Que el Toyota GT 86 monte ahora frenos Brembo sólo beneficia al Subaru BRZ

 |  @HerraizM  | 

Mientras esperamos impacientes la llegada del sucesor del Toyota Supra no podemos perder de vista el hecho de que la marca japonesa tiene en el Toyota GT 86 uno de los modelos fundamentales para aquellos que buscan un coche deportivo nuevo por debajo de los 40.000 euros, como el Mazda MX-5 o como el Nissan 370Z. Para nuestra sorpresa, tras haber actualizado al Toyota GT 86 hace un año, nos encontramos con que el coupé de Toyota es ahora más caro y como imaginarás los nuevos frenos Brembo son los principales responsables.

Precio del Toyota GT 86 2018

El Toyota GT 86 tiene ahora un precio de partida de 34.490 euros cuando anteriormente podíamos comprarlo por 32.990 euros, antes del último lavado de cara y después, cuando el Toyota GT 86 2017 llegó a España. El Toyota GT 86 automático pasa a tener un precio de partida de 36.490 euros.

1.500 euros de diferencia entre el Toyota GT 86 “de antes” y el Toyota GT 86 de ahora que nos llevan directamente a fijarnos en su lista de equipamiento, por si encontramos alguna diferencia que justifique este aumento de precio y sí, hay una novedad que bien justifica el desembolso extra…

Ahora existen más de 4.500 euros entre un Toyota GT 86 manual y un Subaru BRZ manual

El equipamiento de serie del Toyota GT 86 pasa por las llantas de aleación de 17 pulgadas, las ópticas LED, los retrovisores eléctricos, los daros antiniebla delanteros, el control de crucero, el diferencial trasero LSD tipo Torsen, el sistema de arranque sin llave, el climatizador bizona y el sistema multimedia con pantalla táctil y bluetooth y entre todos estos elementos de serie aparece uno más que antes no nos encontrábamos: unos frenos Brembo encargándose de la frenada en ambos ejes, algo que anunciamos a finales de 2017.

Estos frenos Brembo son el ingrediente extra que justifican la diferencia de precio respecto a la versión previa del Toyota GT 86, esos 1.500 euros que marcan una diferencia aún más notable con el Subaru BRZ, que actualmente parte desde 29.900 euros en el caso de la versión manual y desde 31.600 euros en el caso de la variante con cambio automático. 4.590 euros de diferencia entre el Subaru BRZ y el Toyota GT 86 manual, 4.890 euros en el caso de los automáticos que se hacen difícilmente justificables si tenemos en cuenta que, frenos al margen, pequeños detalles estéticos y una puesta a punto diferente de las suspensiones son los únicos cambios que existen entre un coche y otro, con la misma plataforma, con el mismo motor bóxer de 2 litros de cubicaje y 200 caballos entregados al eje posterior.

Rivales del Toyota GT 86

Por supuesto tenemos que recordar que si estás pensando en comprar un Toyota GT 86 también puedes valorar la versión de 160 caballos del Mazda MX-5, el Abarth 124 Spyder, el Nissan 370Z y coronando la horquilla de coches deportivos propulsión un Ford Mustang EcoBoost de 314 caballos por 40.350 euros.

Lee a continuación: 5 coches que deberían haberse vendido mucho más en España en 2017

Ver todos los comentarios 3
  • Vic

    Si antes prefería el BRZ, ahora con más razón.

    • sphirit

      Ademas tampoco es que antes fuese corto de frenos precisamente…
      Por cierto el volante de ahora es horrible comparado con el anterior

  • Paco Tce

    Un Abarth 124 se va un poco de precio, como le pasa al Mustang. Realmente lo que la gente continúa pidiendo a gritos es más potencia para los gemelos, unos buenos frenos son importantísimos, pero este coche con ese precio debería rondar los 250cv para que fuese una piedra en el mercado de los hothatch (que son los que se llevan el grueso de las ventas), y aun así se quedaría algo corto.