200 CV y prestaciones de hot hatch: así es como el Chevrolet Bolt EV quiere ser la referencia en eléctricos generalistas

 |  @sergioalvarez88  | 

El Chevrolet Bolt EV acaba de ser presentado en el Salón de Detroit. Es posiblemente el coche más importante que se presentará en la muestra estadounidense, con diferencia. Ya lo conocimos hace unos días, con un precio de unos 30.000 dólares y 320 km de autonomía, este pequeño crossover pretende convertirse en la referencia en eléctricos generalistas. El coche que convertirá a muchos a la electricidad permanentemente. Ahora sabemos que tiene 200 CV de potencia y unas prestaciones capaces de dejar a muchos coches en ridículo.

Chevrolet anuncia un 0 a 96 km/h para su Bolt EV en menos de siete segundos. Son cifras comparables a las de un hot hatch.

Bajo el capó del Chevrolet Bolt EV no encontraremos un motor de gasolina. Es un motor eléctrico que desarrolla 200 CV de potencia máxima. Su par máximo – disponible desde las cero rpm, como es habitual en los eléctricos – es de unos interesantes 360 Nm. Son cifras de potencia y par similares a las de un motor 2.0 turbo de gasolina. Una cifra de potencia más que suficiente para cualquier situación al volante. Este motor ha sido diseñado desde cero con su caja de cambios de una velocidad integrada en su carcasa.

La potencia pasa a las ruedas delanteras mediante un sistema by-wire, tanto en el cambio como en los pedales – como viene siendo habitual ya en muchos coches. En el caso de los eléctricos, la marcha atrás simplemente invierte la polaridad del motor, por lo que el mecanismo de transmisión es muy sencillo. El motor va conectado a un nuevo rack de baterías diseñado por LG Electronics. Este rack de baterías de iones de litio – compuesto por nada menos que 288 celdas individuales – pesa 435 kilos, y tiene una capacidad de 60 kWh.

El Chevrolet Bolt EV tendrá varios modos de conducción, y un modo de máxima regeneración de energía.

Este rack de baterías está situado en un falso piso del coche, rebajando de forma notable el centro de gravedad del coche, y sin afectar lo más mínimo a la capacidad del maletero. Rica también en níquel, esta batería necesita un sistema de refrigeración/climatización activo, para mantener su capacidad de carga y prestaciones a un nivel siempre óptimo. Es la mayor batería jamás equipada por un coche de General Motors y sobre el papel, permite una autonomía teórica de 320 kilómetros, como ya os habíamos informado hace tiempo.

¿Cuánto tardará en cargarse el Chevrolet Bolt EV?

De serie el coche se vende con un cargador convencional de 7,2 kW. Este cargador se enchufa a la corriente, y con un voltaje de 240 voltios, es capaz de suministrar unos 80 kilómetros de autonomía en dos horas. Usando un cargador rápido SAE Combo – un estándar de la industria – en apenas media hora podremos obtener hasta 150 km de autonomía. Los tiempos de recarga pueden variar en función de la temperatura exterior. Sus tiempos de carga y carga rápida no son tan rápidos como los de los Tesla Supercharger.

Conduciendo con un solo pedal

El Chevrolet Bolt EV disfrutará de varios modos de conducción que afectan a la entrega de potencia por parte del motor. En su modo de máxima regeneración de energía, Chevrolet ha consultado a varios expertos y entusiastas de los vehículos eléctricos, para permitir que el coche se pueda conducir con un solo pedal. Aunque no desactiva los frenos, el modo de máxima regeneración permite que el coche se detenga de forma gradual – pero acentuada – cuando levantamos el pedal del acelerador, recargando mientras tanto la batería.

Fuente: Chevrolet
En Diariomotor:

Lee a continuación: Chevrolet quiere hacer daño a Tesla con el nuevo Bolt EV, un crossover eléctrico con 320 km de autonomía

Ver todos los comentarios 2