CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Mazda

3 MIN

Renovarse o morir: fibra de carbono y tres cilindros para el futuro del Mazda MX-5

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 25 Jul 2016
MX-5_all4gen_Side
MX-5_all4gen_Side

El Mazda MX-5 nos tiene enamorados. Es un coche como los que pocos ya quedan: simple, ligero, eficiente y muy divertido. Un pequeño roadster de apenas cuatro metros de tamaño, de propulsión trasera y equipado con una fantástica caja de cambios manual. ¿Habíamos mencionado que pesa una tonelada y sus motores son atmosféricos? Aunque su cuarta generación acaba como quién dice de ser estrenada, en Mazda ya están pensando en su próxima generación. Al Mazda MX-5 le tocará renovarse o morir.

Fibra de carbono y downsizing. El futuro del Mazda MX-5 no puede ser divergente con respecto a la industria.

Porque el mundo del automóvil será muy diferente al actual en 5 o 6 años, momento en el que se espera que el Mazda MX-5 NE sea lanzado. El ingeniero jefe del proyecto - Nobuhiro Yamamoto - ya ha confirmado algunos detalles sobre el futuro del roadster japonés. En primer lugar, dejan claro que el tamaño del Mazda MX-5 será el que es: no va a crecer ni se va a hacer más pequeño. Lo que sí parece insalvable es una reducción de pesos y consumos, condiciones indispensables para que el producto siga teniendo hueco en el portfolio de Mazda.

Para lograr esta reducción de consumos en primer lugar hace falta una reducción de peso. Mazda sabe que el coste actual de la fibra de carbono es demasiado alto, pero las economías de escala reducirán su coste en los años venideros, así como nuevas técnicas de fabricación que la marca está desarrollando. No podemos asegurar que el coche al completo esté construido en fibra de carbono, pero no me extrañaría que parte del chasis y carrocería estuviese construido en CFRP (plástico reforzado con fibra de carbono).

Mazda ha confirmado también que no habrá versiones Spyder o Speedster de producción en los MX-5 ND.

Su peso será inferior a la tonelada. Con menos peso, la marca puede instalar un motor más pequeño. Nobuhiro Yamamoto ya ha confirmado que los motores serán más pequeños. No me extrañaría que en el futuro del Mazda MX-5 nos encontrásemos con un tricilíndrico o un turbo de baja cilindrada. A pesar de ser Mazda una de las pocas marcas aún reacias a los motores turboalimentados de gasolina, este año han estrenado un nuevo Skyactiv-G turboalimentado de 2,5 litros para el mercado estadounidense. Tiempo al tiempo.

Gracias a un motor más pequeño, el coche también podrá tener neumáticos más estrechos e idénticas prestaciones con menor potencia. Una vuelta a la filosofía, peso y tamaño del MX-5 NA, con una técnica completamente diferente. De lo que estamos seguros es de que conservará su carácter y la fantástica dinámica que lo ha hecho mundialmente famoso.

Fuente: Autocar En Diariomotor:

Vídeo destacado del Mazda MX-5