El fin del motor de combustión interna se acerca: Reino Unido prohibirá el diésel (y la gasolina) en 2040

 |  @davidvillarreal  | 

Reino Unido anunciará hoy mismo un ambicioso plan para acabar con el motor de combustión interna, un proyecto que pretende prohibir el diésel, pero también la gasolina, de aquí a 2040. Estaréis conmigo en que se trata de un proyecto con unos plazos extremadamente largos. Para que nos hagamos una idea del contexto temporal, y dado que estos días se están llevando a cabo diferentes celebraciones para conmemorar aquel acontecimiento, el tiempo que nos queda hasta llegar a 2040 es prácticamente el mismo que ha pasado desde que se celebraron los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992. En cualquier caso, ya no solo hemos de tener muy en cuenta la prohibición que se plantea para 2040, sino cómo las autoridades británicas pretenden expulsar de las carreteras al motor de combustión interna en los próximos años.

Aunque el plan completo aún no se ha desvelado, medios como The Guardian ya anticipan algunas de las medidas que se llevarán a cabo en Reino Unido y que, en el fondo, siguen el ejemplo de otros movimientos que ya se han producido en otros países europeos, como Francia, o Noruega.

En 2040 estará prohibida la venta en Reino Unido de cualquier coche con motor de combustión interna, y eso incluye obviamente a los híbridos. Con ello, nos encontraríamos con un panorama en el que solo estaría permitida la comercialización de eléctricos y alternativas como el hidrógeno y soluciones que como esta estén basadas en pila de combustible.

En 2040 en Reino Unido estará prohibida la venta de cualquier coche con motor de combustión interna, y eso incluye obviamente a híbridos, e híbridos enchufables

Pero el problema ya no es solo esa prohibición, que se produciría dentro de más de dos décadas, y por lo tanto existe tiempo más que suficiente para que la industria y la sociedad se haya adaptado por completo para la hegemonía del coche eléctrico. El problema llegará con las restricciones que se irán imponiendo durante los próximos años.

Según medios como Daily Mail, en el paquete de medidas que presentarán Michael Gove y Chris Grayling, de las secretarías de estado responsables del medio ambiente, y el transporte, estarán la imposición de nuevas tasas e impuestos que afectarán sobre todo a los conductores de coches diésel que utilicen las vías más congestionadas y contaminadas del país. Se espera, incluso, que se produzcan restricciones totales a los diésel y a los vehículos más contaminantes en determinadas situaciones y promover medidas aún más drásticas en el ámbito local. Probablemente, insistimos, estas medidas sean las que aceleren aún más la desaparición de los diésel en Reino Unido, primero, los vehículos no híbridos más tarde, y finalmente dejen un panorama en el que solo sea viable conducir eléctricos, antes del año 2040.

Aunque hasta 2040 aún queda mucho tiempo, el problema estará con todas las medidas que se irán tomando hasta entonces y que poco a poco irán haciendo insostenible seguir conduciendo un coche con motor de combustión interna, especialmente aquellos que no sean híbridos y, sobre todo los diésel

Los ayuntamientos serán los encargados de determinar qué restricciones se llevarán a cabo dentro de su jurisdicción. En cualquier caso, estas medidas incluirán una dotación presupuestaria que apoye las soluciones técnicas necesarias para que las localidades de Reino Unido sancionen ordenanzas que restrinjan el tráfico y lleven a cabo un plan de mejora de la regulación del tráfico que implicaría medidas tan curiosas como optimizar los tiempos y las etapas de los semáforos para que reduzcan su impacto en las emisiones de los coches, o incluso la eliminación de los dichosos resaltos para obligar al conductor a reducir la velocidad.

A lo largo del día os seguiremos informando de esta medida que, sin duda, hemos de tener muy en cuenta, porque observando lo que hagan nuestros vecinos franceses, o en Reino Unido, muy probablemente estaremos contemplando lo que sucederá previsiblemente en España en los próximos años.

Lee a continuación: Por qué no es posible la convivencia de ciclistas y coches en los términos actuales

Ver todos los comentarios 6
  • cristian

    ¿Y los politicos no podemos restringirlos? no mas de x politicos en circulacion XD

  • Elvis Cabrera Pinilla

    El caso es meternos el coche electrico a capón para favorecer a cuatro colegas

    • Daniel Vázquez Rueda

      Yo creo que llevamos mas de 100 años favoreciendo a los 4 colegas del petróleo.
      El motor de combustión interna puede dar sensaciones a un conductor que no puedas experimentar con un eléctrico (aunque esto será cuestion de tiempo). Es un diseño obsoleto, donde poder sacar el máximo probecho energético del combustible es prácticamente imposible, debido a muchísimos factores que hay que tener en cuenta. Es muy raro que el diseño de los motores no haya cambiado desde hace más de 100 años y es porque es un auténtico chollo para las petroleras. A ellos les da igual que en las ciudades no se pueda respirar, les da igual si te sale cáncer, lo único que les importa es el dineral que ganan.
      El motor eléctrico le da mil vueltas en eficiencia enérgética, mantenimiento y fiabilidad y eso lo saben ellos, sólo reprochan la baja densidad energética de las baterías, aunque esto cambiará y más con el hidrógeno, espero por el bien de este mundo que nos cambie la mentalidad y que otro mundo mas limpio y respetable es posible. Lo mismo digo para la industria naval y aeronáutica.

  • ThePgR777 .

    En 2040 habrán avanzado bastante los eléctricos, mientras haya coches eléctricos deportivos me sirve.

  • Gran Cilindrada

    Espero que no sea un prohibición absoluta y que se deje circular a vehículos históricos, aunque para que no abusen entendería y aceptaría que se impusiesen limitaciones como por ejemplo no poder circular mas de 5.000km/año o otra opción limitar su uso a 7 días a la semana.

    Esto sería una opción menos lamentable, dentro de lo lamentable que suena esta prohibición, puesto que si en el 2040 la tecnología del coche eléctrico (y la infraestructura) está tan avanzada que no echaremos de menos un motor a gasolina entonces no hará falta ninguna prohibición, el ciudadano automáticamente se pasará al eléctrico y únicamente quedaremos 4 gatos que nos apasiona el automovilísmo y su história que tendremos algún/os clásico/s en el garaje para disfrute, mientras para el día a día seguramente también gastaríamos un eléctrico, puesto que en ese escenario quedarían muy pocas estaciones servicio que surtan gasolina puesto que la mayoría se habrán reconvertido a cargadores eléctricos y nosotros nos las tendríamos que apañar para encontrar la estación o incluso comprar nosotros la gasolina en bidones. NO HAY NECESIDAD DE PROHIBIR NADA, eso no es democrácia…

  • Jpd45

    22 años a priori parecen muchos pero si tenemos en cuenta lo rápido que avanza la tecnología probablemente sea demasiado tiempo antes de empezar a ver la caída del vehículo de combustión como un elemento del pasado al que no queremos volver nunca más