Cerrar CERRAR
MENÚ
Logo IconSearch Icon
Monoplazas
Logo Icon

3 MIN

El nuevo motor para la clase Nacional de la Fórmula 3 japonesa debuta en Motegi

Hace tan solo veinte días llegó el anuncio oficial por parte de la Fórmula 3 japonesa sobre su nueva normativa para la clase Nacional de cara a 2018. Ni tres semanas han pasado y el primero de los coches acorde a esta normativa se ha puesto ya en pista, realizándose el shakedown del motor Volkswagen A18-CN que montarán los Dallara F312. Compartiendo pista con los diecinueve pilotos que tomarán parte en la cita del campeonato japonés de Fórmula 3 este fin de semana en Motegi, el nuevo concepto de clase Nacional tuvo su estreno esta mañana sin excesivos problemas de rodaje.

El monoplaza en cuestión se trata del Dallara F312 que pertenece al equipo B-MAX Racing Team y que usó SYUJI en la tercera cita de la temporada en Fuji -este fin de semana vuelve a correr pero lo hará con un F306- mientras que el piloto designado para realizar las labores de probador ha sido nada más y nada menos que Yuhi Sekiguchi. El japonés cuenta con una dilatada experiencia en Fórmula 3 ya que disputó cuatro temporadas completas y estuvo como piloto invitado en citas puntuales en 2013 y 2015. A lo largo del día de hoy fue el encargado de rodar con el monoplaza, completando un total de 24 vueltas.

Tal y como estipula la normativa de la clase Nacional para 2018, el monoplaza es un Dallara F312 acorde a las normativas usadas entre 2012 y 2016 equipado con el nuevo motor Volkswagen A18-CN basado en una versión anterior del propulsor usado por el fabricante germano en la Fórmula 3 europea preparado por Cox. El cambio implica entre otras cosas la presencia de levas en el volante y un pilotaje distinto al de los demás coches de clase Nacional, monoplazas con orígenes entre 2006 y 2008. Por la mañana inicialmente hubo problemas de reglaje del motor pero fueron solventados tras su primer stint.

Al volante del "nuevo" coche, Sekiguchi logró un registro mejor que el de cualquier otro piloto de la clase Nacional, nueve décimas por debajo del tiempo obtenido por DRAGON. Aunque buena parte de la diferencia tiene su origen en las manos de quien se pone al volante -DRAGON es poco más que un gentleman driver y Sekiguchi es profesional-, que el tiempo se haya obtenido en su primer día es positivo y el propio Sekiguchi cree que con pocos ajustes más se puede ganar medio segundo. Mañana Sekiguchi seguirá rodando al tomar parte en los entrenamientos libres del campeonato.

Sitio oficial | J-Formula3.com

Artículos Relacionados

Treinta años sin el Grupo B: repasa con nosotros los coches que lo hicieron inolvidable