CERRAR
MENÚ
Diariomotor EléctricosLogo Diariomotor Eléctricos
Eléctricos

3 MIN

Great Wall rompe negociaciones y deja en el aire los 1.600 empleos de Nissan Barcelona

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 14 Dic 2021
Vista AŽrea De La Planta De Barcelona
Vista AŽrea De La Planta De Barcelona

Mazazo a la industria española del automóvil. Great Wall Motor (GWM), uno de los mayores fabricantes chinos de coches, ha roto negociaciones con el Gobierno de España, según informan los sindicatos de las instalaciones productivas de Nissan Iberia en Cataluña. A apenas semanas de que estas instalaciones industriales echen el cierre, 1.600 empleos quedan en el aire tras la negativa de Great Wall a asumir la propiedad de las mismas. ¿Qué ocurrirá a continuación? ¿Hay alguna alternativa para las antiguas instalaciones de Nissan Iberia?

Lo cierto es que este anuncio ha sido duro, pero según fueron informando fuentes cercanas al acuerdo, no era del todo inesperado. La Generalitat afirmaba que Great Wall necesitaba instalaciones de mayor tamaño, aunque otras fuentes afirmaban que era un "farol" del gigante chino para lograr mejores condiciones en la negociación. Great Wall rechazó la contraoferta que el Gobierno y la Generalitat les plantearon hace apenas unas semanas, con condiciones mejoradas - más ayudas públicas, por encima de los 100 millones ya acordados - y tratos de favor.

Las instalaciones de Montcada irían a parar al fabricante de motos eléctricas Silence.

De esta forma, Great Wall cierra en gran parte la puerta a la reindustrialización de las veteranas fábricas de Nissan, que el 31 de diciembre dejarán de producir vehículos. El cierre no solo afecta a Zona Franca, también a Montcada i Reixac y Sant Andreu de la Barca. Great Wall era la alternativa favorita para la compra de estas instalaciones, donde supuestamente, ensamblaría baterías y coches eléctricos. Aun hay otras opciones, como es el caso de un "hub" de electromovilidad liderado por QEV, acompañado de un operador logístico.

No obstante, es la opción que menos garantía ofrece de recolocación de los casi 1.600 empleados de Nissan. El Port de Barcelona también ha propuesto crear un centro logístico en Zona Franca y dar empleo a hasta 4.000 personas, de la mano de Merlin Properties. Con todo, la opción más polémica es la de Tess Defence, un contratista del Ministerio de Defensa que quiere dar empleo a 300 personas, adaptando las instalaciones para el mantenimiento de carros de combate. Por el momento, la Generalitat de Catalunya se opone frontalmente a esta opción.

Nissan y las administraciones públicas tienen hasta el 31 de diciembre para evitar un cierre con despidos forzosos.

Por otra parte, el sindicato de trabajadores pide que no se cierre la puerta a esta alternativa, como es lógico. El reloj, de momento, sigue corriendo en contra, y la solución para las instalaciones de Nissan Motor Ibérica no parece tan clara. Una solución ideal sería la de una fábrica de baterías para los futuros coches eléctricos del Grupo Volkswagen, pero esa alternativa no parece que vaya a materializarse de la nada. Por el momento, todo apunta a que la solución más rápida y sencilla no será la que se imponga por arte de magia.

Fuente: ANE