CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Tecnología

3 MIN

BMW pone fecha de caducidad a las enormes pantallas que invaden el salpicadero de tu coche

Elena Sanz Bartolomé | 9 Ene 2023
Bmw I Vision Dee  11
Bmw I Vision Dee  11

BMW sorprendió al mundo del motor cuando desveló que los pasajeros que ocupen la fila trasera del nuevo BMW Serie 7 podrán disfrutar de una pantalla táctil de 31 pulgadas con resolución 8K. Para los alemanes, en el futuro, este tipo de tecnología será la única que sobreviva en el habitáculo de sus coches: Oliver Zipse, CEO de la marca bávara, ha puesto fecha de caducidad a las enormes pantallas integradas en el salpicadero de los coches.

En una conferencia ofrecida en el Consumer Electronics Show de Las Vegas, Oliver Zipse aprovechó la presencia del BMW i Vision Dee para hablar sobre el futuro tecnológico de sus vehículos. Este prototipo sirve como avance del equipamiento que veremos en la próxima generación de los coches eléctricos de la marca: entre las novedades, destaca una enorme pantalla frontal que se extiende por todo el ancho del parabrisas y está integrada en el mismo.

Una fuente de distracciones

BMW pretende reemplazar las pantallas convencionales con estos enormes head-up display (HUD). Para Oliver Zipse, las superficies que albergan los sistemas de infoentretenimiento son un error: “Las distracciones son la principal fuente de accidentes, no la velocidad. Es un error que el conductor tenga que mirar hacia abajo para manejar los controles del coche”.

El CEO de BMW está “absolutamente convencido” de que las enormes pantallas que invaden la zona central del salpicadero pronto serán historia: “En diez años desaparecerán”. E, incluso, da por hecho que las regulaciones podrían obligar a los fabricantes a cambiar sus diseños interiores y a eliminar este tipo de dispositivos.

La propuesta de BMW

BMW apuesta por una tecnología de visualización frontal que convierte el parabrisas en un enorme head-up display que abarca todo el ancho de la superficie acristalada. Los actuales HUD proyectan un pequeño campo de visión y ellos quieren ampliarlo para proporcionar información al conductor dentro de su línea de visión natural para que mantenga los ojos en la carretera: “Es un salto en términos de diseño, tecnología y sostenibilidad. Con nuestra tecnología, todas las personas que estén en el coche pueden ver la misma información: incluso los que viajan en la parte trasera”.

BMW aspira a revolucionar la industria con su nueva tecnología: queda por ver cuál será la reacción de los conductores. No habrá que esperar mucho para ello, puesto que esta tecnología se incorporará en todos los modelos que, a partir de 2025, se construyan sobre la plataforma eléctrica Neue Klasse: los dos primeros serán un sedán y un crossover.