comscore
MENÚ
Diariomotor
Seguridad Vial

4 MIN

¿Cómo podemos protegernos y evitar un incendio forestal en carretera?

Cada año por estas fechas, por desgracia, los incendios forestales se han convertido en una de las tradiciones veraniegas en las que el fuego se torna en triste protagonista por una imprudencia o incluso un acto provocado. En este caso viene a cuento de Diariomotor en tanto el pasado fin de semana fallecían dos personas en un incendio que cercó una carretera y que probablemente fue provocado también por la imprudencia de un conductor o de alguien que circulaba por la carretera. ¿Qué podemos hacer para evitarlo? ¿Qué consejos nos dan las autoridades para salvar la vida en caso de que nos sorprenda un incendio? No hay duda de que de una forma u otra estos fallecimientos se podrían haber evitado.

Todo comenzó en una tranquila jornada veraniega en las costas de Portbou en la provincia de Girona. La tranquilidad vacacional se tornó en tragedia cuando los ocupantes de los coches que se habían detenido en la carretera por la congestión del tráfico se vieron cercados por un incendio. En cuestión de segundos las llamas y el humo rodearon las únicas vías de escape y la mayoría optó por abandonar su coche y descender por los riscos y los acantilados, con el peligro que ello conlleva, hasta la playa ladera abajo.

Hubo heridos por cortes, magulladuras y torceduras, pero los peor parados fueron un francés y su hija que fallecieron al abalanzarse por un acantilado.

¿Cómo deberíamos reaccionar si nos sorprende un incendio forestal en carretera?

Detener el coche si el humo dificulta la visibilidad. Cerrar las ventanillas. Dejar espacio para que puedan pasar los equipos de emergencia.

¿Quién no saldría corriendo si se ve cercado por un fuego de tal virulencia que cubrió todo en apenas unos segundos? Esa es la pregunta que todos se hacían tras esta tragedia que se podría haber evitado y que en parte, más allá del incendio, se produjo por un ataque de pánico de la gente que se encontraba en la carretera en aquel momento.

En caso de vernos cercados por un incendio en carretera, las autoridades recomiendan primero disminuir la velocidad o incluso detenernos si la visibilidad se ve reducida por el humo hasta prácticamente impedirnos ver lo que tenemos delante. Pensemos que aún peor que estar en una carretera en medio de un incendio es sufrir un accidente en medio de un incendio.

Por otro lado lo más importante es encontrar una vía de escape tales como los lados del frente principal del fuego, un área sin vegetación (como un campo de cultivo) o una zona que ya fue quemada con anterioridad. Pensemos que en muchos casos la carretera puede ser un efectivo cortafuegos que evite que las llamas salten al otro lado del arcén y nos cerquen por completo.

Si es inevitable que nos tengamos que detener, los servicios de emergencia recomiendan cerrar las ventanillas y apagar el equipo de ventilación o activar la recirculación (que evita tomar aire del exterior en el habitáculo). Bajo ningún concepto se deben ocupar los arcenes, sino dejar espacio para que puedan pasar los camiones de bomberos, coches de policía y ambulancias.

Cigarrillos y catalizadores incandescentes, un detonante del incendio forestal

Una colilla mal apagada o un coche aparcado encima de pasto seco, son los detonantes más peligrosos de un incendio forestal.

Evidentemente no estaríamos hablando de esta tragedia si el incendio nunca se hubiera producido. Todo apunta a que el detonante fue un cigarrillo encendido, u otro objeto, arrojado desde algún coche a la carretera y en las cercanías de un área de descanso. Arrojar colillas por la ventana está sancionado con la detracción de 4 puntos como una infracción grave. Por otro lado una colilla no tiene por qué ser el único detonante de un incendio, aunque sí uno de los más peligrosos en la temporada estival en nuestro país y el responsable de buena parte de los incendios que nos afectan cada verano.

Por otro lado y aunque esto sea algo que el aficionado al todoterreno más avanzado ya sabe, en pleno auge del todocamino tal vez mucha gente desconozca el peligro que entraña aparcar un vehículo en el campo. Normalmente la línea de escape y el catalizador no están suficientemente protegidos y debido a las altas temperaturas que alcanzan durante su funcionamiento, el riesgo de provocar un incendio si aparcamos encima de rastrojos y pasto seco es muy elevado.

Por lo tanto, cuando aparquemos en el campo e independientemente de que vayamos en un turismo, un todocamino o un todoterreno, jamás aparquen sobre pasto seco.

Fuente: Policía local de Cercedilla | 20 minutos Fotografías: DGT | Mercedes-Benz En Diariomotor: Guía rápida de actuación en caso de riada e inundaciones | Hoja de rescate para tu coche, importante en caso de accidente grave