Fue otro de los pilotos nacidos en el semillero de la Federación Francesa de Automovilismo bajo el paraguas de los éxitos conseguidos durante más de una década por Sébastien Loeb y Sébastien Ogier. Quentin Gilbert era una de las jóvenes estrellas más prometedoras de la cantera gala. Así lo reflejaban sus resultados en 2015, año en el que consiguió el doblete al anotarse de forma incontestable los triunfos en el JWRC y WRC3 en una misma temporada, algo que le daba acceso directo a disputar en 2016 el WRC2 al volante de un Citroën DS3 R5.

Continuar leyendo »

28 de septiembre de 2017

A pesar de que han terminado con las copas de promoción que tenían en Francia y además se espera que su relación con la FIA para suministrar los coches del JWRC/WRC3 llegue a su fin al terminar esta misma temporada, Citroën parece estar dispuesta a repetir el experimento llevado a cabo esta temporada para todos aquellos pilotos que competían en WRC2 con un DS3 R5 y que tuvo como premio el competir con un World Rally Car en el pasado Rally de Gales.

Continuar leyendo »

Kris Meeke y Craig Breen no serán los únicos pilotos de Citroën en el próximo Rally de Gales. A ellos se sumará el piloto del WRC2, Quentin Gilbert, el cual ganó la pasada temporada los títulos de WRC2 y JWRC y que por tanto tenía asegurado este año un programa con el DS3 R5. Después de una temporada de continuos problemas y fallos mecánicos en su montura, parece que la marca de los dos chevrones ha querido en parte consolar a su pupilo ofreciéndole un nuevo inicio, en Gales.

Continuar leyendo »

No se puede decir que Citroën no esté apostando por los jóvenes talentos. Además de seguir suministrando el coche con el que se disputa el Mundial Junior, la promoción de Stéphane Lefebvre al equipo oficial supone un nuevo espaldarazo para los nuevos pilotos que llegan al Mundial de Rallyes. Ahora, la firma de los dos chevrones busca el sucesor del piloto nacido en Nœux-les-Mines con una especie de competición extraoficial dentro del WRC2.

Continuar leyendo »

Estamos cerca de un cambio de ciclo en el Mundial de Rallyes similar al que se espera que sufra la Fórmula 1 en los próximos dos años. Mientras que los actuales integrantes del WRC tratan de batir al intocable Sébastien Ogier, una promoción de nuevos talentos llama a la puerta de los equipos oficiales para tratar de robar algo de protagonismo al de Gap. Una generación, que por probabilidad, debería devolver a los pilotos nórdicos a la posición de fuerza que tuvieron antes del dominio galo.

Continuar leyendo »