Dejemos de ir en coche hasta para comprar el pan (antes de que nos lo prohiban por imperativo legal)

 |  @davidvillarreal  | 

La situación en la que se encuentran muchas grandes ciudades españolas en los últimos meses, y en los últimos años, con episodios de contaminación tan graves que amenazan realmente nuestra salud y obligan a establecer restricciones al tráfico, merece un poco de autocrítica. Podemos culpar a nuestros gobernantes de no haber actuado a tiempo, de habernos convencido de que comprásemos coches que no eran tan limpios como decían, de haber facilitado con sus políticas que a menudo no exista modo más lógico de llegar a nuestro trabajo que el vehículo privado, apoyando que vivamos en ciudades a decenas de kilómetros de nuestro trabajo. ¿Pero no deberíamos también reflexionar y culparnos a nosotros mismos por el uso que hacemos y haremos de nuestro coche?

Las ciudades europeas no han sido concebidas para que el coche sea necesario hasta para ir a comprar el pan

En Europa hemos asumido una función del automóvil propia de Estados Unidos, en donde es cierto que existen muy pocas alternativas más efectivas que desplazarse en coche privado. Pero nos hemos olvidado de que el urbanismo en Europa es bien diferente del que disfrutan al otro lado del Atlántico, donde las ciudades han sido diseñadas, por suerte, o por desgracia, para las necesidades del automóvil y, no solo eso, para las necesidades del transporte privado. Y donde el transporte público es en muchos casos, si bien es cierto que no en todos, una opción factible para el ciudadadno y, sobre todo, sostenible.

Basta contemplar como entre las ciudades más pobladas de los Estados Unidos es imposible – salvo alguna excepción, como San Francisco – encontrar ciudades con una densidad de población superior a los 5.000 habitantes por kilómetro cuadrado. Cifras que se superan, y con creces, en las capitales españolas más pobladas. En L’Hospitalet de Llobregat viven 53.119 personas por kilómetro cuadrado, más que en París, donde viven 52.218 vecinos por kilómetro cuadrado (La Vanguardia).

Todos podríamos hacer autocrítica y encontrarnos con hábitos y situaciones en los que podríamos haber empleado alternativas al coche privado

Exigir sacrificios por nuestra parte, cuando no existen demasiados incentivos por parte de las administraciones públicas para promoverlos, es difícil e impopular. Eso es evidente. Estoy seguro de que todos consideramos que hacemos un uso sostenible de nuestro coche, pero que también pensándolo fríamente nos encontraremos con muchos momentos en los que es probable que existiera una alternativa factible, y probablemente económica, a nuestro coche.

¿Cuántas veces hemos cogido el coche para acudir a una cena en el centro de la ciudad, asumiendo atascos, tiempo para encontrar aparcamiento y/o el coste de un parking, aún existiendo alternativas como el metro o el autobús? ¿Es necesario que vayamos a hacer la compra periódicamente, todas las semanas, a una gran superficie, teniendo supermercados a doscientos metros de nuestra casa? ¿Tiene sentido que nos marchemos de puente, o vacaciones, todos a la vez?

No se trata de demonizar el coche, que ha sido algo más que un símbolo del progreso de las sociedades modernas. Se trata de buscar, entre todos, un encaje para el coche privado en las sociedades que queremos crear, para nosotros, y para nuestros hijos.

Si no se pone fin a esta situación, el uso del coche privado acabará prohibiéndose para muchos trayectos que ahora solo entendíamos posibles en nuestro coche, como un derecho propio

Buscar transportes alternativos y sostenibles puede dejar de ser una alternativa al coche privado para convertirse en la única alternativa. La libertad para acudir al centro de una ciudad en coche privado, que hasta ahora asumíamos como un derecho propio, puede dejar de serlo si seguimos la línea actual y limitarse al uso de vehículos sin emisiones locales (o con muy bajas emisiones locales), como los híbridos y los eléctricos. Y más allá de todo lo que hayan hecho mal nuestros gobernantes, que en última instancia también ha de ser responsabilidad nuestra, en tanto les escogemos, y decidimos si volver a darles nuestro voto o no cada cuatro años si lo hacen mal, hemos de asumir que somos en parte responsables de la situación a la que se ha llegado en ciudades como Madrid y Barcelona.

Y hemos de asumir que, o contribuimos para hacer del coche privado una alternativa más sostenible, o probablemente en poco tiempo tengamos que asumir la desaparición del coche privado, por imperativo legal, para muchos trayectos que hasta ahora solo entendíamos posibles en nuestro propio coche.

En Diariomotor:

Lee a continuación: Los vehículos entrados en años están oficialmente demonizados: ¿son realmente tan peligrosos y contaminantes?

  • Kanzler

    Las administraciones son culpables del mamarracho que se ha transformado nuestra sociedad Europea.

    El problema de densidad de población, como bien se dice en el articulo, por ejemplo en L’hospitales de Llobregat como en tantas pequeñas o grandes ciudades de Europa, se debe a que jamás hubo un sensato plan de crecimiento y ubicación de las empresas, donde debe acudir a diario millones de ciudadanos.

    Los precios de alquileres y de la propiedad, manejado por especulantes inmobiliarios en sintonía con los políticos corruptos e ignorantes.

    La mala estructura de servicio publico y un problema mundial, la sobrepoblación. Somos muchos en este mundo, el planeta tiene mas de dos veces mas habitantes, de los que debería tener y con la liberación en China de permitir como hasta ahora un hijo por matrimonio, la explosión y crecimiento demográfico, esparcido por el mundo será sencillamente el fin del mundo.

    Los políticos incentiva a la producción, a la rentabilidad , a exprimir todo hasta que explote, lo importante meter mas impuestos
    Así es que han obligado a la gente a comprar basura plástica y química en las grandes superficies y arruinado la cultura europea de antaño, donde cada barrio tenía sus comercios especializados y artesanales para cada producto. Ahora van como ovejas todos con el coche al supermercado a comprar desde el pan envenenado y artificial, la carne, la verdura que viene a granel , los electrodomésticos, los preservativos, las aspirinas y dentro de poco los coches y el pequeño comerciante, artesanal desaparecido.

    Pero hurra! nos parecemos a los yankees ! Tenemos Mc Donalds y podemos entrar a comprar la basura con el coche sin mojarnos…

    • mermadon

      Por lo que tengo entendido la Tierra podría sostener hasta casi 37 mil millones de habitantes, pero con una planificación extrema en eficiencia. Hoy en día la raza humana ocupa poco más del 20% de la superficie sólida del planeta, lo que ocurre es que hay zonas muy densas en población sobre todo en el este asiático, Europa central y ambas costas de eeuu, y etc.
      En fin, si me equivoco en algo rectificarme.

      • Kanzler

        Sostener 37 mil millones de habitantes? No quiero imaginarme lo que sería. por suerte no veré seguramente nisiquiera el 2.050 donde se calcula habrá una población mundial de 9.500 millones. Hoy somos 7.000 millones y solo en China son 1.371 millones de esos 7 y en Africa, muy superior a Europa con 1.116 mil millones de los cuales descarto un 30% habrá cruzado el Mediterráneo instalándose en nuestras ciudades en los próximos dos años.

        Alimentar, calefaccionar, alojar, etc. a los miles de millones que hoy viven en situación precaria (Africa y Asia) y que invadirán Europa, creyendo que aquí es el Paraiso, hará estallar al mundo.

        Tu hablas de planificación extrema en eficacia. Suena muy lindo, pero eso sería por como suena, amas de lo que hoy hace utilizar el coche, por ejemplo.

        En Suiza han hecho un simulacro de un hipotético Blackout, o sea, han simulado un corte de energía eléctrica por unos pocos días. No quieras saber en que puede terminar, si entiendes alemán aquí puedes ver todos los videos: http://www.srf.ch/kultur/wissen/blackout-alle-videos-des-fiktionalen-dokumentarfilms

        Saludos

      • miramihuevo

        El problema no es el espacio si estuviera bien planificado, respecto a eso te recomiendo buscar en Google Universo 25. A parte a la superficie de la tierra le tienes que quitar lugares donde la vida sería imposible por varios motivos como puede ser su clima extremo o falta de precipitaciones, El Everest, el desierto africano y australiano, la Antártida… por su biodiversidad como la selva del Amazonas, o por estar muy contaminadas por poner un ejemplo.

        El mayor problema está en la falta de recursos. Más población, más recursos que hacen falta, y para hacerse con todos los máximo posible pues los gobiernos inventan guerras. Eso y la falta de educación sexual por todo el mundo porque en países subdesarrollados no tienen recursos suficientes y en el resto es considerado por demasiados un tema tabú en mayor y menor medida. También está que estamos en la época del consumismo, y por eso los coches de ahora son tan grandes, llenándolos de extras sin sentido y que no aportan nada en seguridad, y a veces en cosas que venden como seguridad que no lo son. Pero bueno, en general se debe a la falta de información o de investigación y excesiva censura y manipulación por parte de los medios.
        Un saludo.

        • Kanzler

          Gracias, increíblemente no conocía ese experimento de Universo 25.

          Creo que da la razón a mi teoría.
          Algo así está pasando ahora en el mundo con los humanos y peor, pues los ratones no consumían drogas, por lo que las reacciones agresivas eran en los ratones, insignificantes con las reacciones de los humanos ya actualmente, bajo efectos de las drogas o buscándolas.

          En esa comunidad de ratones no existían “leyes” que divagando con la igualdad de géneros, transformaran la sociedad en algo potencialmente de consumo, castrando al individuo.

          Pero lo sabemos todos. En pocos años será imposible trasladarse en coche, ni las ciudades , ni las autopistas, darán espacio para la circulación y la emigración de los chinos sin espacio en su entorno hacia todo el globo y la debilidad de occidente socialmente, tendrá exactamente el mismo efecto que Universo 25…que digo, peor !

      • Manolito Gafotas

        Ocupando ese 20% ya hemos y estamos haciendo desaparecer infinidad de especies xq tb necesitan un espacio mínimo q les estamos ocupando. No quiero imaginar q pasaría con 37k millones. Estaremos los seres humanos con nuestros perros humanizados, comiendo comida sintetica y respirando con bombonas de aire x la contaminación… Poco menos q enjaulados.

  • Santiago Taibo

    Lo que faltaba, conducir es nuestro derecho y nuestro rasgo identitario. Las ciudades consideradas con los coches existen y ofrecen un nivel de vida mucho mayor que las nuestras. El casco histórico salvo excepciones es un area muy pequeña y no es un foco de trafico, el resto de las ciudades crecieron conviviendo con el coche y no se han adaptado, culpa de ellas y no del coche. Yo uso el coche en 80% en ciudad y a diario este trayecto https://goo.gl/maps/ebxtAZtFNRL2 no hago daño a nadie y la ciudad ya es de las más contaminadas de europa por la acería y el carbón. No nos engañemos quieren acabar con el coche como quieren acabar con cualquier rasgo de sociedad occidental capitalista, igual que quieren imponer el pequeño comercio que es más caro, abre menos horas y ofrece peor servicio. Y tampoco nos engañemos con la capacidad del planeta, obteniendo energía por medio de la fisión nuclear, alimentos por ingeniería genética y reprocesando el acero, aluminio y vidrio (cosa que ya se hace) la tierra aguanta lo que le pidas, pero claro quienes nos imponen su pensamiento son más de la ideología de igualar y destruir, si fueran de la de crear estarían montando empresas en vez de partidos politicos.

  • Santiago Taibo

    Lo que faltaba, conducir es nuestro derecho y nuestro rasgo identitario. Las ciudades consideradas con los coches existen y ofrecen un nivel de vida mucho mayor que las nuestras. El casco histórico salvo excepciones es un area muy pequeña y no es un foco de trafico, el resto de las ciudades crecieron conviviendo con el coche y no se han adaptado, culpa de ellas y no del coche. Yo uso el coche en 80% en ciudad y a diario este trayecto
    https://goo.gl/maps/hKAR6rWYgnH2
    no hago daño a nadie y la ciudad ya es de las más contaminadas de europa por la acería y el carbón. No nos engañemos quieren acabar con el coche como quieren acabar con cualquier rasgo de sociedad occidental capitalista, igual que quieren imponer el pequeño comercio que es más caro, abre menos horas y ofrece peor servicio. Y tampoco nos engañemos con la capacidad del planeta, obteniendo energía por medio de la fisión nuclear, alimentos por ingeniería genética y reprocesando el acero, aluminio y vidrio (cosa que ya se hace) la tierra aguanta lo que le pidas, pero claro quienes nos imponen su pensamiento son más de la ideología de igualar y destruir, si fueran de la de crear estarían montando empresas en vez de partidos politicos.

    • M.A.

      De acuerdo en todo menos en lo del “pequeño comercio”
      En lo demás, tuyo al 100%

  • Yo

    Nunca he ido a mi actual trabajo en transporte público así que me fiaré de Google Maps. Según él, para ir de mi casa al trabajo en coche se tarda 13 minutos (realmente es raro el día que tardo tanto, normalmente entre 10 y 12). Además allí hay mucho aparcamiento, por lo que no tengo que dar vueltas y vueltas, llego y aparco del tirón. En transporte público se tarda, según Google Maps, entre 1 hora y 3 minutos y 1 hora y 10 minutos. ¿Hace falta que explique por que voy en coche?

  • M.A.

    Yo no me culpo por usar el coche. La “cultura” moderna, la vida de hoy en dia sería imposible en muchos aspectos sin la movilidad y la independencia que nos dá el vehiculo privado. Obviamente no “hasta para comprar el pan”, ni tampoco es lo mas práctico para ir al centro de muchas ciudades. Pero no acepto que el coche sea el culpable de todos los males, y menos todavia de la contaminación. Otras “cosas” también contaminan. Calefacciones por ejemplo. Y tanto consumo electrico a veces superfluo (iluminación, aires acondicionados…)
    Pero no. La única comodidad vituperable, de la que hay que hacer autocrítica, es la del coche privado…
    Pues como que no.

  • Arcest

    Con el boom de la vivienda se han hecho “urbanizaciones” alejadas del centro donde sí se necesita coche.