27 de diciembre de 2018 (*) actualizado a las 13:43

Domino’s Pizza presenta su scooter eléctrica parlanchina

( @davidvillarreal ) el

Domino's Pizza

Una de las peculiaridades de los eléctricos que más sorprende al neófito es el silencio con que trabajan los motores eléctricos. Accionas el contacto y no sucede nada, normalmente el único indicador que nos advierte que el coche está en marcha es un luminoso en el cuadro de mandos. Aún más sorprendente es el momento de acelerar y ver que nuestras acciones sobre el pedal derecho no se acompañan del rugido al que estamos acostumbrados habitualmente en nuestros turismos diésel y gasolina, sino un zumbido que a veces se hace inaudible por cualquier peatón en el sonido ambiente habitual de cualquier calle.

Cuando recientemente probaba el Renault Twizy me percataba de que sus creadores habían habilitado un botón para emitir un «grillo», no demasiado molesto pero sí audible por los peatones, para que estos se percatasen de nuestra presencia. Pero para la original la idea que pensaron los responsables de Domino’s Pizza holandeses que encontraron una buena forma de dibujar una sonrisa en los peatones y los ciclistas a la vez que otorgaban presencia a los conductores de sus nuevas scooter eléctricas.

Pero para que lo entiendan será mejor que vean el vídeo a continuación.

Al desplazarte por el entorno urbano en zonas muy animadas de la ciudad, a veces no sólo es práctico sino imprescindible un sistema que advierta a los viandantes de nuestra presencia. Es probable que en un futuro próximo esto sea incluso un requisito legal y una obligación para todos los eléctricos.

Los sonidos que hipotéticamente saldrían de una scooter de gasolina se han sustituido por unas voces humanas grabadas que tratan de imitar acompasadamente el sonido que despediría el escape recordando de paso el nombre de la famosa cadena de pizzerías. Este bonito reclamo publicitario no deja de ser un sistema práctico e imprescindible para sus repartidores, puesto que no debe ser nada fácil moverse con un vehículo tan silencioso entre ciclistas que difícilmente advertirán que nos acercamos a su lado a más velocidad.

A veces emular el sonido del motor va más allá de lo puramente práctico, como es el caso del Audi R8 e-tron. Los deportivos eléctricos del futuro no sólo se enfrentan a una ciudad repleta de peatones incapaces de escuchar su aproximación, sino también a la necesidad del piloto de sentir que cada vez que pisan el acelerador o ganan velocidad el motor aumenta de revoluciones para transmitir toda su potencia sobre el asfalto.

¿Te imaginas poder elegir los sonidos a emitir por nuestro coche eléctrico o incluso grabarlos con nuestra propia voz?

Fuente: Domino’s Pizza | Engadget
En Tecmovia: Audi e-Sound: creando la melodía de los futuros modelos eléctricos de la marca