Mirada atrás hacia los futuristas años 30 y tecnología de última hornada [La semana en Tecmovia]

 |  @ClaveroD  | 

Hoy en día podemos mirar atrás y observar como nuestros abuelos veían un futuro, nuestro actual presente, repleto de soluciones que poblaban cualquier espacio de espectaculares rascacielos, tecnología de vanguardia y transportes que a día de hoy continúan formando parte de nuestros sueños. Una mirada a aquellos años donde todo era posible si estaba en nuestra imaginación, pero donde la realidad forjó un camino que nos ha conducido hasta nuestro días.

Pero la tecnología está más presente y activa que nunca en el mundo del automóvil y todo lo relacionado con éste. De primera mano hemos conocido a fondo la filosofía de Mazda y su tecnología SKYACTIV, recogiendo propuestas como la de Siemens y su pionero proyecto para electrificar las largas distancias, el revolucionario sistema GPS que nos propone Pioneer, o la solución Toyota ProTect para que la piel de nuestro vehículo luzca siempre como el primer día.

Observar como el pasado imaginaba el futuro nos hace comprender muchos aspectos de nuestro presente. Años donde todo era posible y el límite parecía dibujarse más allá del infinito:

De rascacielos, zeppelines y autopistas. 1930 y la ciudad futurista

Mazda encabeza una arriesgada propuesta en su gama de vehículos: la eficiencia aplicada a todos los aspectos de éste dejando a un lado el pensar en híbridos y/o eléctricos:

Mazda CX-5, la tecnología SKYACTIV al completo, a prueba

Pioneer nos sorprendía esta semana con la presentación de un sistema de proyección en nuestro parabrisas. Una nueva manera de ver el mundo gracias a la realidad aumentada y compatible con la práctica totalidad de vehículos del mercado:

Pioneer acerca la realidad aumentada al parabrisas de nuestro vehículo

Lee a continuación: ¿Cómo serán las ciudades en 2030? [La semana en Tecmovia]