BMW y Mercedes-Benz unen fuerzas para desarrollar coches autónomos

David Villarreal  |  @davidvillarreal  | 
Bmw Mercedes Coche Autonomo

BMW y Mercedes-Benz (Daimler) están cada vez más unidas, tras haber encontrado áreas de negocio realmente importantes, e incluso críticas, de cara al futuro de sus respectivas marcas, y de la propia industria del automóvil. BMW y Mercedes-Benz unen fuerzas, esta vez para desarrollar coches autónomos. Una noticia de gran calado que, de paso, revela mucho acerca del futuro de la industria.

BMW y Mercedes-Benz unidos por el coche autónomo

Tras haber unido fuerzas formando un gigante de la movilidad, en el que estarán compañías como car2go y MyTaxi, BMW y Mercedes-Benz desarrollarán conjuntamente la tecnología del coche del futuro, del coche autónomo.

De momento, Daimler y BMW han firmado un acuerdo de entendimiento, que les llevará a dar los primeros pasos en el desarrollo de las tecnologías que, según ellos, equiparán la mayoría de los coches a mediados de la próxima década. En cualquier caso, BMW y Mercedes-Benz también reconocen que su objetivo es caminar juntos hacia el coche autónomo, hasta el momento en que el automóvil se convierta, de verdad, en un coche sin conductor.

 title=

Inicialmente, Daimler y BMW desarrollarán tecnologías para la próxima generación de coches, que en esencia serán ayudas a la conducción avanzadas y sistemas que automaticen la conducción en autopista y en el aparcamiento. Su objetivo es desarrollar sistemas de conducción autónoma de nivel 4 (según SAE).

Recordemos que tanto BMW, como Mercedes-Benz, ya han equipado en algunos de sus coches asistentes de conducción, de control de crucero, que técnicamente son capaces de ajustar la velocidad a las circunstancias de la carretera, mantener la distancia de seguridad, y girar, aunque aún exigen - también por requisitos legales - que el conductor mantenga la atención en la carretera y las manos sobre el volante. BMW y Mercedes-Benz también han trabajado en asistentes de aparcamiento avanzados que permiten aparcar un coche, o salir de una plaza de aparcamiento, sin nadie en su interior, mediante un control remoto en la llave o en el teléfono móvil.

En cualquier caso, BMW y Mercedes-Benz insisten en que su objetivo es que esta colaboración llegue mucho más lejos, que desarrollen conjuntamente sistemas que automaticen la conducción tanto en carretera, como en ciudad, y que lleguen juntos hasta el lanzamiento de un coche completamente autónomo.

Más imágenes del prototipo Vision Tokyo:

Lee a continuación: Mercedes-AMG GLE 53 4MATIC+: 6 cilindros, compresor eléctrico, turbo y 435 CV

Ver todos los comentarios 0