CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Dodge

3 MIN

Una segunda vida para este V10 de un Dodge Viper: convertirlo en una mesa que escupe fueg

Elena Sanz Bartolomé | 10 Oct 2021
Dodge Viper Mesa  05
Dodge Viper Mesa  05

¿Los enormes motores de combustión se convertirán en una cosa del pasado a medida que el mundo del motor continúa su transición hacia la movilidad sostenible? Esta es una pregunta que nos hacemos muchos y cuya respuesta tardará en llegar. Si se cumplen los peores presagios, el artista John Cobb tiene una idea para dar una segunda vida a esos grandes bloques: convertirlos en muebles para el hogar. No es una idea nueva, pero no deja de sorprender. Sobre todo cuando te cruzas con una mesa de café hecha con el V10 de un Dodge Viper que, literalmente, escupe fuego.

Es el proyecto más ambicioso de John Cobb. A sus manos llegó un Dodge Viper de 2002 y fue entonces cuando nació la idea de construir algo con aquel V10. El artista no quería hacer otro mueble más, buscaba algo excepcional y se puso manos a la obra. El primer paso fue retirar toda la suciedad, la pátina natural y renovarlo para que pareciera nuevo.

7
FOTOS
VER TODASVER TODAS

Diez cilindros de fuego

A continuación equipó cada uno de los diez cilindros del motor del Dodge Viper con su propio quemador y su propio encendedor para que escupieran fuego. Esta fue la parte más compleja porque requería un minucioso trabajo de electricidad y cableado: no es nada fácil lograr que una decena de sistemas de encendido individuales se pongan en marcha a la vez con una sola vuelta de llave.

Y es que esta particular mesa de café cuenta con un arranque similar al de cualquier coche: basta con girar una llave. Los quemadores se alimentan con gas propano que se puede modular con un pedal que se parece mucho al acelerador que tiene el Dodge Viper. John Cobb ha unido los pistones y las bielas a la estructura para que sean las patas de la mesa y ha añadido un marco de metal que rodea el motor.

De esta forma se puede añadir una superficie de cristal en el caso de querer emplearla como una simple mesa de café. Creo que no hace falta puntualizar que el espectáculo de fuego de los diez cilindros del Dodge Viper sólo es apto para exteriores. Cada unidad cuesta 11.500 dólares (9.937 euros) y lleva cinco meses de trabajo.

Sus otras obras

En Alaris Invent, la tienda de diseño industrial de John Cobb, podemos encontrar otros muebles hechos a partir de piezas de coche: hay lámparas cuyo pie es un árbol de levas y hay botelleros basados en motores V8 de aluminio (aunque se pueden adaptar a cualquier tipo de bloque) que son el producto más popular.

Nos encontramos, al mismo tiempo, otro tipo de mesas: en lugar de emplear como base un motor, se valen del cigüeñal que hace las veces de pie y del volante motor que actúa como base para la superficie de cristal que puede ser redonda o cuadrada. Son, en definitiva, piezas tan únicas como espectaculares… y sólo aptas para los más ‘petrolhead’.

Imágenes: Alaris Invent