CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor

7 MIN

El descuido de la DGT y de tu seguro que te puede costar 1.500€ de multa y la inmovilización de tu coche

David Villarreal | @davidvillarreal | 27 Oct 2022
Multa 20000 Euros Dgt 01
Multa 20000 Euros Dgt 01

A estas alturas nadie debería dudar que la Dirección General de Tráfico obliga a tener asegurados nuestros coches. Y no solo eso, nuestro coche ha de estar asegurado independientemente de que este se encuentre en movimiento o estacionado en la vía pública. Lo que nos lleva a una de las multas, de cuantía nada desdeñable, que podría recibir nuestro coche incluso aparcado en la vía pública. Ahora bien, ¿puede un descuido de la DGT y de nuestra aseguradora costarnos 1.500€ de multa y la inmovilización de nuestro coche?

La informatización de la administración pública ha llevado a agilizar muchos trámites. Para que los agentes de Tráfico comprueben que nuestro coche está asegurado ya no es necesario portar la póliza del seguro, ni tampoco el resguardo que demuestra que está al corriente de los pagos. Basta una consulta a la base de datos de la DGT para que un agente compruebe la situación irregular de nuestro vehículo, si dispone de seguro, o si ha cumplido con la Inspección Técnica de Vehículos.

¿Pero qué sucede cuando estos registros fallan? ¿Cómo puedo comprobar que la DGT conoce que mi coche está asegurado? ¿Qué sucede si se produce un error? ¿Cómo puedo resolverlo?

En el proceso de notificación del seguro de nuestro coche a la DGT pueden producirse errores y costarnos multas de hasta 1.500€, e incluso la inmovilización de nuestro coche

El proceso de notificación del seguro a la DGT

Al contratar una póliza de seguro, nuestra aseguradora comunicará a la DGT que nuestro coche dispone de seguro y quedará registrado en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados (FIVA). Al adquirir un coche nuevo o de segunda mano es importante que nos aseguremos de que nuestro vehículo está asegurado antes de la entrega de llaves. Las aseguradoras suelen completar este proceso de un día para otro de manera que, incluso en una compra de un coche de segunda mano que se cierre rápido, podamos disponer del seguro en el momento de recibir nuestro coche.

Pero es importante que sepamos que el registro en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados puede demorarse algún día. Y eso nos llevaría al problema que trasladamos en este mismo artículo.

También existen errores en la notificación del seguro que, de nuevo, nos llevan al problema que mencionamos en este artículo. En ocasiones, la aseguradora podría no haber registrado correctamente nuestro coche o incluso haberse producido un error en el traslado de datos, como introducir incorrectamente la matrícula. Por experiencia propia, este tipo de errores se producen con relativa frecuencia y es por eso que recomendemos asegurarnos de que nuestro vehículo conste en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados y por lo tanto que la DGT conozca que nuestro coche dispone de seguro.

La aseguradora se encarga de comunicar al DGT que nuestro coche dispone de seguro y de registrarlo en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados (FIVA)

¿Cómo compruebo que la DGT sabe que estoy asegurado?

  • Si el coche cuyo seguro queremos comprobar está registrado a nuestro nombre, podemos comprobar que está asegurado accediendo a la Sede Electrónica de la DGT. Desde la Sede Electrónica de la DGT comprobaremos nuestros puntos, encontraremos la documentación de nuestro coche y recibiremos una alerta si en los registros de Tráfico no constase que nuestro coche está asegurado.
  • La aplicación móvil miDGT también nos mostrará esta información, como en el caso anterior, si el coche que queremos comprobar está registrado a nuestro nombre. Os recomendamos la descarga y utilización de esta aplicación, en la que podemos llevar nuestro carné de conducir, comprobar nuestros puntos del carné, el permiso de circulación de nuestro coche y su ficha técnica. Descargar aplicación miDGT en Google Play (dispositivos Android) y en el Apple Store (dispositivos iOS).
  • Solicitando un informe reducido de la DGT, que es gratuito, y que puede solicitarse independientemente de que un coche esté o no registrado a nuestro nombre, también podremos comprobar incidencias, como que el seguro del vehículo no esté registrado o no disponga de ITV en vigor. La sede electrónica de la DGT nos permite solicitar rápidamente estos informes.

¿Qué sucede si la DGT identifica nuestro coche como no asegurado?

Como os decíamos, el problema de que un coche no esté registrado correctamente en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados reside en que en cualquier control de Tráfico los agentes podrán sancionarnos con una multa, e incluso inmovilizar nuestro coche.

Si la comprobación se realiza sobre nuestro coche estacionado la multa asciende a 800€. Y no solo eso, los agentes de Tráfico podrían solicitar una grúa para llevar nuestro coche al depósito de vehículos y asegurarse de su inmovilización. Tráfico podría reclamarnos los gastos derivados de la inmovilización, que se sumarían a la pertinente multa.

Si la comprobación se realiza en un control en carretera, con nuestro vehículo en circulación, la multa asciende a 1.500€. De nuevo, los agentes de Tráfico podrían solicitar la inmovilización del vehículo y, de no poder realizarse en condiciones de seguridad en el punto en que fue sometido a un control, solicitar una grúa para enviar nuestro coche al depósito de vehículos. De nuevo, Tráfico podría reclamarnos los costes derivados del traslado en grúa e inmovilización.

Podemos ser multados por no disponer de seguro si nuestro coche no está registrado correctamente y así lo identifican los agentes en un control aleatorio en carretera (multa de 1.500€) o incluso si nuestro coche está estacionado (multa de 800€) y nuestro coche puede ser inmovilizado y trasladado en una grúa al depósito de vehículos

¿Qué hago si la DGT me ha multado por error?

Si hemos recibido una multa, porque nuestro coche no estaba registrado adecuadamente en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados, lo primero que deberíamos hacer es contactar con nuestro seguro para informarles de la situación, solicitar que registren nuestro coche en el FIVA y que se encarguen de efectuar las pertinentes reclamaciones.

De otra forma, y tras haber registrado correctamente el vehículo como asegurado, tendremos que iniciar un proceso nada cómodo para solicitar a la DGT la anulación de la multa y evitar la reclamación de los costes derivados de la inmovilización si nuestro coche ha sido trasladado al depósito de vehículos.

Contacta con tu seguro si has recibido una multa, para que se encarguen de llevar a cabo las reclamaciones pertinentes, y también si compruebas que tu coche no está correctamente registrado en el FIVA, para que resuelvan la situación

¿Qué hago si mi coche no está registrado como asegurado?

Si comprobamos que nuestro coche aparece como no asegurado en los registros de la DGT, deberíamos resolver la situación cuanto antes para evitar este tipo de problemas. Como os contamos en este artículo, lo normal es que un coche se registre correctamente en Tráfico en el momento de ser asegurado, pero por desgracia es relativamente común que algunas tramitaciones no se lleven a cabo correctamente.

Si nos encontramos en esta situación, lo primero que deberíamos hacer es contactar con nuestro seguro, advertirles de la situación y solicitar que realicen de nuevo el registro en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados. Es importante recordar, una vez más, que el registro puede demorarse algún día y lo normal es que tardemos dos o tres días en ver cómo aparece nuestro vehículo asegurado en los canales de comprobación que os hemos detallado anteriormente (sede electrónica de la DGT, aplicación miDGT e informe de la DGT). Por nuestra experiencia, contactando con la aseguradora la situación debería resolverse en unos días y el único movimiento por su parte sería registrar de nuevo nuestro coche en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados.

También es importante recordar que el hecho de que un vehículo no aparezca en el Fichero Informático de Vehículos Asegurados no invalida la póliza de seguro. Si sufrimos un accidente o tenemos que dar un parte o solicitar la asistencia en carretera, nuestro seguro tendrá que cumplir con las condiciones de la póliza, siempre y cuando esté vigente y estemos al corriente de los pagos, aunque se haya cometido un error al registrar nuestro coche en el FIVA.