CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Curiosidades

2 MIN

¿Qué pasó entre "A Todo Gas" y "2 Fast 2 Furious"? Este es el corto que lo explica

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 30 Ene 2022
Preludio 2 Fast 2 Furious
Preludio 2 Fast 2 Furious

Tengo que sincerarme con vosotros. Las dos primeras películas de la saga "A Todo Gas" son mis películas favoritas. Son malas películas, pero les tengo un tremendo cariño, y su relevancia cultural en el mundo de los coches es inabarcable. Son ya iconos de una época que no volverá, y que muchos añoramos. El final de "A Todo Gas" dejaba la puerta abierta a posibles secuelas - y van nueve - pero en "2 Fast 2 Furious" nunca llegó a explicarse como Brian O'Conner acabó en Miami con un Nissan Skyline, tras vencer a Toretto en su último cuarto de milla.

Aquella carrera terminó con un Toretto accidentado, y un Brian que le hacía entrega de su icónico Toyota Supra. Con una orden de captura a sus espaldas, Brian abandonó Los Angeles y se hizo a la carretera, financiando su huida con victorias en carreras ilegales de aceleración - cómo no. Su periplo comienza con un Mitsubishi 3000GT - en verdad, un Dodge Stealth atmosférico, según el productor - pero pronto tiene que abandonarlo porque la policía lo asocia a su figura. Una chica a bordo de un Mitsubishi Eclipse Spider lo rescata, y lo acerca a un concesionario de coches, donde compra un Nissan Skyline GT-R en mal estado.

¿En qué concesionario de mala muerte tienen un Nissan Skyline GT-R R34 (en el año 2002) y lo venden por un puñado de dólares?

Restaura el coche, lo modifica, y vuelve a ganar carreras por todo el sur de Estados Unidos, incluyendo una victoria contra un Ferrari 360 Spider. En la encrucijada entre poner rumbo a Nueva York o Miami escoge el destino tropical, seducido por el buen tiempo y las mujeres de ropa ligera. Pero en cuanto llega a Miami, le pierden los coches preparados, y pronto ve cómo un Toyota Supra Mk4 y un Mazda RX-7 FD doblan una esquina. El resto, como suele decirse, es historia. Y ahora sabes qué ocurrió entre ambas películas.

Este corto estuvo disponible en la edición especial en DVD de "A Todo Gas", comercializada tres días antes del estreno de "2 Fast 2 Furious". Si queréis conocer más detalles de cómo se grabó ese corto y qué coches se usaron, os recomiendo ver el vídeo publicado por el productor de la película, explicando todos los detalles.