CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Otros circuito

4 MIN

Christopher Bell hace historia en Iowa y refuerza su candidatura en la Xfinity Series

Héctor Sagués | 2 Ago 2018
christopher-bell-justin-allgaier-paralelo-nascar-xfinity-iowa-2018
christopher-bell-justin-allgaier-paralelo-nascar-xfinity-iowa-2018

Iowa volvió a ser el escenario ideal para una NASCAR que quizá debería realizar más esfuerzos para que la Cup Series tenga una cita en el estado del maíz. La alergia del campeonato mayoritario por los circuitos cortos refuerza la idea de su mayor bondad como elemento diferenciador en certámenes como la Xfinity Series, dónde una montaña rusa de emociones se apoderó del evento. El duelo entre Christopher Bell y Justin Allgaier acabó con victoria para el primero, que se convirtió en el primer piloto regular de la Xfinity en ganar tres carreras consecutivas desde que lo hiciese Dale Earnhardt Jr. en su segundo título en 1999.

Elliott Sadler salía correctamente desde la pole position e intentaba sumar su primera victoria en 2018 frente a otro favorito sin victorias en Cole Custer. Bell se pegó a ellos después de dejar atrás a su compañero Kyle Benjamin, mientras Daniel Hemric frenaba el progreso de un veloz Tyler Reddick que pinchó tras adelantar a Allgaier, Austin Cindric y Shane Lee por el extraño interior. Custer pasó a Sadler en la resalida y no miró atrás, ganando el primer segmento a Sadler, Bell, Cindric y Benjamin bajo caution por el empujón de Brandon Hightower a Vinnie Miller y el incendio del coche de Chad Finchum bajo dicha bandera amarilla.

El estrecho óvalo ayudó a ver más acción en las resalidas, como demostraron Bell, Cindric y Allgaier en un triple paralelo. Bell y Allgaier alcanzaron a Custer y a Sadler, liderando cuatro de los principales protagonistas del campeonato en pelea constante. Bell probó el interior en varias ocasiones e incluso intentó un 3-wide que estuvo a punto de salirle. Hizo Custer la misma maniobra con Sadler, adelantando al de JR Motorsports y alargando la caída de posiciones del veterano, sin agarre en tandas largas. Sin embargo, Bell cazó a Custer y le ganó el segundo segmento al pasarle a falta de cinco vueltas. Les siguieron Allgaier, Brandon Jones y Cindric.

Custer recuperó el liderato en boxes y cortó el hueco inicial a Allgaier, que buscó el exterior y el interior sin éxito. Bell presionó a Allgaier y le encontró las cosquillas después de diez vueltas de acoso por la segunda posición, yéndose a por el líder Custer de inmediato y rebasándole a falta de 96 giros para el final. Quedaba aún una parada por hacer y Bell gestionó paralelos a tres con doblados evitando que Custer le adelantase de nuevo. Allgaier perdió el ritmo del dúo de cabeza y tenía que cerrar los ataques de Brandon Jones por el tercer puesto.

Entró pronto Custer a realizar su detención, cinco vueltas antes de que lo hiciesen Bell, Jones, Allgaier, Sadler, Cindric y John Hunter Nemechek. La ejecución de la jugada fue buena pero el de Stewart-Haas siguió por detrás de Bell, que procedió a escaparse con autoridad. Benjamin adelantó a Sadler por la sexta posición, situados ambos entre un ascendente Nemechek y un más discreto Hemric que apenas se mantenía delante de Ryan Truex y Ross Chastain. Chase Briscoe trompeó justo delante de Bell, que evitó llevárselo por delante a pesar de tenerle a milímetros del frontal de su Toyota.

Quedaban solo nueve vueltas y Bell, Jones y Benjamin se escaparon en colaboración. Custer se fue al muro de la curva 3, mismo lugar dónde se accidentó Garrett Smithley para otra caution. Allgaier y Benjamin resalieron mejor que los pilotos de la primera fila en el Overtime, poniéndose Allgaier líder con Jones en su interior pero la acción se interrumpió por un accidente fuerte de Max Tullman y Matt Tifft. Bell completó la maniobra inversa en el segundo Overtime y resalió mejor desde el exterior, pasando a Allgaier por el interior después de un paralelo tenso.

Ganó así Bell su tercera carrera consecutiva, seguido de Allgaier, Benjamin, un excelente Chastain y Nemechek. Benjamin aprovechó un choque en la última curva entre Hemric y Jones, que quedaron cruzados y finalizaron 11º y 12º respectivamente. Sadler y Custer arañaron un top 10 que también se llevaron Briscoe en remontada y los discretos Truex y Ryan Reed. Cindric finalizó en una discreta 18ª posición, tan lejos como el pinchado Reddick (22º) y el perjudicado Ryan Sieg, que no vio una caution en un trompo del cual NASCAR no quiso saber nada en una nueva polémica con las banderas amarillas arbitrarias.