comscore
MENÚ
Diariomotor
Seguridad Vial

4 MIN

Por qué deberíamos seguir excediendo el límite de velocidad al adelantar en carreteras secundarias

estado-carreteras-p

Hasta hace apenas unos días, exceder en 20 km/h el límite de velocidad de una carretera secundaria para efectuar una maniobra de adelantamiento era una maniobra plenamente legal y autorizada. Esta norma, en vigor desde hace décadas y décadas, responde a una necesidad muy clara: que el adelantamiento en vías de doble sentido sea lo más rápido posible. En plata, que pasemos el menor tiempo posible en el carril contrario. Por más que lo intento, no encuentra una sola explicación sensata para la eliminación de este margen de 20 km/h para adelantamiento. Es inexplicable e incomprensible.

El Artículo 51 del Reglamento General de Circulación (Real Decreto 1428/2003, de 21 de noviembre) explicita lo siguiente:

Las velocidades máximas fijadas para las carreteras convencionales que no discurran por suelo urbano solo podrán ser rebasadas en 20 kilómetros por hora por turismos y motocicletas cuando adelanten a otros vehículos que circulen a velocidad inferior a aquellas.

Si la carretera secundaria por la que circulamos tiene un límite genérico de 90 km/h, podremos circular a una velocidad de hasta 110 km/h durante la maniobra de adelantamiento, siempre que el vehículo a rebasar circule por debajo del límite de la vía. Si la vía está limitada a 70 km/h, podremos alcanzar los 90 km/h durante el adelantamiento. Esta norma parecía hasta ahora inamovible, y seguía en vigor pese a la reducción a 90 km/h - desde los 100 km/h en vías con arcenes de más de 1,5 m - del límite de velocidad en las vías secundarias de doble sentido.

Por el momento, la eliminación del margen de 20 km/h en adelantamientos no está implantada. Es un anteproyecto de ley que debe pasar por el Congreso.

La anulación de este margen de 20 km/h estaría contemplada en la inminente reforma del Reglamento General de Circulación. Una medida, que al contrario que las modificaciones al carnet de puntos - se aumenta la detracción de puntos por usar el móvil al volante, entre otras medidas - no está incluida en un Real Decreto, ni ha aparecido en el Boletín Oficial del Estado. Es, de momento, un anteproyecto de ley que debe ser ratificado en el Congreso de los Diputados. Por tanto, puede estar sujeta a modificaciones, y puede incluso no ser aprobada.

Y ahí es dónde quiero llegar. Usando Diariomotor como mi humilde tribuna, pido a la DGT que no vaya adelante con esta modificación del Reglamento de Circulación, en lo tocante al margen de 20 km/h para adelantamientos en carreteras secundarias. Sabemos que son las vías que acumulan más mortalidad y excesos de velocidad, pero desgraciadamente, son las vías que muchos profesionales y particulares deben usar en sus desplazamientos diarios. En muchos casos, la única alternativa son vías de peaje, cuyos precios no dejan de aumentar cada año de forma religiosa.

El adelantamiento más seguro es el adelantamiento más rápido.

Ante las perspectivas económicas, muchas familias y profesionales se verán prácticamente "obligados" a usar este tipo de vías de comunicación. Aunque no existiese un previsible aumento del tráfico en estas vías, ya soportan una importante porción de los desplazamientos por carretera. En dichos desplazamientos, los vehículos más lentos - como camiones cargados - deben poder ser adelantados con plena seguridad. ¿Cuándo es un adelantamiento más seguro? Cuánto más rápido sea, menos tiempo pasaremos en el carril contrario. No hay vuelta de hoja.

Eliminar el margen de 20 km/h en adelantamientos es tirar piedras contra la seguridad vial de nuestro país, y por tanto, no podemos apoyar dicha medida. Además de condenarla públicamente, creemos que será más seguro romper la ley y exceder el límite de la vía en este tipo de maniobras. Personalmente seguiré usando el margen de 20 km/h existente. Puede que en un futuro esté incurriendo en una ilegalidad - y en ese caso me expondré a multas por exceso de velocidad - pero no estaré poniendo en peligro mi vida, ni la de mi familia, de forma gratuita.

La DGT también desplegará más drones para la vigilancia del tráfico, especialmente en vías secundarias.

Con esta normativa, sería mejor que todas las secundarias fueran de línea continua.

No os estoy pidiendo que vulneréis la ley si esta medida llega a aprobarse, pero valorad fríamente si vuestra vida es más valiosa que los 50 euros - con la rebaja por pronto pago - de multa que os juguéis en caso de hacerlo. ¿Qué os parece esta medida planteada por Pere Navarro y la DGT? Más allá del evidente perjuicio para la seguridad, entorpecerá el flujo de tráfico de forma ostensible - parece muy claro que el objetivo es desincentivar cualquier tipo de adelantamiento - y se perfilan matices recaudatorios en su control y vigilancia.