Conducir a bajas revoluciones: los inconvenientes de una moda que destroza coches, motores y tu bolsillo. Foto 2 de 3.