El Tesla Model 3 tiene problemas de frenado, pero lo resolverán con una actualización de software

 |  @davidvillarreal  | 

Tesla sigue recibiendo críticas, en este caso concernientes a su último lanzamiento, el del Tesla Model 3. La última crítica que ha tenido que afrontar el fabricante de coches eléctricos de Elon Musk llegaba de Estados Unidos, la publicación Consumer Reports apuntaba a los problemas de frenado del Tesla Model 3. Según sus pruebas, el Tesla Model 3 alcanzaba distancias de frenado superiores a las que se esperan en un coche moderno, e incluso peores que las ofrecidas por un pick-up de gran tamaño, como el Ford F-150. Pero Tesla ya tiene una solución, lo resolverán con una actualización de software.

Los problemas de frenado del Tesla Model 3

Según Consumer Reports, la distancia de frenado que alcanzaron un Tesla Model 3 en sus pruebas, de 60 mph a la detención completa, fue de 152 pies. En el Sistema Internacional de Unidades, hablaríamos de una prueba de frenado desde los 96.56 km/h en 46,33 metros, una distancia superior a la que Tesla asegura habían conseguido en sus pruebas, que estaría en el entorno de los 40 metros.

Tal y como habría esgrimido un responsable de Tesla, en este tipo de pruebas siempre han de tenerse en cuenta numerosos factores, como las condiciones meteorológicas, la temperatura del neumático y el asfalto, o la superficie del firme.

Consumer Reports apuntó a una distancia de frenado excesivamente larga en el Tesla Model 3, lo que llevó a Elon Musk a anunciar una actualización de software con la cual lo resolverán

En cualquier caso, Elon Musk atendió la crítica de Consumer Reports y reconoció que en los próximos días aplicarán una actualización de software, remota, con la que mejorarán esas distancias de frenado. Tesla cree que mediante la calibración del algoritmo que supervisa la actuación del ABS hay bastante margen para mejorar la potencia de frenado del Tesla Model 3, en palabras de Elon Musk, hasta conseguir mejores distancias de frenado que las de cualquier otro coche comparable.

Tesla y el futuro del automóvil

Tesla sigue superando algunos de los retos que en los próximos años tendrán que afrontar todos los fabricantes de automóviles. Más allá del punto de mira en el que se ha situado esta marca tan joven, la naturaleza del coche eléctrico ha de llevar a los ingenieros a diseñar sistemas más sofisticados, como en este caso un equipo de frenos que ha de lidiar con un coche pesado, por el empleo de grandes packs de baterías. Por otro lado, Tesla nos muestra cómo será el futuro del automóvil. Un futuro en el que muchos problemas, como en este caso el de la frenada del Tesla Model 3, podrán resolverse con actualizaciones remotas, que no requerirán la intervención del cliente, ni que este se acerque a un concesionario.

Lee a continuación: Nuevo récord de autonomía para el Tesla Model 3: 810 km con una sola carga

  • Manuel Serrano Fernandez

    El futuro jaja con la autonomía que tienen, peor dinámica por exceso de peso por no hablar de lo que valen las baterías y si contaminan menos pero la eficiencia hay que mediral desde donde sale la energía que en este caso si se contamina.

    • AC/DC

      Una fuente móvil contamina mas y es mas difícil de fiscalizar que una fuente fija.
      Prefiero una planta termoeléctrica a diésel, que 1000 coches a combustión distribuidos por toda la ciudad.
      Lo de la dinámica es discutible, un model X por ejemplo es prácticamente imposible de volcar en comparación a otros SUV´s a combustión. Creo que ayer apareció un vídeo demostrando lo difícil que era hacer volcar el Model X de Tesla. Todo gracias a la distribución y posición de sus baterías tan cercanas al suelo.

      • calafons

        Sin contar además que un coche eléctrico lo podrás cargar con energía renovables y uno de combustión JAMÁS podrás hacerlo. Quien no quiera ver que esto es el futuro tiene un problema, que hay que mejorar cosas, si y mucho sobretodo en los precios.