En los últimos años hemos conocido importantes innovaciones en suspensiones como las estabilizadoras activas, la suspensiones interconectadas o los amortiguadores adaptativos. Sin embargo, mucho antes de popularizarse estas soluciones, en 1999, un muy poco conocido Citroën Xantia Activa consiguió una hazaña en materia de estabilidad, un registro que todavía sigue siendo prácticamente imposible de alcanzar por deportivos y superdeportivos de gran renombre y mucho mayor precio.

Continuar leyendo »