¿Cuánto cuesta una señal de tráfico? ¿Cuánto nos costó reducir la velocidad a 110 km/h?

David Villarreal  |  @davidvillarreal  | 

Tal vez nunca te hayas preguntado cuánto cuesta una señal de tráfico. Pero hay razones que te podrían llevar a hacerte esa pregunta. La primera, la pura curiosidad. La segunda, constatar lo que nos costó a los españoles la reducción del límite máximo de velocidad general de 120 a 110 km/h. La tercera, y solo espero que no, que tras haber destrozado una en un siniestro y haber sido reflejado en el correspondiente atestado, se te reclame el coste de su reposición. Tráfico respondía a esta pregunta en un artículo, a nuestro juicio interesante, sobre la fabricación de las señales verticales de nuestras carreteras.

La reposición de una señal, sin incluir el poste, ronda entre 90 y 300 euros. La instauración temporal de un límite general de 110 km/h en 2011 costó 40 euros por señal.

Según tráfico, cada día se reponen entre 30 y 50 señales de tráfico. La reposición de una señal, sin incluir el poste, ronda entre 90 y 300 euros, según su tamaño y forma. Recordemos que las señales están fabricadas en metal, acero galvanizado o aluminio, un metal al que se da la forma que se busca, según la indicación de la señal, y unas dimensiones concretas. Tras la limpieza del metal, se recubre con una imprimación, para crear los textos y dibujos y aplicarlos en una lámina, con la cual se almacena durante 48 horas antes de colocarla, a una temperatura similar a la del exterior, para que "se acostumbre" a estar a la intemperie.

Entre otras curiosidades cabe mencionar la del coste que tuvo para el erario público la aplicación de un nuevo límite de velocidad general en 2011, una medida que estuvo en vigor durante tan solo unos meses. Aquella decisión obligó a revisar aproximadamente 6.000 señales en toda España, en dos ocasiones, la primera para reducir el límite a 110 km/h, y la segunda para regresar a 120 km/h. En aquella ocasión Tráfico recurrió a una solución más económica, reversible, y socorrida, la de aplicar un adhesivo que sustituyera el dos central por un uno. El Ministerio de Fomento estimó el coste por señal de aquella acción en 40€. Es decir, aproximadamente habría costado 240.000 euros la revisión de todas las señales verticales de nuestras carreteras para adaptarse al límite de velocidad de 110 km/h.

Las señales de tráfico generalmente se reponen por desperfectos sufridos en accidentes, pero también por el vandalismo. Según Tráfico, la limpieza de una señal que ha sufrido pintadas tiene un coste entre 45 y 75 euros.

Como ya os decíamos, si un atestado refleja que en un accidente, del que hemos resultado culpables, se ha dañado una señal o un guardarrail, el coste de su reparación correrá a cargo del responsable del accidente, o su aseguradora. En cualquier caso, si se trata de una acción de vandalismo, además de los costes de su reparación, el responsable puede ser condenado a una sanción penal de hasta 3.000€.

De todos estos temas la Dirección General de Tráfico ha hablado en su revista, en este artículo.

Fuente: Dirección General de Tráfico
En Diariomotor:

Lee a continuación: Madrid tendrá un Plan de Calidad del Aire más restrictivo: ¿se prohibirán finalmente los diésel? Parece que sí

Ver todos los comentarios 13