Modelos de la marca Dodge

Dodge es una fabricante de automóviles estadounidense, concretamente de Michigan, fundada a principios del Siglo XX por los hermanos John Francis y Horace Elgin Dodge, los cuales se dedicaron en una etapa inicial a la fabricación de bicicletas y otras piezas para automóviles. Su buen hacer los llevó a trabajar de la mano de Ford Motor Company en los primeros automóviles firmados por el otro gran fabricante de Detroit, una cooperación que con el tiempo se convertiría en rivalidad después de que ambos separaran sus caminos. También formaron parte de los proyectos de Olds Motor Vehicle Company, también conocida de forma coloquial como Oldsmobile.

Todos estos años trabajando con algunos de los principales fabricantes de coches de Estados Unidos, ayudó a los hermanos Dodge a emprender su propia aventura como marca. Quedaba fundada en 1914 la Dodge Brothers Motor Vehicle Company. Old Betsy sería el primer modelo que salía de la factoría de la compañía antes de que la marca se centrara en la construcción de motores para camiones y vehículos todo terreno para el ejército de los Estados Unidos.

Tras unos años de estabilidad, Dodge cambiaría de manos rápidamente, primero siendo comprada por Dillon, Read & Company en 1925 y sólo tres años más tarde llegando a manos de Chrysler. Sus constantes vaivenes económicos limitaron su penetración en el viejo continente, especialmente después de la crisis de finales de los setenta. No ha sido hasta comienzos del último lustro que FIAT, responsable en la actualidad del Grupo Chrysler, la que se ha decidido a probar suerte con algunos modelos en el mercado europeo, tratando de replicar la estrategia que ha dado resultado a Ford.

La incertidumbre que rodea al futuro del mito:

Si hay un modelo que ha marcado la historia de Dodge como fabricante de automóviles, ese es precisamente el Viper. El deportivo estadounidense por excelencia junto al Corvette, no ha visto grandes resultados con motivo de la comercialización de su tercera generación, algo que ha llevado a FCA a tomar la decisión de echar el cierre a la factoría de Conner Avenue que actualmente se encarga de su ensamblaje. Más allá de que sus cifras de ventas no han sido un éxito, también ha victo como otros muscle cars de la marca han llamado más la atención a los ojos de los compradores. Su futuro a partir de este verano es una incógnita sobre ruedas, es posible que FIAT-Chrysler decida dejar en barbecho una temporada el nombre de Viper para que su prestigio no decaiga.

Una historia marcada por la rivalidad:

No se puede negar que prácticamente cada movimiento por parte de Chevrolet o Ford es contestado por Dodge en forma de modelo o viceversa. Los tres fabricantes estadounidenses por excelencia se han marcado durante los años de cerca y cada uno de ellos ha tenido su propio modelo representativo en cada uno de los segmentos. Una buena muestra de esta rivalidad la encontramos en los deportivos. Ford GT, Chevrolet Corvette y Dodge Viper se han disputado el cariño de los estadounidenses apasionados por el motor, situación similar a la que ocurre entre los muscle cars, con el Mustang, Camaro y Challenger como principales representantes de cada una de estas marcas.

Adiós al icónico carnero de Dodge:

Muchos recordarán el haber visto en pruebas o en vídeos hablar de Dodge como “la firma del carnero”, sin embargo, desde principios de esta década la referencia a dicho animal se ha reducido debido a la modificación del logotipo de la marca. Fue en 2010 que la reestructuración dentro del Grupo Chrysler llevó a que Dodge y RAM Trucks pasaran a ser dos firmas independientes. Como en cualquier separación amistosa, una de las dos tuvo que decidir quedarse con el carnero como símbolo, un honor que correspondió a las pick-up de RAM, mientras que Dodge optó por diseñar uno nuevo, más moderno, con las letras del nombre completo y dos bandas rojas oblicuas como representación inequívoca de la marca. Después de casi ocho décadas representando a Dodge, el carnero se despedía.