Honda SENSING: evitando accidentes con una tecnología más efectiva que ya detecta peatones

 |  @davidvillarreal  | 

No es lo mismo un sistema de frenada de emergencia capaz de evitar choques en ciudad con otro vehículo, que un sistema de frenada de emergencia que sea capaz de detectar a peatones o ciclistas. La tecnología que emplean la mayoría de los vehículos con estos sistemas, se basa en radar y en la refracción de las ondas que se produce cuando estás impactan en ciertos objetos. Para detectar peatones hay que hilar fino, en muchos casos recurrir a otro sistema que podría parecer redundante, a una cámara de vídeo con un procesador de imágenes. Y es precisamente esta tecnología la que Honda quiere poner en marcha en los próximos años con el estreno de Honda SENSING, un paso adelante en su objetivo de desarrollar una sociedad “a prueba de accidentes”.

El funcionamiento de Honda SENSING, su manera de actuar para evitar un accidente, es el que sigue. En primer lugar, se detecta un riesgo, ya sea un peatón, un vehículo que se aproxima o al que nos aproximamos nosotros rebasando la distancia de seguridad, y en tal caso emite una advertencia sonora y visual para que actuemos en consecuencia. Si no actuamos, nuestro Honda iniciaría una leve frenada de advertencia, que en el último instante se convertiría en una frenada a fondo, de emergencia, para evitar la colisión o mitigar, en la medida de lo posible, sus efectos. Este sistema también es capaz, incluso, de efectuar una corrección en la dirección, por ejemplo en aquellos casos en los que un despiste del conductor conlleve una salida de la calzada con riesgo de atropello.

La tecnología de Honda es similar a la empleada por el nuevo Ford Mondeo.

Pero Honda SENSING es algo más que un efectivo sistema de detección de riesgos en carretera, a distancias de hasta 60 metros, de vehículos y peatones contra los que podríamos colisionar. Honda SENSING también contaría con Road Departure Mitigation (RDM), un sistema que detecta cambios involuntarios de carril, nos advierte de ello con una vibración en el volante y es capaz de corregir la dirección del vehículo si fuera necesario. También contaría con Adaptive Cruise Control (ACC), un control de crucero adaptativo que es capaz de seguir a los vehículos que nos preceden manteniendo la distancia y actuando sobre al acelerador y el freno, pero no la dirección, incluso siendo capaz de reanudar la marcha cuando el vehículo que nos precede a parado por completo, una función ideal para movernos por una carretera muy congestionada.

Honda SENSING también incluirá reconocimiento de señales de tráfico y una función inherente a la frenada de emergencia en ciudad para evitar una salida en falso. Es decir, el sistema de Honda también quiere prevenir ese momento en el que estamos un tanto despistados, miramos a otro sitio, quizás a una intersección o a la entrada de una rotonda, aceleramos para salir pensando que el vehículo que nos precede hizo lo propio, y en ese momento frena y chocamos contra él.

¿Cuándo veremos en los concesionarios esta tecnología? De momento Honda ha anunciado su lanzamiento en Japón, a finales de año, en la gama Honda Legend, el hermano mayor del Accord que conocemos en Europa. Su llegada a nuestro continente aún no ha sido confirmada, pero no nos quepa la menor duda de que acabará produciéndose con el lanzamiento de nuevos productos de la marca japonesa.

Fuente: Honda
En Tecmovia: El nuevo Ford Mondeo frenará automáticamente al detectar peatones

Lee a continuación: Predicción, la nueva forma de conseguir seguridad y eficiencia [La semana en Tecmovia]