CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
SUV

4 MIN

A subasta la colección de coches de Álvaro López Tardón, el cabecilla de "Los Miami"

miami-subasta-coches_06

Hace ya unos pocos años, Álvaro López Tardón fue encarcelado por narcotráfico. Era el dirigente y cabecilla de "Los Miami", una banda que construyó en la ciudad estadounidense un imperio de tráfico de drogas, especialmente cocaína. Fue sentenciado en 2014 a 193 años de cárcel por sus delitos. Lo que hay que reconocer es que tenía buen gusto para los coches: llegó a amasar una colección de 17 coches de lujo, entre los cuales había varios superdeportivos. Hoy ha terminado la subasta en Miami de parte de su colección de vehículos.

Tras hacer fortuna con la cocaína compró coches de lujo, relojes de coleccionista y carísimas propiedades.

La recaudación de la subasta está dirigida al Departamento de Justicia de EE.UU., que la usará para financiar cuerpos de seguridad de Florida, como los que investigaron y detuvieron a López. Entre los coches subastados destaca especialmente un Ferrari Enzo del año 2003. Sólo 399 unidades fueron construidas y su precio en subasta suele superar con comodidad el millón y medio de euros. Esta unidad - como el resto de vehículos - fue matriculada en EE.UU. y cuenta con sólamente 13.088 millas (21.063 km).

Se ha subastado por 2,1 millones de dólares. Otro superdeportivo cuyo precio final de venta ha sido de 1,2 millones de dólares, es un Bugatti Veyron 16.4 matriculado en 2008, con sus 1.001 CV de potencia y apenas 1.082 millas en su odómetro. Apenas ha sido usado y ha sido vendido con su correspondiente funda protectora, cargador de batería y otros extras. Otro coche interesante es un Maybach 57S del año 2009, cuyas llantas parecen ser Brabus si la vista no me falla. Se ha vendido por sólamente 101.700 dólares.

El Rolls-Royce Ghost de 2014 es el coche más moderno subastado, en un estado prácticamente de reestreno.

El tercer superdeportivo subastado ha sido un Ferrari F430 Spider del año 2006, con algo más de 55.000 kilómetros en su odómetro. Desde luego, lo usaba mucho más que su Bugatti Veyron o su Ferrari Enzo, y por ello se ha depreciado en consonancia. Ha sido vendido por 100.100 dólares exactamente, menos de la mitad de su coste original. También se han vendido una pareja de Mercedes G 55 AMG, equipados con el interesante 5.4 V8 Kompressor de tres válvulas por cilindro y 476 CV de potencia. Uno del año 2010, y otro del 2011.

El más moderno tenía apenas 1.200 millas en el odómetro y se ha vendido por 88.600 dólares. El más antiguo tampoco conservaba las llantas de serie, y tenía 20.388 kilómetros: se ha vendido por 73.700 dólares. Otra pareja de todoterrenos vendidos ha consistido en dos Range Rover, ambos con motor V8 Supercharged. El primero se ha vendido por 48.000 dólares, y era un Range Rover de 2010, con sólo 6.170 kilómetros en el odómetro. El segundo era un Range Rover Sport de 2013, con 33.253 kilómetros. Sólo se han pagado 42.800 dólares.

Dos caballeros ingleses cierran el lote: un Bentley Continental GTC del año 2011 - con 6.842 kilómetros y el apetecible motor W12 turboalimentado - y un Rolls-Royce Ghost del año 2014, prácticamente recién estrenado, con sólamente 3.612 kilómetros. El Bentley fue vendido por 123.800 dólares, mientras que el Rolls-Royce fue vendido por 187.000 dólares. Sea como fuere, queda claro que el crimen no sale rentable, aunque durante años sea posible disfrutar de un impresionante establo automovilístico.

15
FOTOS
VER TODASVER TODAS

Fuente: Apple Auctioneering En Diariomotor: