Así es el futuro de Toyota: tu coche generará automáticamente los mapas del navegador

 |  @davidvillarreal  | 

¿Alguna vez te has cruzado con los coches de Google Street View o TomTom? Hace un tiempo os contábamos la metodología de trabajo de una empresa dedicada a la navegación y la cartografía como TomTom, de cómo se trabajaba con fotografías aéreas, y de satélite, o incluso cómo se comprobaba cada carretera con un coche equipado con cámaras y sistemas de posicionamiento de precisión. En el futuro nuestros coches no serán meros usuarios de la cartografía, sino que se encargarán de generar mapas, recolectar información como posiciones GPS, o incluso tomar fotografías del entorno para mejorar la precisión de los mapas. Esa es la idea que persigue Toyota, y uno de los avances que presentarán en el famoso CES 2016 en Las Vegas en unos días.

Toyota quiere aprovechar cada uno de sus coches conectados para recopilar información actualizada y precisa con la que generar mapas.

Si lo pensamos bien, nuestros coches están equipados con cámaras, y sistemas de posicionamiento vía satélite (GPS) cada vez más precisos. Teniéndolo en cuenta, nuestros coches no son tan diferentes de los utilizados por Google Street View o TomTom. Esa es la idea que ha llevado a Toyota a diseñar un sistema, basado en la nube, que recolectaría esa información – respetando el anonimato – de los coches de sus clientes, para crear mapas de una precisión muy elevada, y con un grado de actualización imposible de alcanzar utilizando los métodos tradicionales.

Aunque es cierto que la precisión de los sistemas que equipan nuestros coches no es, ni mucho menos, comparable con la de los rastreadores que se utilizan en la industria de la cartografía, Toyota pretende minimizar los márgenes de error utilizando técnicas de recomposición que se basarán en la combinación de diferentes imágenes tomadas en posiciones cercanas, y desde diferentes ángulos.

Toda la información recopilada por Toyota acabará en la nueve, para ser analizada por sistemas informáticos que trabajarán sobre una ingente cantidad de datos para componer mapas muy precisos y actualizados.

¿Por qué es tan importante emplear una cartografía más actualizada y sofisticada?

Tan importante como para hacer que el trío premium alemán, Audi, BMW y Mercedes-Benz se hayan unido en esta empresa común. La cartografía y el análisis en tiempo real del tráfico, y el estado de las vías por las que nos desplazamos, será vital para hacer del coche autónomo, y el coche conectado, una solución viable y completamente segura en los próximos años.

Eso también lo sabe Toyota, que anuncia que en 2020 comercializará coches autónomos, o al menos coches con unas capacidades de conducción automatizada muy superiores a lo que hayamos visto hasta la fecha.

Fuente: Toyota
En Diariomotor:

Lee a continuación: El smartphone sobre ruedas de Volkswagen es una reinterpretación de su clásica Transporter / California