¿Cómo puede ayudar un motor V8 de Jaguar a conseguir que un vehículo supere los 1.600 km/h? No será para lo que te imaginas…

 |  @davidvillarreal  | 

No son tiempos, por desgracia, en los que se prodiguen demasiado los grandes récords de velocidad que un día movieron a la humanidad, a los pioneros, a superar todo tipo de barreras tecnológicas. Pero mientras nos estás leyendo, el Bloodhound SSC sigue tomando forma con el objetivo de lograr la mayor velocidad que jamás haya sido alcanzada por un vehículo terrestre, más de 1.000 mph, más de 1.609 km/h. Un proyecto en el que Jaguar se ha visto inmersa, no solo para que su emblema estuviera presente el día en que se logre este hito, no solo proporcionando vehículos de asistencia y no solo apoyando económicamente el proyecto, sino también proporcionando su tecnología. El Bloodhound SSC, el vehículo que superará los 1.609 km/h, tendrá un motor V8 de Jaguar con 550 CV de potencia. Pero no será para lo que te imaginas.

Para alcanzar los 1.609 km/h se necesita algo más que un motor de ocho cilindros, y esa es la razón por la cual el Bloodhound SSC empleará el reactor del Eurofighter Typhoon

Como ya estarás pensando, para alcanzar los 1.609 km/h se necesita algo más que un motor de ocho cilindros y 550 CV de potencia. El Bloodhound SSC se moverá, ciertamente, con un reactor EUROJET EJ200, de tipo turbofan. Este reactor fue desarrollado para la aviación militar y más concretamente para el Eurofighter Typhoon. Y aunque el aspecto de un reactor, y su funcionamiento, sea muy diferente al de los motores de combustión interna que utilizan nuestros coches, su esencia no lo es tanto, y es necesario un suministro de combustible, que en última instancia entra en combustión, expande el aire y produce el chorro que en última instancia garantiza el empuje del vehículo que lo utiliza.

Ahora bien, mientras un utilitario a pleno rendimiento consume en el orden de unos litros de gasolina o diésel cada hora, el turbofan del EUROJET EJ200 requiere la entrada de 800 litros de peróxido de hidrógeno (agua oxigenada) de alta concentración (HTP) cada 20 segundos. O unos 40 litros de combustible cada segundo.

El motor V8 de Jaguar se emplea a modo de bomba de combustible para garantizar un flujo de hasta 40 litros por segundo de peróxido de hidrógeno de alta concentración al reactor

Imaginaos cómo ha de ser una bomba de combustible capaz de proporcionar un flujo de 40 litros de peróxido de hidrógeno cada segundo. Ahí precisamente fue donde Jaguar podía ofrecer una solución apropiada al proyecto Bloodhound SSC.

El motor V8 Supercharged de 550 CV de potencia de Jaguar, que podemos ver en los modelos más deportivos de la casa, como el Jaguar F-TYPE R, o las versiones más potentes de algunos productos de Land Rover, no se ha concebido para propulsar a este vehículo que pretende alcanzar los 1.609 km/h de velocidad, sino para ser empleado como una bomba de combustible.

En el proceso, el proyecto del Bloodhound SSC también ha tenido que resolver otros inconvenientes técnicos, como el aislamiento térmico del motor. No podían permitirse que la elevada temperatura del motor pudiera transferirse al combustible, al HTP, porque podría provocar una explosión. De ahí que optasen por aislar el motor, y especialmente las salidas de escape, con un recubrimiento cerámico que según nos cuentan podría reducir la temperatura en estas superficies hasta un 30%.

En Diariomotor:

Lee a continuación: ¿Es caro el Alpine A110? ¿Puede competir con ese precio con el Porsche 718 Cayman?

Ver todos los comentarios 2
  • Txesz

    Pues aunque nadie se lo crea, si es para lo que me imaginaba.

    Me suena algo de que una de las bombas del motor F1, los de la primera etapa del Saturno V, tenía 25.000 cv. Lo que no se es si era la del oxidante o el combustible… Asi que si bien esto es más pequeño, en todos los sentidos, un V8 no es suficiente para alcanzar esas metas.

  • r750resurgence

    no seria mejor ponerle el motor de un mig 31. que da casi el doble potencia. por 700 kilos mas?