año 2001, y quién sabe qué vida habrían llevado.

Las ITV deberían vigilar la edad de los neumáticos de los coches. Se ven auténticos peligros públicos con la ITV en vigor.

Por supuesto, exigí otros neumáticos en mejor estado, a lo que accedieron sin cobrarme un céntimo tras mi explicación: aquellos neumáticos eran completamente inservibles y fueron reemplazados por neumáticos en mejor estado. En las ITV no se vigila la fecha de fabricación de los neumáticos. He visto coches con la ITV en vigor, pese a montar neumáticos con más de 15 años y una banda de rodadura claramente cristalizada. Mientras los neumáticos estén estructuralmente en buen estado y tengan dibujo a un nivel legal, la realidad es que no tendrás problema en pasar la ITV.