27 de diciembre de 2018 (*) actualizado a las 13:43

Ford pone en marcha un plan para reducir los residuos y el gasto de agua en Europa

( @javieronrubia ) el

Si hay una marca que cada día sorprende con nuevas ideas en relación a la mejora medioambiental, esa es Ford. Hemos visto como la fibra de coco será parte de sus vehículos en el futuro o como material reciclado se va a usar para distintas partes. Hoy, la firma del óvalo azul nos muestra los objetivos en Europa en relación a la mejora del desperdicio de residuos que van a parar al campo.

De 5 kilos de residuo a 1,5 por coche

La primera meta que Ford ha comunicado es la reducción del 70% en residuos gracias al incremento de material reciclable. Esto significa una dieta en la cantidad de ‘basura’ que cada coche genera, desde los 5 kilos actuales de media a 1,5 kilos para 2016.

Aunque no sólo contaminamos, sino que además gastamos más de lo necesario. En crisis también es necesario recortar gastos y no sólo de dinero. La firma ha adoptado otra medida que consiste en reducir el consumo de agua en un 30%. Según los cálculos que nos han ofrecido, si tenemos en cuenta que su producción anual asciende a 1,2 millones de coches, significaría un ahorro de unos 2,3 millones de euros para 2016 y 1,3 billones de litros de agua por año. No está mal ¿verdad? La cantidad de agua que se ahorra por coche es de 1.100 litros.

Recortes desde 2007

Ford ahorro residuos Ford of Europe ha estado siempre muy implicado con el medio ambiente tomando medidas desde 2007 que han ayudado a cuidar más el planeta. Desde esa fecha, Ford de Europa ha reducido en un 40% los residuos y el uso de agua en un 37%. No obstante, los nuevos propósitos van dirigidos a Bélgica, España (Valencia), Alemania y Reino Unido.

Para ello, primero trabajarán de forma interna y con sus socios para reducir los recursos que se usan en la producción, después para reducir la cantidad de residuos de la producción y por último, asegurando que la mayor cantidad posible de material que pueda reciclarse, se recicle o se use como fuente de energía.

Aplaudimos, una vez más a Ford y a las firmas que tratan de conservar el planeta implicándose cada vez más en proyectos que no sólo miran por las emisiones de sus coches, sino también por otros gastos que deberían tenerse en cuenta. No todo es CO2 ¿verdad?

Fuente: Ford
En Tecmovia: Ford apuesta por el coco para sus nuevos coches | Ford usa botellas recicladas para el alfombrillado del nuevo Escapey para tapizar el Focus eléctrico